Publicidad

Cuarto día de guerra: cruel amenaza de Hamás de matar rehenes dificulta el contraataque israelí

“Cualquier ataque contra casas de inocentes en Gaza sin previo aviso resultará en la ejecución pública de un rehén”, afirmó el brazo armado de Hamás; el ejército israelí retomó el control de las localidades infiltradas.

Compartir esta noticia
Israel bombardeó objetivos militares de Hamás en Gaza
Israel bombardeó objetivos militares de Hamás en Gaza.
Foto: AFP

Redacción El País
Cuatro días después del sorpresivo ataque de la organización terrorista Hamás contra Israel, la guerra está en pleno desarrollo, y todo indica que la situación irá de mal en peor. Hamás amenazó ayer lunes con ejecutar a los rehenes capturados el sábado, en respuesta a los bombardeos israelíes que se multiplican desde entonces contra la Franja de Gaza.

La amenaza de Hamás, que controlada el enclave desde 2007, se produce después de que Israel ordenó el “asedio completo” de este territorio de 360 km2 donde viven más de 2 millones de palestinos.

El grupo terrorista palestino lanzó el sábado un ataque sorpresa por tierra, mar y aire contra Israel, que compara el ataque el 11 de septiembre de 2001 en Estados Unidos.

Desde entonces, más de 900 personas han perdido la vida del lado israelí y más de 2.600 resultaron heridas, según las autoridades. Los milicianos de Hamás mataron hasta 250 personas que participaban en un festival de música cerca del enclave palestino, según la oenegé Zaka que ayudó en las operaciones de recuperación de los cadáveres.

Del lado palestino, hasta ayer eran 687 los muertos por los bombardeos israelíes y 2.900 los heridos, según las últimas cifras de las autoridades en Gaza.

El ejército israelí retomó ayer el control de las localidades del sur infiltradas por Hamás, aunque admitió que aún “podría haber terroristas en la zona”.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, pidió a la población prepararse para una guerra “larga y difícil” y llamó a formar un gobierno de “unidad nacional”.

“Lo que Hamás vivirá será difícil y terrible (...) vamos a cambiar Oriente Medio”, dijo Netanyahu.

Alrededor de 150 personas fueron secuestradas por el grupo terrorista palestino.

“Asedio completo”

Decenas de miles de soldados israelíes están siendo desplegados cerca de la Franja de Gaza. El ejército bombardea también Gaza como respuesta al ataque de Hamás.

El ministro israelí de Defensa, Yoav Gallant, ordenó un “asedio completo” del enclave. “Estamos imponiendo un asedio total a Gaza (...) ni electricidad, ni comida, ni agua, ni gas, todo cerrado”, dijo Gallant en un video. “Estamos combatiendo contra animales y actuamos en consecuencia”, agregó.

Pero la cuestión de los más de 150 rehenes tomados por Hamás está dificultando el contraataque de Israel.

“Cualquier ataque contra casas de inocentes en Gaza sin previo aviso resultará en la ejecución pública de un rehén”, afirmó en un comunicado Abu Obeida, portavoz de las brigadas de Al Qasam, brazo armado de Hamás.

Reaccionó así a la intensificación de los bombardeos israelíes sobre Gaza durante la jornada de ayer, que destruyeron instalaciones militares de Hamás y la Yihad Islámica.

Este lunes, además, se registraron nuevos intercambios de fuego y enfrentamientos armados en la frontera entre Israel y Líbano.

El grupo chií libanés Hizbulá atacó con misiles teledirigidos y morteros al menos dos objetivos militares de las fuerzas israelíes, después de perder a tres miembros en una serie de ataques perpetrados esta tarde por el Estado judío contra el sur del Líbano.

El ministro de Exteriores israelí, Eli Cohen, dijo ayer que la guerra durará aún mucho, y que el objetivo será eliminar la capacidad militar de Hamás de atacar a civiles.

¿Tregua?

De momento, tanto Israel como Hamás han negado la existencia de negociaciones para un alto el fuego.

“No estamos negociando con nadie. Estamos en guerra. Queremos hacer segura nuestra frontera”, dijo Lior Haiat, portavoz del Ministerio de Exteriores israelí durante una rueda de prensa.

Haiat tampoco quiso dar detalles sobre una posible intervención terrestre en Gaza y se limitó a señalar que se trata de “destruir la infraestructura del terror”.

En el mismo sentido se expresó hoy el primer ministro de Israel, Benjamín Netanyahu, tras comparar “las atrocidades de Hamás” con las del Estado Islámico y prometiendo “eliminar” a Hamás “exactamente de la misma forma que el mundo ilustrado eliminó al Estado Islámico”.

“Al final de la campaña, todos nuestros enemigos sabrán que fue un terrible error atacar a Israel. Lo que se hará a nuestros enemigos en los próximos días resonará en ellos durante generaciones”, dijo Netanyahu.

Por su parte, el presidente israelí, Isaac Herzog, afirmó ayer que nunca habían asesinado a tantos judíos en un solo día desde el Holocausto, como en la actual guerra con Hamás, en un discurso en el que llamó a la comunidad internacional a considerar al movimiento islamista como terrorista.

“Desde el Holocausto no se había matado a tantos judíos en un solo día. Y desde el Holocausto no hemos sido testigos de escenas de mujeres, niños y abuelos judíos -incluso sobrevivientes del Holocausto- siendo metidos en camiones y llevados en cautiverio”, dijo Herzog. (EFE, AFP)

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

IsraelPalestinaHamás

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad