TOPOLANSKY DEBE CITAR AL PARLAMENTO

Carámbula negocia condiciones para aceptar presidir ASSE

Presidencia anunció que ya remitió las venias para hacer designaciones al Parlamento.

Castillo: "No somos quienes para decir al presidente a quien tiene que poner". Foto: G. Pérez
Castillo: "No somos quienes para decir al presidente a quien tiene que poner". Foto: G. Pérez

Presidencia informó que envió al Parlamento las venias para designar al nuevo directorio de la Administración de los Servicios de Salud del Estado (ASSE). Sin embargo, hasta anoche seguían las negociaciones para que Marcos Carámbula aceptara ser el presidente del organismo.

Tres veces tuvo que cambiar la página web de Presidencia de la República la nota publicada para anunciar la designación del nuevo directorio de ASSE. El primer comunicado fue a las 16:33. El segundo a las 17:52 y el tercero a las 18:19.

El primero daba cuenta que el presidente Tabaré Vázquez aceptó las renuncias y agradeció los servicios prestados a la expresidenta de ASSE Susana Muñiz, al exvicepresidente Mauricio Ardus y al vocal Jorge Rodríguez Rienzi. Además se anunciaba un directorio transitorio integrado por directores de entes hasta el envío de las venias al Senado. Como presidente interino se designaba a Heber Galli (BPS), Mario Castro (Banco de Seguros) e Ignacio Berti (Ancap).

Enseguida se daban los nombres del directorio definitivo presidido por el exintendente Carámbula, la exdirectora de Salud Marlene Sica y el exdirector general de Secretaría del MSP Julio Martínez, hombre vinculado al Movimiento de Participación Popular (MPP).

Pero unos minutos después se retiró la mención a Carámbula. Fuentes políticas dijeron a El País que éste no había confirmado aún su resolución favorable cuando en la web de Presidencia se dio a conocer la noticia. El mismo secretario general del Partido Comunista Juan Castillo dijo en una conferencia de prensa —realizada a primera hora de la tarde de ayer— que no estaba en condiciones de asegurar que Carámbula era el nuevo presidente de ASSE.

En el interín que iba desde el primer comunicado hasta el último, Presidencia actualizó la web afirmando que "el Poder Ejecutivo envió a la Cámara de Senadores los nombres de los integrantes que ocuparán la titularidad del nuevo directorio de Asse para la votación de la venia correspondiente".

Lo cierto es que se aseguró a El País que Carámbula aún no aceptó el cargo. Una fuente de gobierno señaló que "no hay nada oficial, pero agarra". En tanto, otros informantes dijeron a El País que Carámbula "sigue sin aceptar" y "la situación es compleja".

Las idas y vueltas en la comunicación de Presidencia no fueron casualidad, tuvieron que ver con algunas condiciones que había puesto Carámbula para aceptar el cargo. Fuentes políticas confirmaron a El País que para ser presidente de ASSE, Carámbula quiere elegir a parte del equipo.

Fue el propio Vázquez que llamó a Carámbula para tratar de que aceptara desempeñarse en ASSE. También pesan la opinión reticente de su familia y un problema vinculado a su salud. Las fuentes consultadas indicaron que el ministro Jorge Basso jugó fuerte y consiguió elegir el equipo de ASSE. Tuvo directa incidencia en los nombramientos de Sica y Martínez. Al tiempo que respaldó al gerente general Richard Millán.

Este jerarca tuvo, al igual que Ardus, una visión crítica de las denuncias de irregularidades en el Hospital de Rivera, que fueron determinantes para la remoción del director de ese centro hospitalario Andrés Toriani, integrante del Partido Comunista. Tanto Castilllo como Carámbula viajaron meses atrás a Rivera, en representación del Partido Comunista, a apoyar a Toriani.

Respaldo.

Ayer, el Partido Comunista respaldó a Muñiz luego de que esta fuera cesada por Vázquez, después que VTV Noticias informara de la contratación sin concurso como secretaria de la nuera de Ardus.

La versión oficial del Partido Comunista es que fue Muñiz la que presentó la renuncia, para dejarle "las manos libres" al presidente, según trasmitió Castillo en la conferencia de prensa. El momento para realizar el cambio de directorio fue considerado "injusto" por el diputado comunista Gerardo Nuñez, pero ayer el comunicado del sector no hizo mención al punto.

En una reunión que comenzó a la hora 9 y finalizó casi a las 15, los comunistas recibieron primero la versión de Muñiz de los hechos y luego la respaldaron "por su esfuerzo y compromiso de llevar adelante el programa del Frente Amplio", según señala la declaración.

Los comunistas destacaron "su compromiso irrenunciable con la ética, en la función pública, en la acción política y en la conducta personal". "La compañera Susana Muñiz no tiene nada de que arrepentirse", aseguraron.

Además denunciaron una "ofensiva mediática de la derecha que quiere la restauración neoliberal que implicaría un retroceso histórico para nuestro pueblo". Castillo destacó la lealtad del sector con el gobierno, "en momentos donde está cuestionado el avance del proyecto popular" y "desde varios sectores de la derecha intentan impedir los avances para nuestro pueblo".

"A muchos no les hace gracia que la salud de los pobres sea atendida en iguales condiciones que antes se atendían a los ricos en nuestro país", señaló Castillo. Desde su punto de vista, ése "es un costo muy caro que está pagando el gobierno".

En respaldo a la gestión de Muñiz, Castillo argumentó que "hasta el momento" no se han logrado comprobar ninguna de las denuncias que se hicieron en la comisión investigadora de ASSE en el Parlamento. "Se ha destituido al doctor Toriani sin que todavía se demuestre que incurrió en algún tipo de delito", insistió. En ese marco, sostuvo que la gestión de la expresidenta de ASSE "fue una batalla constante", ya que todos los días "estuvo en cuestión" con las denuncias que se presentaban en la investigadora que funciona en el Parlamento.

Por otro lado, Castillo elogió a Carámbula: "Es un aliado incondicional con el que compartimos una banca en el Senado. Es un compañero íntegro, lo que decida personalmente se lo aceptaremos. No somos quienes para decir al presidente a quién tiene que poner, ni a Marcos si tiene que aceptar".

Reunión con Vázquez.

Castillo dijo que el Partido Comunista como tal no expresa la molestia por la decisión adoptada por Vázquez y adelantó que se le pedirá una reunión al mandatario. "Las cosas que tenemos que discutir quedan entre el presidente y el partido", aseguró.

El encuentro estaba pendiente desde hace varios meses para tratar entre otros temas el de ASSE, la Rendición de Cuentas, la próxima ronda de los Consejos de Salarios y la situación internacional. Vázquez se había tomado unos días de descanso, por lo que se espera que en las próximas semanas se produzca el encuentro.

Marcos Carámbula en el Parlamento. Foto: Francisco Flores.

Denuncian casos de nepotismo anteriores.

Desde que se conoció la intención del presidente Tabaré Vázquez de nombrar a Marcos Carámbula al frente de ASSE comenzó a circular en redes sociales el dato de que durante su gestión en la Intendencia de Canelones había nombrado en cargos de confianza a varios de sus familiares.

"Destituyen a directores de ASSE a raíz de actos de nepotismo, y designan como nuevo jerarca a Marcos Carámbula , a quien se atribuye designación de varios parientes en la Intendencia de Canelones", señaló el diputado colorado Ope Pasquet en Twitter. De esta forma hizo referencia al escándalo generado a partir de la contratación sin concurso que hizo el exvicepresidente de ASSE Mauricio Ardus de su nuera.

"¿A Carámbula no se le aplica el mismo criterio que a Ardus?" , preguntó Ope.

El edil blanco Joselo Hernández, también se refirió a esos hechos. Recordó que él era edil durante la gestión de Carámbula y aseguró que las contrataciones se produjeron. Carámbula integró a su equipo de confianza a su esposa Elena Pareja en un cargo honorario, a su cuñado Mario Pareja en Gestión Ambiental y a su nuera, Irene Cabrera, en Desarrollo Turístico.

Muñiz y Lema enfrentados por la gestión en salud
El legislador desafió al Frente Amplio a “encontrarse en cualquier juzgado”
Susana Muñiz. Foto: Francisco Flores

La expresidenta de ASSE, Susana Muñiz, dijo ayer antes de ingresar al secretariado del Partido Comunista que lo sucedido con el ahora exvicepresidente era "inaudito" y "no se podía dejar pasar". Agregó que "el respaldo del presidente, es más, yo le dije que esta situación no se puede dejar pasar, el Frente Amplio no es igual que otros partidos", añadió. Pero el que se llevó la peor parte fue el diputado del Partido Nacional, Martín Lema. "En los últimos 15 días ha salido una y otra vez un informe que se le hace a Lema, que dice que ASSE contrataba ambulancias no habilitadas. En el informe estoy demostrando que Lema miente, porque decir la verdad a medias es mentir, y porque es transfigurar el alma de los hechos", disparó Muñiz. Manifestó que en ese informe "le digo que la ambulancia era para traslados comunes y que con solo haber presentado el trámite de habilitación, que esta empresa hizo, se podía hacer". Luego afirmó que "todos sabemos que (Martín Lema) le está haciendo algún favor a los amigos de la Cámara de Emergencias" y que "buena parte de lo que hacen esos parlamentarios es en favor de sus amigos empresarios". Por su parte, el diputado Lema indicó a El País que "ante los disparates y las calumnias expresadas por Muñiz, desafío a todo el Frente Amplio a encontrarnos en cualquier juzgado". El legislador consideró que "no vamos a tolerar las canalladas ante la falta de argumentos. Hasta ahora, es el propio Frente Amplio que ha mantenido silencio sobre contrataciones que favorecieron intereses empresariales de sus compañeros". Lema envió en septiembre del año pasado documentación al presidente del FA Javier Miranda que "acredita que compañeros suyos del Frente Amplio, ocupando cargos de jerarquía en ASSE, lucraban a través de sus empresas con el propio organismo. La respuesta fue un prolongado silencio", disparó el diputado quien viene denunciando una serie de irregularidades en hospitales públicos de todo el país.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º