Publicidad

Príncipes de Gales priorizan su presencia para la crianza de sus tres hijos a los deberes reales

La fallecida reina Isabel II y Carlos III autorizaron a William y Kate para "centrarse más en su familia que en del deber real"

Compartir esta noticia
principe William y familia
Los príncipes de Gales junto a sus tres hijos: George, Charlotte y Louis
Foto: Archivo

El príncipe William y Kate Middleton son dos de los royals británicos más queridos, un logro en el que su faceta familiar ha tenido mucho que ver. De acuerdo con un nuevo reporte, los príncipes de Gales están completamente enfocados en tener una "familia normal" para lo que cuentan con la autorización del rey Carlos III y la fallecida Isabel II.

Según la revista "People", los hijos del William y Kate están creciendo con una educación diferente a la que el resto de familias reales impone a sus descendientes, es decir, con estrictas normas y protocolo. Aparentemente, la fallecida reina Isabel II y el actual rey autorizaron que los príncipes de Gales antepusieran el bienestar de su familia sobre los deberes reales. "Son conscientes y quieren lograr una sensación de normalidad para sus tres hijos".

Recordemos que la educación que reciben los hijos de las familias reales normalmente es impartida por institutrices, niñeras y demás cuidadoras, sin embargo, ellos han querido cambiar esa 'regla no escrita'. "Las familias reales a lo largo de las generaciones no han tenido la oportunidad de poner bien esos cimientos, pero ellos lo han hecho", revela un insider cercano a los príncipes de Gales.

Aparentemente es Kate Middleton quien desempeña un papel fundamental en la crianza de sus hijos, el príncipe George, la princesa Charlotte y el príncipe Louis; "Viniendo de un entorno diferente, ella aprecia la importancia de tener tiempo en familia".

Entre las rutinas que el príncipe William y su esposa se encargan de implementar para poder estar cerca de sus hijos se encuentra el llevarlos a la escuela y terminar todos sus compromisos a tiempo para lograr estar cada noche con ellos. "Esos niños se ven bastante felices con la vida, gran parte es la normalidad estabilizadora que aporta Kate, y así es como creció. A William le encanta", sentencia un insider a la revista "People".

¿Encontraste un error?

Reportar

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad