Publicidad

Barcelona 2-1 Shakhtar: el equipo de Ronald Araujo ganaba cómodo y el ucraniano le puso presión

El blaugrana se quedó con tres puntos muy valiosos y acumuló su tercera victoria en la fase de grupos de la Champions ante un rival que le plantó cara.

Compartir esta noticia
Ronald Araujo en el cruce entre Barcelona y Shakhtar Donetsk.
Ronald Araujo en el cruce entre Barcelona y Shakhtar Donetsk.
Foto: AFP

EFE
Barcelona sufrió para sumar su tercer triunfo en otros tantos partidos en la Champions League, esta vez a costa el Shakhtar Donetsk (2-1), en un encuentro que parecía tener controlado pero que se le complicó durante la media hora final.

Xavi ya avisó en la víspera: el Shakhtar es un equipo bien dotado técnicamente, con una propuesta ofensiva y que juega sin miedo. Pero entre la valentía y la temeridad hay una línea muy fina que el conjunto ucraniano pasó en más de una ocasión.

Por ejemplo, en la primera oportunidad del conjunto azulgrana, fruto de una pérdida en la salida de la pelota de la zaga visitante que aprovechó Oriol Romeu para asistir a Fermín, que puso a prueba por primera vez a Riznyk a los 8 minutos.

Las buenas intenciones de Shakhtar la permitieron acercarse a las inmediaciones de Ter Stegen durante el primer cuarto de hora, pero con un disparo cruzado de Zubkov que el meta alemán atajó sin problemas como única ocasión en toda la primera parte.

El Barça empezó a ir a más a medida que fue aplicándose en la presión -aquí Fermín también resultó un jugador fundamental-, Gündogan haciéndose con la manija en la medular y Ferran Torres apareciendo para buscar la espalda de la defensa rival.

Cancelo avisó de nuevo a Riznyk tras un gran jugada por la banda derecha antes de que el Barça inaugurara el marcador: Gündogan habilitó el desmarque de ruptura de Fermín, que pegó al palo sobre la salida del arquero visitante, y rechazo fue a parar a Ferran Torres para que este remachara sin piedad el 1-0 dos minutos antes de la media hora.

El tanto, no obstante, tardó en subir al marcador, porque el VAR se tomó su tiempo para certificar que Fermín no había recibido el balón en fuera de juego. Fue entonces cuando Ferran se levantó la camiseta para exhibir una dedicatoria para su abuela, recientemente fallecida.

El propio Fermín se desquitaría ocho minutos después, tras recibir de Ferran Torres en el balcón del área, romper con un recorte seco a Azarov y fusilar con un derechazo a Riznyk. La pelota volvía a pegar el palo, pero esta vez antes de colarse por la la esquina izquierda y besar la red.

El segundo tanto local resultó un mazazo para el equipo de Srna, que ya no dio una a derechas hasta que el árbitro, el eslovaco Ivan Kruzliak, señaló el camino de vestuarios.

La 'pájara' del Shakhtar seguiría durante los primeros minutos de la reanudación, cuando Riznyk sacaba en el segundo palo un cabezazo a Joao Félix y el árbitro anulaba un gol a Ferran Torres por fuera de juego.

Pero resucitó en el choque cuando se encontró con el 1-2, pasada la hora de juego, en un error defensivo del Barcelona, que dejó maniobrar a Azarov en una transición visitante para asistir a Sudakov para recortar distancias.

El menudo mediocampista del Shakhtar, el jugador más talentoso del equipo ucraniano, no perdonó al encarar a Ter Stegen, poniendo un poco de suspense a la última media hora del partido.

Fermín volvería a disparar al palo y vería como el árbitro le anulaba otro gol por fuera de juego antes de que Joao Félix salió de la cancha con molestias a tres días del Clásico.

El portugués era sustituido por el joven Marc Guiu, el héroe inesperado contra el Athletic Club en unos minutos de desconcierto azulgrana, porque los ucranianos empezaban a merodear con asiduidad la portería de Ter Stegen.

Un tiro de Stepanenko se marchaba cerca del palo derecho del arquero germano y la intervención de Araujo resultaba provindencial para evitar el gol de Zubkov poco después.

Con el Shakhtar volcado, el Barça pudo sentenciar a la contra, con dos acciones de Lamine Yamal en la recta final. En la primera, cazó un centro de Gündogan, pero su remate no encontró puerta. Y en la segunda, tampoco vio portería en una rosca con la zurda dentro del área.

Pero el marcador ya no se movio. El Barça sigue invicto en la Champions y ya tiene pie y medio en los octavos de final.

La previa

Un pleno de victorias suman los de Xavi Hernández tras las dos primeras jornadas de la fase grupos. Disfrutaron ante el Amberes (5-0) y sufrieron en Porto (0-1), donde dieron un paso de gigante no solo para sellar la clasificación a la siguiente ronda, sino para hacerlo como líderes del grupo H.

Así, si solventa los dos próximos partidos ante el conjunto ucraniano con sendas victorias, el Barça estará en el bombo de octavos y aparcará los dos últimos años de penitencia en la Europa League.

Para conseguir el primero de los dos triunfos, el Barça deberá sobreponerse a las siete bajas que arrastra. Raphinha, Robert Lewandowski, Frenkie de Jong, Pedri, Sergi Roberto y Jules Koundé no podrán jugar por lesión, mientras que Gavi cumplirá un partido de sanción por la doble amarilla que vio en Portugal.

La proximidad del clásico liguero contra el Real Madrid del sábado invitaban a Xavi a apostar por las rotaciones, pero tendrá muy poco margen de maniobra, especialmente en la medular y en la delantera. Solo cuenta con seis jugadores habituales en las convocatorias del primer equipo -Romeu, Gündogan, Fermín, Lamine Yamal, Ferran Torres y Joao Félix- para cubrir seis posiciones.

Por ello, el técnico del equipo azulgrana recurrirá a jugadores de la cantera para completar la convocatoria. La apuesta le salió bien en el último duelo contra el Athletic Club (1-0), pues fue Marc Guiu, un delantero de 17 años del juvenil, el que desatascó el partido con un tanto a los 33 segundos de saltar al césped.

Guiu repetirá entre los elegidos de Xavi, que también ha llamado a los jóvenes de Marc Casadó, Pau Cubarsí, Aleix Garrido y Héctor Fort. Estos futbolistas podrían tener su oportunidad para jugar en un equipo que, en las últimas jornadas, ha visto como Joao Félix se ha convertido en su líder ofensivo. El luso fue el mejor ante el Athletic Club y quiere seguir sumando buenas actuaciones antes del clásico.

Xavi solo se puede permitir rotaciones en la parcela defensiva. Marcos Alonso podría dar descanso a Balde en el carril izquierdo y Ronald Araujo e Íñigo Martínez, que destacó ante el Athletic, apuntan a jugar de inicio en el eje de la zaga.

Los ucranianos se juegan este miércoles casi todas sus opciones de seguir jugando en Europa una vez termine la fase de grupos, en una salida difícil que afronta además en pleno proceso de cambio en el banquillo.

Según la prensa deportiva ucraniana, el equipo del este de Ucrania, que cambió de sede en 2014 tras la declaración por la fuerza en su ciudad de una república separatista prorrusa, está a punto de anunciar el fichaje como entrenador del croata Mario Pusic, que actualmente es el segundo entrenador del Feyenoord.

El club de la región minera de Donetsk está entrenado ahora por el exinternacional croata Dario Srna, que fue uno de los artífices como jugador de la época dorada del club y ha preparado al equipo para el partido de Barcelona.

El Shakhtar llega a la cita contra los azulgrana como tercero en tabla empatado a puntos con el Porto, que es segundo por haber ganado a los ucranianos en su duelo directo.

Tras la meritoria victoria en Amberes (2-3 después de ir perdiendo por dos a cero), los ucranianos quieren dar la sorpresa en la capital catalana para continuar jugando partidos en Europa cuando las competiciones continentales regresen del parate de invierno esta primavera.

Srna viaja a Barcelona con las bajas por lesión del delantero burkinabés Lassina Traoré. El mediocampista ucraniano Ivan Petryak también estará ausente por problemas físicos.

También han quedado fuera de la lista Oleksí Kashchuk y Bogdan Viunnyk, dos integrantes de la selección sub-23 ucraniana que se proclamó subcampeona en la Eurocopa sub-23 disputada este verano en Rumanía.

La presencia de hasta doce mediocampistas en la convocatoria hace pensar que el Shakhtar apostará por poblar el centro del campo para dificultar el juego de combinación al Barcelona y salir al ataque con rapidez, con el apoyo del carrilero Konoplia por la derecha.

Alineaciones:

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

FC BarcelonaShakhtar Donetsk

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad