Empresas

Sergio Fogel, cofundador del unicornio uruguayo dLocal, lanzó fintech que recaudó US$ 6 millones

Junto a Gonzalo Strauss creó Datanomik, plataforma de banca abierta para empresas que captó la atención de fondos internacionales como Andreessen Horowitz, Canary, Nazca, Latitud e inversores ángeles.

Sergio Fogel y Gonzalo Strauss de Datanomik
Cofundadores Sergio Fogel y Gonzalo Strauss crearon la plataforma Datanomik en diciembre de 2021. 

Sergio Fogel no dejó pasar un año de la salida a bolsa de dLocal, la fintech uruguaya que cofundó junto Andrés Bzurovski, que se convirtió en unicornio (empresa con base tecnológica valuada en más de US$ 1.000 millones) y ya lanzó una nueva startup que rápidamente ingresó en el radar de importantes fondos internacionales.

Se trata de Datanomik, una plataforma de banca abierta (open banking) que captó la atención (y los millones) de importantes grupos inversores como Andreessen Horowitz, Canary (Brasil), Nazca (México) y varios inversores ángeles, según confirmó El País.

A menos de tres meses de su presentación, recaudó US$ 6 millones en su primer ronda semilla.

La plataforma fue ideada por Gonzalo Strauss, jefe de producto de Astropay (otra de las empresas tecnológicas cocreadas por Fogel) y actual director general de la joven fintech. De hecho, la startup surge como una forma de solucionar un problema interno con el que lidiaba la compañía: la dificultad de acceder a la información de las diferentes cuentas bancarias de la empresa en los múltiples bancos de varios países.

La principal ventaja, señaló Strauss a El País, es que en una plataforma se accede a toda la información con una sola API en forma inmediata y bajo un único estándar. “Así los directores financieros pueden conectar todas sus cuentas financieras y obtener una visión centralizada para gestionar el rendimiento de su empresa mientras realizan conciliaciones en tiempo real, llevanza de libros, contabilidad y cualquier otra operación empresarial”.

Según añadió, lo primero que atinaron fue a tercerizarlo, pero al salir a buscar una solución de open banking, “no encontramos uno que solucionara nuestro problema. Y decidimos hacerlo nosotros”. Tres meses de desarrollo después, tenían un producto, lo probaron a nivel interno, funcionó y al mirar hacia afuera se dieron cuenta que otras procesadoras de pago tenían el mismo problema, que alcanza incluso a cualquier empresa que tenga varias cuentas bancarias en varios países.

Y decidieron hablar con Fogel.

“En diciembre del año pasado me mostraron un producto que habían hecho para la interna de Astropay porque le veían potencial para que se convirtiera en empresa. Gonzalo (Strauss) me hizo una demostración y cuando lo vi me voló la cabeza. Le dije que lo viera el fondo de inversión Andreessen Horovitz para validar la idea. Organizamos una llamada en diciembre y enseguida quisieron participar e invertir. Pidieron sumar otros inversores para agregar valor y así entraron Nazca de México, Canary de Brasil y una serie de inversores ángeles. Al final la ronda sobrepasó las expectativas y tuvimos que cerrarla porque seguían llegando ofertas para invertir”, recordó Fogel.

El primer país donde desembarcará será Brasil, para luego ir a México y si es posible, sobre fines de 2022 también en Colombia.

Ahora la compañía comenzó a ejecutar su plan de expansión en Latinoamérica, su primer foco. El primer país será Brasil, para luego ir a México y si es posible, sobre fines de 2022 también a Colombia.

La empresa configuró su oficina central en Uruguay pero contratará personas “en cualquier lugar”, aseguró Strauss. “Nacimos globales. Hoy somos 20 distribuidos entre Uruguay, Argentina, Colombia, México y el plan es cerrar 2022 con 40 personas”, adelantó el CEO.

Según Strauss, la elección de Brasil para comenzar el camino es por el tamaño y por la velocidad de las regulaciones sobre open banking. "Por ejemplo, hace un año el banco central de ese país lanzó un proyecto de regulación para facilitar el uso de estas plataformas. Luego México y Colombia, para más adelante ampliar a más mercados emergentes dentro de Latinoamérica y en otros continentes. Por lo pronto ya tenemos interés de clientes en Honduras, Argentina y por supuesto en Uruguay”, amplió.

Para ello ya está trabajando con bancos locales como CaixaBank, Bradesco, Itaú y Santander, a los que se sumarán siete más este año. También en Uruguay ya soportan algunas entidades.

La startup propone una solución para que otras empresas trabajen sobre su plataforma con tres casos de uso; gestión de finanzas empresariales, usos con sus clientes y mejora de modelos crediticios para entender mejor la historia financiera de un cliente y así ofrecer propuestas de valor personalizadas.

Solución y clientes

Para una mejor experiencia de uso, la plataforma incluye información enriquecida con datos de otros organismos. En Brasil, por ejemplo, sumaron a la Receita Federal (organismo equivalente a la DGI en Uruguay) para validar datos como de personas deudoras, direcciones, entre otros.

Al momento de monetizar el proyecto, ofrecen planes freemium y se cobrará a partir de determinada cantidad de llamadas a la API y el tipo de información que se requiera. “Para empresas grandes hay un plan a medida”, dijo Strauss.

Finalmente, los empresarios destacaron el fuerte movimiento de plataformas open banking en la región. “Es un concepto bastante amplio y tiene muchos casos de uso, nosotros nos enfocaremos al uso empresarial. Creo que necesitamos de todas las empresas para formar un ecosistema de open banking”, cerró Strauss.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados