LA INTERNA DE LA COALICIÓN DE GOBIERNO

Rendición de Cuentas: Cabildo reclama un impuesto para gravar al sector forestal

Jerarca del Ministerio de Economía y Finanzas se reunió con los diputados oficialistas por la Rendición de Cuentas y recibió allí el planteo.

Guido Manini Ríos, senador y líder de Cabildo Abierto, ingresando a Torre Ejecutiva. Foto: Estefanía Leal
Guido Manini Ríos, senador y líder de Cabildo Abierto, ingresando a Torre Ejecutiva. Foto: Estefanía Leal

El gobierno del presidente Luis Lacalle Pou espera tener a la bancada de la coalición “multicolor” alineada para defender el proyecto de ley de Rendición de Cuentas -que entrará por la Cámara de Diputados-, por eso en el día de ayer legisladores oficialistas se reunieron con el director de Finanzas Públicas del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF), Fernando Blanco, para conocer las líneas generales de la iniciativa.

La instancia sirvió, sin embargo, para poner en evidencia que a la interna de la coalición de gobierno hay claras diferencias en cuanto al rumbo de la política económica.

Cabildo Abierto dejó en claro que tiene el interés de discutir asuntos tributarios; en concreto, el partido de Guido Manini Ríos propone gravar con un nuevo impuesto al sector forestal.

Al mismo tiempo, durante la reunión los cabildantes expresaron formalmente la necesidad de avanzar en el programa que los cinco partidos de la coalición presentaron a la ciudadanía para ganar el balotaje de 2019. Y especificaron: “Queremos avanzar hacia la eliminación de los impuestos ciegos, que no tienen vínculo ni con la renta ni con el nivel de actividad”, algo que dicho documento señala en su punto número cuatro, titulado “Impulso al crecimiento: desarrollo productivo y mejora de la competitividad”.

El planteo fue presentado en el final de la reunión por el diputado cabildante Álvaro Perrone, quien leyó un texto con ambas propuestas, según comentaron a El País participantes de la reunión.

Según un diputado colorado que también fue parte del encuentro, Blanco dijo que ambos planteos -el impuesto forestal y la reducción de otros tributos- ya estaban en la mesa de trabajo de la ministra de Economía, Azucena Arbeleche.

Dichas iniciativas, de hecho, fueron comunicadas por el senador Manini Ríos en una reunión que mantuvo con la jerarca tiempo atrás.

En concreto, lo que busca Cabildo Abierto es que se reduzca la carga del Impuesto a las Rentas de las Personas Físicas (IRPF) en los sectores de menores recursos.

Al mismo tiempo entiende que es “justo y necesario” colocar un impuesto a la actividad forestal, ya que remarca que hoy no tiene carga impositiva directa.

“No es una competencia leal y justa con el agro. Es algo que incluso ha solicitado Un Solo Uruguay, que siempre tuvo el apoyo de los blancos”, remarcó una fuente de Cabildo Abierto en conversación con El País.

El planteo de un gravamen impositivo al sector forestal se suma a la intención también de Cabildo Abierto de modificar la ley forestal (ver recuadro), un tema que genera especial preocupación al sector empresarial del rubro que ha mantenido contactos al más alto nivel de la Torre Ejecutiva, según comentaron fuentes oficiales.

Trabajador de empresa forestal en Paysandú. Foto: Fernando Ponzetto
Trabajador de empresa forestal en Paysandú. Foto: Fernando Ponzetto (Archivo)

Casi cero.

El presidente Lacalle Pou ya había anunciado que la Rendición de Cuentas se armaría con el concepto de incremento de gasto “casi cero”. Es que el equipo económico sí definió agrandar el presupuesto con US$ 200 millones de dólares, que serán distribuidos en US$ 50 por año, a ejecutarse en los próximos cuatro años restantes.

Esta cifra será destinada exclusivamente para programas que atiendan la primera infancia, a menores de 0 a 3 años. Esa es la prioridad del Poder Ejecutivo trazada en la redacción de esta normativa que enviará al Parlamento antes del 30 de junio.

Luego de desarrollar esta idea, el jerarca del MEF, Blanco, agregó que el resto de las proyecciones y metas macroeconómicas presentadas en la Ley de Presupuesto se mantienen.

El presidente de la Comisión de Presupuesto de la Cámara de Representantes, Jorge Alvear (Partido Colorado) dijo que el incremento presupuestal es el que anunció Blanco, y si la bancada entiende que debe haber cambios en cuanto a los recursos tendrán que “hacer movimientos”. Para decirlo sencillo: si quieren asignar más plata a algún programa o área, deben quitar de otra, algo que el Ejecutivo espera no ocurra demasiado.

El proyecto incluirá entre 300 y 350 artículos con iniciativas de los diferentes ministerios que no tienen incremento de gasto.

Rendición de Cuentas. Foto: Francisco Flores
Rendición de Cuentas. Foto: Francisco Flores

“La coalición viene trabajando desde el arranque del período de forma aceitada y llegamos a buen puerto”, dijo Alvear a El País.

El diputado del Partido Nacional Álvaro Viviano, en tanto, destacó que la rendición con gasto casi cero se enmarca en lo proyectado en el Presupuesto y anunciado en campaña. En ese sentido, descartó desentendimientos que bloqueen la iniciativa, ya que las líneas generales están dentro del programa firmado por los cinco partidos (blancos, colorados, cabildantes, independientes y Partido de la Gente).

“Creemos que estamos ante un Rendición de Cuentas que consolida un estilo muy criterioso y responsable de manejar los dineros públicos, lo que se visualiza en el cumplimiento de las metas presupuestales, un aspecto trascendental para preparar el despegue pospandemia. Por otro lado, se invierte en áreas muy sensibles que hace al desarrollo humano de nuestra gente”, concluyó el diputado Viviano.

Leyes de medios y forestal están trancadas; hoy hay una reunión por el tema con Manini
Micrófonos de medios de prensa de Uruguay listos para una conferencia de prensa. Foto: Fernando Ponzetto

En la interna de la colación de gobierno los proyectos para las leyes de medios y forestal vienen generando diferencias. En ambos casos, Cabildo Abierto asumió un rol protagónico en la negociación.

Lo que sucede es que legisladores de la bancada que comanda el senador Guido Manini Ríos lograron aprobar un proyecto que modifica la vieja ley forestal, lo que hicieron con el apoyo del Frente Amplio y pese a la discrepancia de blancos y colorados. El presidente Luis Lacalle Pou ya adelantó que si la normativa consigue los votos en el Senado, él la vetaría. Por eso los parlamentarios negocian al más alto nivel para evitar poner en esa encrucijada al jefe de Estado.

El tema tiene en especial tensión a los empresarios forestales, que han mantenido varias reuniones con jerarcas de la Presidencia y los ministerios en cuestión -Ganadería y Ambiente. Y si bien tienen el compromiso del presidente de que no va a prosperar el proyecto, saben que alguna modificación a “las reglas de juego” actuales puede salir del Senado. Estos cambios preocupan entre otros a UPM.

Los empresarios han contado con el apoyo explícito del expresidente Julio María Sanguinetti. El líder colorado del sector Batllistas transmitió a sus legisladores que la ley forestal “es un tema de vida o muerte” y que se tiene que defender “hasta en el área chica”. La norma fue votada en su primera presidencia.

El senador cabildante Guillermo Domenech, en tanto, le ha pedido públicamente al gobierno una definición sobre el tema.

En cuanto a la ley de medios, en tanto, hubo acuerdo de toda la coalición “multicolor” para modificar la norma impulsada cuando gobernaba el Frente Amplio. Pero en las últimas reuniones, Cabildo Abierto manifestó nuevos cambios y planteó incluir publicidad gratuita en radio y televisión para las campañas electorales. Ante la negativa del Ejecutivo, los cabildantes dijeron que no daban su apoyo para votar la norma y el tema también se trancó.

Hoy está prevista una reunión clave entre el senador Manini Ríos y el ministro de Industria, Omar Paganini, para descomprimir el tema.

Paganini tiene instrucciones desde Presidencia de sacar adelante “lo antes posible” el proyecto, comentaron a El País fuentes de la Torre Ejecutiva. En ese sentido se espera que hoy haya una definición para poner a discusión del Parlamento el tema.

Desde el Partido Nacional entienden que Cabildo Abierto está trancando la ley de medios, ante la negativa del gobierno de encontrar una solución a la ley forestal. En la última semana el ministro de Ganadería, Carlos María Uriarte, pidió más tiempo para definir correcciones a la ley forestal. Desde Cabildo Abierto se aseguró a El País que son dos proyectos separados, y negociaciones independientes. Sí aclararon que no es “de recibo” que se acepte todo lo que venga del Ejecutivo, sin que se le “lleve” ninguno de los planteos cabildantes.

El salario público y la promesa electoral

El jerarca del MEF, Fernando Blanco, le manifestó a la bancada oficialista que es prioridad dejar trazado un plan de recuperación salarial para los trabajadores del sector privado.

El compromiso electoral de Luis Lacalle Pou fue que si llegaba a la presidencia el salario real de los trabajadores se mantendría. En la ley de presupuesto se estableció una pérdida del salario real en el primer año del mandato, con el compromiso de recuperarlo en los años posteriores, cuando la economía empezara a andar a un ritmo más acelerado, según las proyecciones oficiales.

Por eso Blanco dijo ayer que se harán “los máximos esfuerzos” para lograr la recuperación lo antes posible, y que no quede una cifra acumulada para 2024. En ese año el país entrará en una nueva campaña electoral.

“Para la bancada de la coalición es muy relevante también el compromiso de hacer todos los esfuerzos para plasmar la mejor recuperación salarial posible a partir del 1° de enero del 2022, además del 5,8% (de aumento) comprometido en el Presupuesto”, comentó a El País el diputado blanco, Álvaro Viviano.

Los gremios de trabajadores de funcionarios públicos nucleados en COFE estimaron que la pérdida del salario real en el primer año del mandato de Lacalle Pou fue de 5%. Los equipos técnicos del MEF no han estimado aún el coeficiente de pérdida salarial, pero fuentes de ese organismo comentaron a El País que las estimaciones iniciales les marcan que sería menos de un 5%, como dicen los trabajadores.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados