LÍMITES AL DERECHO DE REUNIÓN

Ley contra aglomeraciones: el domingo vence su vigencia y el gobierno debe decidir si la extiende

El gobierno tiene dos caminos: dar por concluida su utilidad o prorrogarla “por única vez y por el término de 30 días”, según establece la propia norma.

Los ministros de Interior, Defensa y Turismo salieron ayer en defensa del Operativo Carnaval. Foto: Telemundo
Los ministros de Interior, Defensa y Turismo salieron ayer en defensa del Operativo Carnaval. Foto: Telemundo

Este domingo 21 se vence el plazo previsto en la ley que reglamentó el artículo 38 de la Constitución. En los últimos 60 días el Poder Ejecutivo se valió de esta norma para limitar el derecho de reunión y suspender “las aglomeraciones de personas” que generaran un “notorio riesgo sanitario”, lo cual fue aplicado por los ministerios de Interior y Defensa y los gobiernos departamentales en estrecha coordinación.

El tiempo de vigencia de la ley culmina este domingo y el gobierno tiene dos caminos: dar por concluida su utilidad o prorrogarla “por única vez y por el término de 30 días”, según establece la propia norma. La decisión se toma a través de un decreto; no requiere el pasaje por el Parlamento.

Este lunes el presidente Luis Lacalle Pou convocará a Consejo de Ministros, justamente, para evaluar la marcha de la pandemia, la evolución de los casos tras la semana de Carnaval, y eventuales cambios en las medidas que rigen para controlar los contagios. Sin embargo, la definición en torno a si prorrogar o no la ley 19.932 podría tomarse antes del domingo.

¿Operativo desmedido?

Casi 3.000 operativos, a un ritmo de 70 intervenciones diarias, realizó la Policía haciendo uso de esta ley entre el 21 de diciembre -cuando entró en vigencia- y el 31 de enero, informó días atrás El País.

El “Operativo Carnaval” representaba un mojón singular por la cantidad de gente que se podía congregar, por el momento delicado que cursa la pandemia, y por tratarse de -tal vez- el fin de la aplicación de la ley.

El lunes de tarde formaron frente al mar 190 efectivos, entre los 160 policías y los 30 marineros, antes de salir a controlar. Foto: @claudiovisillac
El lunes de tarde formaron frente al mar 190 efectivos, entre los 160 policías y los 30 marineros, antes de salir a controlar. Foto: @claudiovisillac

En La Pedrera, donde cada febrero se agolpan entre 15.000 y 20.000 personas, este año la imagen de jolgorio cambió drásticamente. En fila y formados frente a la costa, los casi 200 efectivos -160 policías y 30 funcionarios de la Armada- llamaron la atención de veraneantes.

La robusta presencia policial y militar dio que hablar en La Pedrera y en las redes sociales, donde se cuestionó desde la necesidad de semejante despliegue, hasta los posibles efectos contraproducentes para el turismo del balneario rochense.

“Esos operativos emergen de la ley que limitó el derecho de reunión y es lo que ha pedido el presidente (Luis Lacalle Pou) en Consejo de Ministros”, dijo a El País el ministro del Interior, Jorge Larrañaga.

“Hay que entender el tiempo que vivimos. Estamos en una emergencia, es imprescindible cuidarnos”, agregó. En ese sentido, consideró que los operativos “han sido exitosos y han ayudado a la gente y al gobierno” en la lucha contra la pandemia.

El operativo en La Pedrera, como otros en distintos puntos del territorio nacional, “ayudaron a mitigar el crecimiento de los contagios”, dijo Larrañaga. “Si no se hubieran hecho, no habríamos cumplido con la Constitución”, valoró.

Una vez cerrados los locales, la Policía actuó para dispersar la aglomeración. Foto: Captura video
Una vez cerrados los locales, la Policía actuó para dispersar la aglomeración. Foto: Captura video

Larrañaga fue quien sugirió en su momento la reglamentación del artículo 38 de la Constitución. Consultado sobre si el operativo montado en La Pedrera fue exagerado, respondió: “No todo puede ser motivo de polémica. Miremos el mundo. Los operativos han sido exitosos. Limitamos el derecho de reunión y se dijo que iba a haber enfrentamientos terribles, ¿los hubo?”.

Por su parte, el ministro de Defensa, Javier García, planteó en diálogo con El País: “La ley tiene un objetivo fundamental que es cuidar la salud de los uruguayos, y eso nos convoca a todos. Está para cumplirse y a eso estamos obligados. No es una ley optativa”. Además, insistió García, todos los operativos fueron “planificados” y “ejerciendo la autoridad con profesionalismo y eficacia”.

A su juicio, este de Carnaval -que concluye hoy- se ideó “con los mismos criterios profesionales de actuación de acuerdo a las necesidades” que se tenían. “Además, fuimos muy transparentes: todas las instituciones anunciamos lo que íbamos a hacer, y eso era parte de la disuasión”, comentó.

El ministro destacó, a modo de balance, que el acatamiento “fue la norma” y que, más allá de “algún desacato y algún detenido”, los operativos se llevaron a cabo “sin lamentar violencia”.

También el ministro de Turismo, Germán Cardoso, fue enfático al defender el operativo en La Pedrera: “El gobierno está actuando apegado a derecho. Al turismo no le molesta la presencia policial; por el contrario, le hace sentir seguro. Lo que pasa es que en los últimos 15 años se ha alimentado y fomentado el desorden”, dijo a El País.

Aglomeración en La Pedrera por Carnaval. Foto: Captura.
VEA EL VIDEO

Dispersados en La Pedrera.

Durante sábado, domingo y lunes la Policía tuvo 268 intervenciones en todo el país, y la Armada realizó 30.

El foco del operativo se puso en la noche del lunes en La Pedrera, día que tradicionalmente se realiza el desfile. Los uniformados lograron disuadir a unas 2.500 personas que se aglomeraron aproximadamente una hora en la avenida principal.

El jefe de Policía de Rocha, Jorge García Montejo, aseguró a El País que hasta la 1:00 -horario de cierre para los comercios establecido por la intendencia de Rocha- las personas circulaban, y que después se les pidió que se dispersaran.

Tanto domingo como lunes “hubo cantidad de gente, pero ante la exhortación se retiraban pacíficamente, no hubo ningún inconveniente”, aseguró García Montejo. Una mujer resultó detenida porque “increpó a unos inspectores de tránsito; fue un problema de alcohol”, informó.

Aglomeración en playa San Sebastián de La Pedrera. Foto: Captura.
VEA EL VIDEO

De acuerdo a testimonios recogidos por El País, cerca de las 2:00 la aglomeración se disolvió con una fuerte presencia policial y a través de motos, patrulleros, camiones de la Republicana y un helicóptero.

El jefe de Policía explicó que no se les pide a las personas que se dispersen antes por un tema de “lógica”: “Los comercios cierran a la 1:00, y si no se deja que haya gente circulando para que pueda ingresar, se está provocando un daño mayor”.

Fuera de la calle principal, la Prefectura de La Paloma, en conjunto con el Comando de Infantería de Marina, constató una aglomeración de unas 400 personas en la playa San Sebastián de La Pedrera. En este caso, al solicitar a los presentes que se retiraran, los uniformados recibieron insultos. Luego se marcharon de forma pacífica.

Maldonado, Rocha y los operativos montados

Fueron varios los operativos que se desplegaron el lunes en diferentes puntos del país para evitar aglomeraciones que pudieran generar un riesgo sanitario para la población.

Aparte del procedimiento que varios efectivos montaron sobre la calle principal de La Pedrera, la Armada Nacional logró dispersar en la noche varias aglomeraciones. Una de ellas fue la de un grupo de entre 200 y 300 personas que se concentró en el faro de La Paloma.

En Punta del Diablo, en tanto, sobre la 1:40 horas se realizó una intervención coordinada entre personal policial y de la Armada en playa y rambla de los Pescadores. Allí se retiraron en forma pacífica unas 300 personas que estaban aglomeradas en diferentes grupos a lo largo de toda la zona.

También en una recorrida por Cabo Polonio se realizaron exhortaciones en diferentes casas donde se habían detectado reuniones de entre 20 y 30 personas. En dos casos, se constataron fiestas de 50 personas, según informó la Armada. En ambos intervenciones los encuentros se disolvieron y no hubo inconvenientes.

Además, en la playa de La Calavera del mismo balneario se identificó una fiesta de 200 personas. Tras las exhortaciones correspondientes, la reunión finalizó y las personas se dispersaron.

Maldonado. Cerca de las 3:00 horas del martes y también en el marco de los operativos por Carnaval, la Policía logró desarticular una fiesta de más de 500 personas en el balneario Ocean Park del departamento de Maldonado, según confirmó El País con el Ministerio del Interior y la Armada.

El hecho fue denunciado por un vecino al servicio 911 de la Policía, que informó que se estaba realizando una fiesta clandestina.

A raíz de la denuncia efectivos policiales se hicieron presentes en apoyo al Centro Coordinador de Emergencias Departamentales (Cecoed) y lograron disolver la aglomeración. En el lugar de la fiesta los agentes incautaron un generador, un equipo de música y distintas bebidas.

La Policía enteró de esta situación a la fiscal de turno Ana Laura Roses. La representante del Ministerio Público dispuso que se incautaran los elementos anteriormente mencionados y que se identificara a los organizadores de la fiesta clandestina y se los notificara.

Como resultado, se notificó a cinco hombres, todos mayores de edad, y una mujer. En principio, la mujer sería la responsable de haber organizado la fiesta. Las seis personas quedaron en calidad de emplazados. Es decir que serán investigados y pueden ser citados por la fiscal Roses a declarar cuando lo crea necesario.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados