INSEGURIDAD

Balaceras en Montevideo y Rivera por guerra narco: "Es una locura, parece que vivís en el Viejo Oeste”

Balaceras en Montevideo y Rivera por guerra narco: "Es una locura, parece que vivís en el viejo oeste”

Policías uruguayos. Foto: Fernando Ponzetto
La dueña de la casa baleada no brindó información a policías sobre el móvil de los disparos; la expareja está recluida en el Comcar. Foto: F. Ponzetto

Dos balaceras ocurrieron en Montevideo y Rivera el martes 21 en el marco de una supuesta disputa por territorio de venta de drogas. Los disparos generaron conmoción en los barrios Piedras Blancas de Montevideo y La Arenera de Rivera.

Fue a las 3:00 de la mañana del martes 21 que más de 150 detonaciones de disparos rompieron el silencio de la noche en Piedras Blancas. “Nos levantamos todos los vecinos, fue impresionante. Es una locura porque parece que vivís en el Viejo Oeste”, narra un vecino del barrio a El País.

Mario, nombre ficticio, dice que los balazos son cosas de todos los días y que se cuelan por las calles de Piedras Blancas haya luz natural o no.

Cuenta que su madre lo llama llorando cada vez que siente los disparos y dice que tuvo que cortar las patas de la cama por temor a que cuando ella duerme se cuele una bala por la ventana. Una ventana por donde casi no entra luz, agrega, debido a la cantidad de rejas que mandó colocar para que su madre se sienta más segura.

Es que, según indicaron fuentes policiales a El País, el pasado martes fueron varios los llamados que ingresaron al 911 por disparos a raíz de un supuesto enfrentamiento narco.

Equipos blindados y móvi-les de la Zona III (Marconi, Maroñas, Punta de Rieles y barrios aledaños) de la Jefatura de Policía de Montevideo se dirigieron a Camino Teniente Rinaldi y Pasaje D y hablaron con una mujer de 47 años cuya casa había sido acribillada hacía minutos.

La mujer dijo a los agentes que escuchó los disparos salió de la casa y dos hombres le dijeron “metete para adentro porque te quemo”.

Cerca de las 3:00 de la mañana de ayer, volvió a ingresar un nuevo llamado al 911 por disparos en el barrio. Al llegar la Policía encontraron varias vainas en la calle y hablaron con la mujer a la que le habían baleado la casa la noche anterior.

Ella dijo a los efectivos que cuando fue a denunciar el hecho a la Policía observó a un vecino nuevo del barrio que la miraba fijo.

Patrullero de policía de Montevideo. Foto: Gerardo Pérez
Patrullero de policía de Montevideo. Foto: Gerardo Pérez

Luego de radicar la denuncia, regresó a su vivienda y vio que todos los vidrios de la casa estaban rotos.

La mujer salió a la puerta y gritó. “Acá mandamos nosotros". "Nos vamos a quedar con la casa”, respondieron dos hombres armados, según relató la mujer.

La víctima entró a su casa y pocos minutos después los delincuentes arrojaron una bomba molotov contra su vivienda.

Cuando la Policía llegó al lugar se encontró con delincuentes corriendo por los techos de la casa y decidió rodear la manzana. En uno de esos techos los investigadores de la Zona Operacional III incautaron tres armas de diferente calibre y varios cartuchos.

Un equipo policial quedó custodiando la casa de la víctima. El caso es investigado por la fiscal de Flagrancia de 10° Turno, Sabrina Flores.

Según indicaron fuentes policiales a El País, los investigadores de la Zona III manejan la hipótesis de que puede llegar a haber alguna deuda por temas vinculados a la droga y por eso los delincuentes quieren hacerse de su casa. Otra de las hipótesis es la venganza. Los informantes agregaron que la expareja de la víctima se encuentra recluida en el Comcar.

Una vecina del barrio comentó a El País que desde hace unos meses los tiros son “moneda corriente” en Piedras Blancas. “Un hermano mío que tiene dos niños chicos y vive en la parte del frente de la casa a veces se tiene que ir hacia el fondo porque los niños lloran y se asustan con el ruido de las balas”.

Balacera en Rivera.

El video se viralizó rápidamente. El escenario es una calle de tierra en La Arenera”, un barrio periférico de la ciudad de Rivera. En la filmación se observa a tres jóvenes caminando hacia atrás, sin cubrirse de los disparos de los adversarios. Llevaban las armas desenfundadas y tiraban en forma concentrada.

En tanto, los vecinos corrieron a resguardarse de las balas.

Según fuentes del caso, la balacera se debió a la disputa entre dos facciones denominadas “Bala na Cara” y “Os Manos” (Los hermanos), los que tienen sus “capitanes” (mandos medios) viviendo en barrios periféricos de la ciudad de Rivera.

El jefe de Policía de ese departamento, Wilfredo Rodríguez, y la fiscal del caso, Stella Alciaturi, afirmaron que no podían brindar declaraciones porque había una investigación en curso.

Esta mañana se realizaron seis allanamientos que terminaron con la detención de nueve personas presuntamente vinculadas a los hechos registrados en el video, informaron a El País fuentes de la investigación.

En los primeros siete meses del años fueron asesinadas en Rivera siete personas supuestamente vinculadas al tráfico de drogas. Seis casos ya fueron aclarados y uno se encuentra aún en la fase de investigación.

Un comerciante, que prefirió el anonimato, dijo a El País que La Arenera es una zona muy insegura. “Hay ‘bocas’. Se pelean por territorio”, sostuvo.

Una vecina expresó que escuchó los disparos y luego gritó a los vecinos que ingresen a sus casas. Enseguida agregó: “El tiroteo fue ayer (martes 21). Acá es horrible. Yo sentí los tiros. Cerré puertas y ventanas. No diga que yo hablé o me prenden fuego la casa”.

La respuesta policial demoró 11 minutos

En las redes sociales trascendió ayer que la respuesta policial no fue la adecuada tras llamados al 911 hechos por vecinos de Piedras Blancas. Una alta fuente policial dijo a El País que la primera llamada de emergencia ingresó al Centro de Comando Unificado a las 3:16 del martes 21. El primer equipo arribó al lugar a las 3:27 horas, agregó la fuente; es decir, 11 minutos después del primer llamado.

“Se llegó rápido y ello permitió incautar tres armas y las vainas”, explicó la fuente, agregando que las llamadas quedan registradas en una base de datos que no puede ser borrada.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados