Publicidad

Gobierno sale al cruce de directores de UTE: hacen “terrorismo” y “no hay razón” para decir que hará subir tarifas

El ministro Omar Paganini defendió el decreto que reconoce capacidad de suministrar potencia firme de largo plazo a energías renovables no convencionales.

Compartir esta noticia
Palacio de la Luz - UTE
Palacio de la Luz.
Foto: Archivo/El País

Están pintando un panorama de terror solamente para no cambiar”, dijo el ministro de Industria, Energía y Minería, Omar Paganini, en respuesta a las críticas de directores de UTE al decreto que reconoció a los generadores privados de energías renovables no convencionales (como la eólica, fotovoltaica y biomasa) la capacidad de suministrar potencia firme de largo plazo.

El decreto del Ministerio de Industria, Energía y Minería (MIEM) reconoció a los generadores privados de energías renovables no convencionales esa capacidad, un aspecto clave para fomentar el mercado de contratos mayoristas de energía entre privados.

La normativa provocó el rechazo de los directores de UTE por Cabildo Abierto y el Frente Amplio, Enrique Pees Boz y Fernanda Cardona, respectivamente. Es un “decreto privatizador”, dijo Pees Boz según comentarios que compartió con sus contactos de Whatsapp en los que incluyó la noticia de El País. En tanto, Cardona dijo a MVD Noticias (de TV Ciudad) que se está “flexibilizando al máximo la entrada de privados a la generación de energía”.

Ambos directores coincidieron en que esto implica competencia desleal para UTE, ya que el ente hace 10 años firmó contratos para comprar energía eólica y fotovoltaica por 20 años a US$ 95 y US$ 135 (respectivamente) el megavatio y ahora esos privados “podrán producir esa energía a US$ 30”, afirmó Pees Boz. Cardona dijo que “se está beneficiando un mercado porque bajó el precio promedio porque la UTE hizo una inversión pública”.

Asimismo, el director representante de Cabildo Abierto manifestó que “con este decreto UTE podrá perder hasta US$ 280 millones anuales, que corresponde a la facturación actual de los 470 grandes clientes a los cuales se le facilita la salida” hacia un privado. “La consecuencia directa: un potencial aumento de tarifas, compensatorio de los menores ingreso de UTE, de 10% real”, agregó.

Ante estas críticas, el ministro Paganini respondió en diálogo con El País y dijo que “la reacción de que (UTE) va a perder todos los clientes grandes de golpe y eso va a ser muy malo, es básicamente terrorismo”. De forma contraria a los directores de UTE, el jerarca del MIEM argumentó que el decreto es “una oportunidad” para que llegue inversión privada al país y que la empresa estatal “pueda focalizar sus inversión es donde son más valiosas que es en la red de distribución y transmisión, el negocio de UTE”.

En relación al riesgo de que algunos grandes consumidores de UTE opten por hacer contratos con un generador privado en lugar de hacerlo con la estatal, Paganini dijo que “eso lleva tiempo” y no ocurre “de la noche a la mañana”.

Sobre este punto, dijo que los parques eólicos y solares fotovoltaicos que existen en el país actualmente “están todos contratados por la UTE, por lo que deberían ser parques nuevos a desarrollar. Eso lleva tiempo y si bien sí le pueden ir generando alguna pérdida de clientes a UTE en el mediano plazo, al mismo tiempo (la estatal) va a ir aumentando su volumen de negocios porque la demanda (de energía) va a ir creciendo a medida que se siga electrificando cada vez más. Y ese es un negocio que es de UTE”, defendió.

El ministro refutó las críticas de Pees Boz en cuanto a que “da por sentado que UTE perdería todos los grandes” consumidores. “Los directores de UTE están informando mal porque no toman en cuenta que además (la estatal) cobra por peajes en esos contratos. Es decir que si hay un (contrato entre un) privado generador y un consumidor, igual la UTE está en el medio cobrando los peajes por el uso de sus redes”, explicó.

Enfatizó que “aún en la hipótesis de que se fueran todos (los grandes clientes) lo cual es un delirio, no es cierto que se pierde todo (el negocio para la UTE), se pierde una parte”.

además

UTE y las tarifas al público

Desde el MIEM rechazaron la advertencia de que el nuevo decreto pueda implicar una suba de tarifas por parte de la UTE, como respuesta ante una eventual pérdida de clientes.

La cartera fundamentó su postura en relación a que la facturación de la estatal no está en riesgo por cuatro motivos: la demanda de energía eléctrica a la UTE va a ser cada vez mayor; porque no va a existir una estampida o fuga de grandes consumidores hacia operadores privados; porque los precios que puede ofrecer UTE a los privados van a seguir siendo competitivos frente a los generadores de energías renovables; y porque además la estatal seguirá recibiendo ingresos por el uso de la red (peajes), así como por la potencia firme que aporta al sistema.

Más competencia

Tanto desde el MIEM como desde el sector privado, confían en que el nuevo decreto va a permitir mayor competencia en el mercado eléctrico mayorista, algo que no ocurría por la falta de actualización normativa.

Desde la Asociación de Generadores Privados de Energía Eléctrica (Augpee), su presidente Martín Bocage dijo a El País que “este decreto lo que va a generar es competencia” en el mercado. “Es un proceso que se va a ir dando de a poco. Es muy saludable para una empresa pública que mejore su gestión y se vaya haciendo más competitiva, como ocurrió con los celulares”, dijo en alusión a la portabilidad numérica y Antel.

En la misma línea, Paganini señaló que con el nuevo decreto “se beneficia el sistema eléctrico en su conjunto” porque pueden aparecer inversiones en generación (de energía eléctrica) que no tienen por qué ser hechas por UTE sino que la estatal “puede concentrarse en las cosas que más valen, como distribución y transmisión”.

En relación a la advertencia por la potencial suba de tarifas de UTE ante la eventual pérdida de clientes, Paganini dijo que las tarifas las fija el Poder Ejecutivo y señaló que desde el MIEM están “convencidos” de que “las cuentas de UTE van a estar sanas” como para poder enfrentar la situación. “No hay ninguna razón para decir” que las tarifas podrían subir, “es una visión cortoplacista la que están teniendo. La eventual fuga de clientes no va a ser una estampida, no puede ser de golpe, hoy no tendrían dónde fugarse, es una dinámica que va a ser lenta”, defendió.

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

UTEMIEMOmar Paganini

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad