ESTADOS UNIDOS

En Miami “termina la odisea para las familias uruguayas”

Hallaron el cuerpo de Miguel Kaufmann, el único de los cuatro compatriotas que figuraba desparecido tras el derrumbe del edificio Champlain Towers South.

Vista área permite dimensionar el alcance del derrumbe del edificio en Miami. Foto: AFP
Vista área permite dimensionar el alcance del derrumbe del edificio en Miami. Foto: AFP

Fue hallado ayer jueves el cuerpo de Miguel Kaufmann, el único de los uruguayos que permanecía desaparecido tras la tragedia del 24 de junio cuando se derrumbó parte del edificio Champlain Towers South en Surfside, Miami. Así lo confirmó a El País el cónsul uruguayo en esa ciudad, Eduardo Bouzout.

“Termina la odisea para las familias uruguayas, ahora empieza otra etapa. Se termina la incertidumbre”, dijo Bouzout.

Kaufmann estaba de vacaciones en Miami junto a su esposa, Gabriela Camou, cuyo cuerpo fue hallado el pasado sábado. En la ciudad, desde hace varios días, están sus hijos y un hermano de Camou, acompañando las tareas de rescate.

El 8 de julio había sido encontrado el cuerpo de Graciela Ponce de León, de 82 años, quien vivía en Miami junto a su esposo, de nacionalidad argentina. Al momento del derrumbe estaban junto a ellos las dos hijas del matrimonio y su nieta, de 7 años, argentinas.

Las autoridades manejaban en un principio que eran tres los uruguayos desaparecidos, pero el 29 de junio se conoció el hallazgo de los restos de Christina Elvira, una uruguayo-venezolana que hacía 40 años no vivía en el país, y no estaba entre los datos del consulado.

Según informó el cónsul, en los cuatro casos los sepelios se realizan en Miami.

Esta semana también fueron identificadas otras cuatro víctimas de las 97 contabilizada hasta ahora por el derrumbe del edificio.

Tras 21 días de búsqueda, “nuestros esfuerzos” por recuperar cuerpos entre la montaña de escombros en Surfside continúan, y “el número de muertes confirmadas es ahora de 97”, dijo la alcaldesa de Miami-Dade, Daniella Levine Cava.

“Es una pérdida de vidas asombrosa y desgarradora”, agregó.

El número de personas no localizadas tras el derrumbe hasta este miércoles era al menos 8, pero hay dos de ellas que no se sabe con certeza si estaban en el edificio cuando se vino abajo.

Entre las víctimas, además de estadounidenses y uruguayos, hay argentinos, cubanos, colombianos, chilenos, venezolanos, paraguayos e israelíes, entre otras nacionalidades.

La investigación de las causas del derrumbe del edificio Champlain Towers South, en la que había 55 apartamentos, ya se inició, pero se da por seguro que será larga y compleja.

En los tribunales hay media decena de demandas presentadas contra la asociación del condominio, que tenía problemas estructurales desde por lo menos 2018.

Lo que quedaba del edificio fue demolido el 4 de julio, pues la estructura estaba inestable y dificultaba las tareas de búsqueda.

Este miércoles un juez del sur de Florida autorizó la venta del terreno donde estaba el edificio. En una diligencia judicial celebrada, el juez Michael Hanzman dio luz verde al proceso de venta de la propiedad donde se levantaba el Champlain Towers South, una venta que podría alcanzar un precio entre los 100 y los 110 millones de dólares. La intención del juez es acelerar el proceso de venta del terreno para beneficiar cuanto antes y al máximo a las víctimas del derrumbe.

El alcalde de Surfside, Charles Burkett, dijo la semana pasada que se estaba estudiando qué uso dar al solar y consultando a las familias de las víctimas para conocer lo que quieren, pues es una suerte de “lugar sagrado”. (Con información de EFE)

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados