Publicidad

El régimen de Corea del Norte desafía a las Naciones Unidas y pone en órbita un satélite de vigilancia

El lanzamiento representa un desafío a la ONU, que le prohíbe utilizar tecnologías de misiles balísticos. Además el acercamiento de Corea con Rusia preocupa a Estados Unidos, Japón y Corea del Sur.

Compartir esta noticia
Kim Jong-un
Kim Jong-un
Foto: AFP

AFP
Corea del Norte afirmó que logró poner en órbita ayer martes un satélite militar de vigilancia, un desafío a resoluciones de la ONU que le prohíben utilizar tecnologías de misiles balísticos y que fue condenado firmemente por Estados Unidos y Japón.

El cohete siguió la trayectoria prevista y “logró poner en órbita al satélite Malligyong-1”, indicó la agencia oficial norcoreana KCNA.

Antes, el ejército de Corea del Sur anunció haber detectado un supuesto satélite de vigilancia militar.

Por su parte, Japón dio cuenta del lanzamiento de un misil de Corea del Norte, que el primer ministro Fumio Kishida condenó con “la mayor firmeza posible”.

“Incluso si llaman a eso un satélite, el lanzamiento de un objeto que utiliza la tecnología de los misiles balísticos es claramente una violación de las resoluciones de las Naciones Unidas”, recalcó Kishida.

El lanzamiento “eleva las tensiones y corre el riesgo de desestabilizar la situación de seguridad en la región y fuera de ella”, afirmó en tanto, en un comunicado, la portavoz del Consejo de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Adrienne Watson.

Corea del Norte informó con anterioridad a Japón de su intención de lanzar un satélite a partir del miércoles, según Tokio, en un tercer intento, tras dos fracasos en mayo y en agosto.

El régimen norcoreano de Kim Jong-un designó en agosto tres áreas marítimas susceptibles de verse afectadas por el lanzamiento previsto en aquel momento: dos en el mar Amarillo, al oeste de la península coreana, y una tercera en las aguas situadas al este de Filipinas.

“Las zonas de peligro mencionadas por Corea del Norte esta vez corresponden a las anunciadas durante su proyecto de lanzamiento de satélite en agosto”, comentó un responsable surcoreano citado por la agencia de prensa Yonhap.

Corea del Sur llevaba semanas advirtiendo que Corea del Norte estaba en las “últimas etapas” de la preparación de un nuevo lanzamiento de satélite espía.

El reciente acercamiento entre Corea del Norte y Rusia preocupa a Estados Unidos y sus aliados surcoreano y japonés.

¿Encontraste un error?

Reportar

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad