DOCUMENTO

Mayoría del Pit-Cnt ve a "Un solo Uruguay" como parte de la derecha

El progresismo está cerca de agotarse y augura conflictividad.

Integrantes de Un Solo Uruguay se reunieron con el PIT. Foto: F. Ponzetto
Integrantes de Un Solo Uruguay se reunieron con el PIT. Foto: F. Ponzetto

En Uruguay hay una puja entre dos proyectos de país y el movimiento "Un solo Uruguay" aparecido en enero pasado, está del lado de "la restauración conservadora". Así lo dice el documento que elaboraron para el próximo congreso del Pit-Cnt cuatro poderosos sindicatos. El metalúrgico (Untmra), el de la construcción (Sunca), el bancario (Aebu) y el del comercio (Fuecys). Los dos primeros están controlados por el Partido Comunista y los otros dos por el sector moderado reunido en "Articulación".

"El papel más activo de las clases dominantes se refleja tanto en la queja patronal contra la ley de negociación colectiva en la OIT, el planteo de la CIU de traer a nuestro país la reforma laboral brasilera, y un papel mucho más dinámico de la derecha intentando marcar la agenda nacional. El llamado movimiento de los "autoconvocados" desarrollado desde principios de este año, son también en sus postulados centrales una clara manifestación de lo que decimos más arriba. [...] Los grandes empresarios rurales que están al frente de estas movidas han hecho planteos de derecha. Por ejemplo, la de bajar el "costo del Estado", la de terminar con políticas sociales reivindicadas por el movimiento obrero, y especialmente considerar al salario y su crecimiento real como un problema y no una solución", señala el documento.

Fustiga que la dirigencia de Unidad Popular haya asistido a la movilización de "Un solo Uruguay" el 23 de enero. "En este cuadro llamó poderosamente la atención la presencia de algunos sectores de ultraizquierda que se hicieron presentes en algunas de las convocatorias haciéndose eco de dichos planteos. Esto demuestra una vez más, como los extremos andan juntos en la historia", plantea el documento.

Para los sindicatos, el progresismo está cerca de agotarse. "Por supuesto que esta contradicción principal (entre proyectos de país) se desenvuelve en medio de múltiples tensiones. Entre otras cosas porque el "progresismo" debe enfrentar sus límites y rendimientos decrecientes para poder seguir avanzando. En efecto, podemos estar asistiendo al agotamiento de la estrategia basada en altos precios internacionales de las materias primas y sus correspondientes flujos de inversión extranjera directa. Los procesos de distribución del ingreso, no de la riqueza, en el marco de la desaceleración que supone el agotamiento de esta estrategia, hace que todas las tensiones con el capital y también con el Poder Ejecutivo y sus políticas públicas se agudice", dice.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados