Publicidad

Lacalle Pou advierte que TLC con China "está avanzando", pero no a la velocidad que esperaba

El presidente de la República aseguró que este tema lo conversó con su par argentino, Alberto Fernández, "a calzón quitado, comiendo un asado. Mano a mano".

Compartir esta noticia
Luis Lacalle Pou y Alberto Fernández. Foto: Leonardo Mainé
Alberto Fernández y Luis Lacalle Pou en la Cumbre del Mercosur en Montevideo
Foto: Leonardo Mainé

El presidente de la República, Luis Lacalle Pou, fue consultado este martes por el avance del Tratado de Libre Comercio (TLC) con China y aseguró que "avanzar es una cosa y la velocidad es otra".

"Está avanzando. Quizás la velocidad que uno quisiera no es la que hoy tenemos; los procesos de esos países gigantes no son como los nuestros, nosotros estamos para firmar mañana", afirmó en diálogo con el periodista argentino Eduardo Feinmann para el programa radial Alguien tiene que decirlo (Radio Mitre).

Particularmente, Lacalle Pou dijo que "hay presiones legítimas de Argentina y Brasil para que Uruguay no avance unilateralmente", a pesar de que todos los socios del Mercosur conocen desde el inicio de su gobierno "lo que Uruguay necesitaba".

A propósito del diálogo sobre el TLC con China mantenido con su par argentino, Alberto Fernández, Lacalle Pou dijo que este tema se puso sobre la mesa en ámbitos formales, como las cumbres del Mercosur, pero también "a calzón quitado, comiendo un asado. Mano a mano".

"La actitud de Uruguay no es ‘me enojé y me llevo la pelota’. Queremos que avance todo el Mercosur. Pero no hay mucha voluntad, porque cada país tiene sus intereses, no hay voluntad urgente de avanzar en acuerdos con otros países, Uruguay sí la tiene. Cuando lleguemos a un principio de acuerdo miraremos al costado y les preguntaremos ‘¿vamos?’, y si no quieren sumarse, iremos solos", agregó.

"¿Qué es el socialismo del siglo XXI?"

En la entrevista radial, el mandatario también fue consultado por la migración de argentinos hacia Uruguay y la reciente decisión del gobierno uruguayo de rebajar impuestos.

Por otro lado, Feinmann le consultó si le "preocupa el socialismo del siglo XXI". Ante tal cuestión, Lacalle respondió con una repregunta: "¿Qué es el socialismo del siglo XXI?" y el periodista puso ejemplos de la región como los gobiernos de Nicolás Maduro (Venezuela) o Daniel Ortega (Nicaragua).

"En nuestro país el Partido Socialista es de los más viejos y estoy de acuerdo en muy pocas cosas con ellos; pero tienen vocación democrática. Decir que el socialismo es defender a autoritarios y dictadores es desmerecer a una corriente", enfatizó Luis Lacalle Pou.

La historia del conejito Duracell

Como nota de color, Lacalle fue consultado en la entrevista por la historia del conejito de Duracell de peluche que tiene sobre su escritorio.

"Cuando arranqué en 2014 en mi primera elección interna estaba 30 y pico de puntos abajo. Pero con el equipo teníamos confianza. La tentación del político es reaccionar. Pero cuando un político reacciona, pierde independencia. Para ser verdaderamente libre el político tiene que ir hacia la acción, no la reacción", detalló el mandatario.

En uno de los encuentros colerrigionarios de campaña, Lacalle ilustró cómo tenía que comportarse el equipo. "¿Se acuerdan del conejito Duracell? Iba mirando para adelante, tocando el tambor y a los costados iban cayendo; nosotros tenemos que hacer lo mismo, mirando el camino para adelante", les dijo.

Cuando en 2020 dio inicio a su período de gobierno, uno de los ministros "reaccionó", tal y como les había pedido que no lo hicieran. Así que ingresó a internet, buscó un conejito usado de peluche, lo arregló y colocó sobre su escritorio, "para cuando alguno reacciona mal, se acuerde".

MZM5ICMABZHEDKQ7MPVNDQJVJI.jpg
Lacalle Pou colocó un conejo Duracell en su escritorio
Foto: (Captura) entrevista por Zoom con el medio La Tercera

¿Encontraste un error?

Reportar

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad