Inseguridad

Jorge Vázquez dice que hay más delitos porque el CPP "es benigno"

Por el nuevo Código “los delincuentes quedan libres y las cárceles se vacían”.

"La Policía los detiene y al otro día están sueltos", dijo el viceministro. Foto: D. Borrelli
"La Policía los detiene y al otro día están sueltos", dijo el viceministro. Foto: D. Borrelli

Al nuevo Código del Proceso Penal (CPP) le salió un crítico inesperado: el subsecretario de Interior Jorge Vázquez. En noviembre de 2017 comenzó a regir el nuevo CPP y a partir de allí se dispararon los delitos, dijo el jerarca en entrevista con Subrayado. Según Vázquez, desde entonces los delincuentes son detenidos por la Policía, pero en su mayoría —o buena parte— son formalizados, que quiere decir que son acusados por un fiscal, pero esperan en libertad el juicio que eventualmente los condene.

Vázquez afirmó en la entrevista que comparó el primer trimestre de 2018 con el mismo período de 2017 y las formalizaciones (lo que antes eran procesamientos) bajaron en cerca de mil personas.

En relación con esto, el subsecretario Vázquez consideró que en el último año hay 1.400 presos menos en las cárceles, y si la mitad son reincidentes (según las estimaciones oficiales), "entonces hay 600 o 700 delincuentes robando todos los días". En realidad, según el comisionado parlamentario para el sistema carcelario Juan Miguel Petit, el nivel de reincidencia de los presos es de 65%.

La causa.

Por esta razón, Vázquez recordó que se envió al Parlamento un proyecto de ley para que los delincuentes formalizados (es decir los procesados) esperen en prisión el juicio y no queden en libertad, como pasa en muchos casos.

"Lo mejor es que se apruebe la modificación del CPP. Que los reincidentes vuelvan a la cárcel", consideró el subsecretario.

En la entrevista Vázquez reconoció que se vive una sensación de inseguridad mayor, y que esa situación "es real".

"Nos preocupa la sensación de inseguridad que tiene la gente, que es real. Durante dos años veníamos bajando las rapiñas y de un mes a otro se dispararon los delitos. ¿Qué es lo nuevo? Que los delincuentes quedan libres y las cárceles se están vaciando", resumió.

"Aumenta la violencia por un Código que es más benigno. La Policía los detiene y al otro día están sueltos. Queda la sensación como que no hacemos nada, y en verdad se está haciendo", agregó Vázquez.

La semana pasada, Fernando Gil, uno de los asesores más cercanos al ministro del Interior Eduardo Bonomi, anunció en su blog personal que Uruguay se apronta a reconocer, con datos objetivos, una de sus "peores estadísticas de delitos" desde que se lleva registro.

Horas más tarde fue el propio ministro quien reconoció que en los últimos meses se produjo un aumento de los hechos delictivos. Mientras, la vicepresidenta Lucía Topolansky admitió que el gobierno está "preocupadísimo" con el fenómeno, aunque reivindicó que "está todo el tiempo haciéndose cosas".

Retroceso. Eduardo Bonomi sostiene que con la aplicación del nuevo Código del Proceso Penal se perdió parte de la baja de los delitos. Foto: Gerardo Pérez.
 Foto: Gerardo Pérez.

Aunque el ministro se negó a asumir como propias la aseveraciones de su asesor, sí reconoció que en los últimos meses "ha habido un aumento" de los delitos, de "rapiñas y homicidios fundamentalmente", al ser entrevistado en el programa "Quién es quién", que se emite por FM Diamante y por Televisión Nacional del Uruguay.

En la entrevista, Bonomi subrayó que el fenómeno del aumento de la delincuencia no es patrimonio de Uruguay. Puso como ejemplo países como Chile y Costa Rica, con los cuales se compartía niveles similares tiempo atrás y ahora están peor que Uruguay.

Topolansky reconoció en estos días que la seguridad es uno de los temas más difíciles que enfrenta ahora el gobierno.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)