Publicidad

Diputados aprueba ley de financiamiento; compensación a canales queda en manos del gobierno

El Frente Amplio “denunciará” a las señales de televisión si le cobran más caro que al oficialismo, prometió el presidente de la coalición de izquierda, Fernando Pereyra.

Compartir esta noticia
Camara de Diputados
La Cámara de Representantes sancionó este martes la nueva ley de partidos políticos.
Foto: Estefania Leal

La Cámara de Representantes le dio sanción unánime ayer, en general, a la nueva ley sobre financiamiento de los partidos políticos. También hubo pleno acuerdo, 93 votos, para dejar aprobados 26 artículos en los que se alcanzó consenso. Sin embargo, hubo elementos como la nueva regulación de la publicidad “gratuita” a la que accederán los partidos políticos durante la campaña electoral que generó diversas y complejas negociaciones en el oficialismo mientras se realizaba la sesión.

El diputado colorado Conrado Rodríguez dijo a El País que finalmente lo que se aprobó establece -si luego el Senado ratifica la norma- que durante la campaña electoral el espacio destinado a publicidad aumentará de 15 a 20 minutos por hora en horario central y que 10 de ellos serán cedidos sin costo por los canales a los diferentes lemas.

A cambio, la ley “faculta” al Estado a “compensar” a los canales por esos minutos que no venderán. El texto no incluye una cifra concreta, sino que plantea una propuesta de cálculo: el precio promedio de lo que pagaron por publicidad los distintos organismos públicos en los 12 meses anteriores a la campaña.

Con todo, el acuerdo no está exento de desafíos. Queda en manos del Poder Ejecutivo determinar si otorga esa compensación. Si eso no sucede, el propio texto señala que la cesión gratuita será inaplicable.

Blancos, colorados e independientes estaban dispuestos a sacar adelante una alternativa que consistía en mantener el máximo de 15 minutos por hora en la que los canales pueden vender publicidad, y destinar cinco a la propaganda gratuita para los partidos.

Fue Cabildo Abierto el que forzó la votación de la formula original, bajo aviso de que, si no sucedía, no votaría la compensación.

Este discusión centró el debate sobre el proyecto y se convirtió en el núcleo básico de las diferencias que impedían hasta ayer su aprobación. El Partido Nacional se negaba a aprobar la cesión de minutos gratis a los partidos si no existía a cambio un resarcimiento económico para los canales.

La misma postura esgrimió ante el Parlamento semanas atrás la Asociación de Broadcasters del Uruguay (Andebu), que advirtió sobre severos perjuicios para los canales si debían ceder espacios a cambio de nada. El presidente de esa gremial, Rafael Inchausti, le había dicho a El País que el monto que se perdería rondaba los US$ 25 millones, solo contando a los tres canales privados de Montevideo y a las señales abiertas del interior del país. Entre los posibles efectos, Andebu advirtió que, si no eran compensados, los canales no podrían mantener su ecuación económica y estarían obligados, por ende, a “recurrir” a envíos de trabajadores al seguro de desempleo.

La ley sancionada ayer en la Cámara de Representantes incluirá un articulo por el que la publicidad paga que sí pauten los partidos políticos deberá cobrarse a un precio único. Al respecto, en la coalición de gobierno interpretan que esa obligación rige para un medio en particular, que así deberá sostener la misma tarifa para todos los partidos. No será, aducen, una obligación para que todos los canales cobren el mismo precio.

La cotización de la publicidad electoral será, con todo, uno de los temas claves de la próxima campaña electoral. El Frente Amplio dice haber sido perjudicado históricamente por los canales en favor de sus contrincantes políticos, y ya dejó en claro que en este proceso no estará dispuesto a permitir diferencias.

“Nosotros vamos a ir a discutir con los medios”, adelantó el presidente del Frente Amplio, Fernando Pereira. Lo hizo en uno de los fragmentos de un libro escrito por Alfredo Percovich, que repasa su vida y su trayectoria política y sindical y que se presentará este jueves. Allí Pereira reclamó que, en las próximas elecciones, los medios “den igual precio” al Frente Amplio que a los partidos tradicionales. “Si no lo hacen, los vamos a denunciar”, prometió. El titular de la coalición de izquierda asegura que, en pasados comicios, su partido pagó más por minuto que sus opositores. “No vamos a permitir que las empresas favorezcan a un partido determinado, porque los medios utilizan ondas de toda la sociedad”, dijo. Pereira fue más allá y denunció que durante la última campaña, “hubo un abuso enorme en materia de precios”.

Al respecto, la bancada del Frente Amplio presentó en sala varios aditivos. Uno de ellos, precisamente, estaba referido al establecimiento de una “tarifa plana”, por la que de esa forma todos los partidos abonen el mismo precio por minuto de publicidad durante todo el proceso electoral. Finalmente la propuesta naufragó.

Además

El debate en el Senado y los plazos para 2024

El proyecto sancionado ayer en la Cámara de Representantes pasará ahora al Senado, que dará su propio debate. Públicamente, todos los partidos políticos mostraron su voluntad de que la nueva ley, que viene a “aggiornar” la actual regulación y que data de 2009, pueda estar en vigencia ya en el ciclo electoral que está por iniciarse y que, formalmente, comenzará con las elecciones internas del 30 de junio.

Para que eso sea posible, la cámara alta deberá acelerar el trámite, tomando en cuenta que, en la práctica, solo contará con cinco meses para ese proceso. El receso parlamentario comenzará este 15 de diciembre, y se extenderá hasta el 1º de marzo. Este proyecto tomó como base el que había fracasado en la pasada legislatura, y comenzó a discutirse en Diputados a principios de 2020. Allí estuvo empantanado durante más de tres años. Recién en agosto de este año fueron retomadas las negociaciones, no sin varios sobresaltos, que derivaron en su sanción definitiva en la jornada de ayer.

¿Encontraste un error?

Reportar

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad