Publicidad

Cabildo Abierto y Frente Amplio votaron interpelación a Arbeleche y Bustillo por polémica de Salto Grande

La oposición asegura que “existen indicios de clientelismo", a partir del ingreso directo de 35 funcionarios de confianza con un “común denominador”: todos pertenecientes a dos sectores políticos en especial.

Compartir esta noticia
Francisco Bustillo y Azucena Arbeleche
Francisco Bustillo y Azucena Arbeleche.
Foto: Leonardo Mainé

Redacción El País
El reciente otorgamiento de una partida extraordinaria de $ 200 millones a la Comisión Técnica Mixta (CTM) de Salto Grande le significará al gobierno un nuevo dolor de cabeza político. Los ministros de Economía, Azucena Arbeleche, y de Relaciones Exteriores, Francisco Bustillo, deberán ir al Parlamento a explicar la medida y, sobre todo, el destino de esos fondos.

Serán interpelados por el diputado frenteamplista Nicolás Viera (MPP). “Lo impone la realidad”, dijo el legislador a El País. El llamado a sala, adelantó, estará enfocado en “transparentar” el uso que la comisión hace de los recursos que tiene asignados que, a su entender, resultan suficientes para poder funcionar. Viera aseguró que “existen indicios de clientelismo, a partir del ingreso directo de 35 funcionarios de confianza con un “común denominador”: todos, dijo, están vinculados a los sectores políticos Aire Fresco (Partido Nacional), a cuyo “riñón” pertenece Carlos Albisu, el presidente de la delegación uruguaya en Salto Grande; y Vamos Salto (Partido Colorado), que integra el vicepresidente Nicolás Irigoyen y es liderado por el senador Germán Coutinho.

El Frente Amplio quiere conocer en detalle los 35 ingresos de ese tipo que -afirma- hubo desde 2020. Un número que, según Viera, es sensiblemente superior a los siete ingresos por confianza que se produjeron en Salto Grande en los 15 años de administraciones frenteamplistas. La presencia de Bustillo responde al rol de “tutoría” que Cancillería tiene sobre las comisiones binacionales. El Frente Amplio se preparaba a interrogar a Bustillo el próximo martes. Ese día el canciller debía comparecer en el Senado por la Rendición de Cuentas. Como estará en el exterior junto al presidente Luis Lacalle Pou, enviará al subsecretario, Nicolás Albertoni. En una decisión que sorprendió a los parlamentarios, el vicecanciller comunicó que comparecerá con las autoridades de todas las comisiones binacionales, entre ellas, la de Salto Grande. En julio un informe de Brecha apuntaba que Albertoni tiene un cargo en reserva la CTM.

La presencia de Arbeleche responde en tanto a que Economía es la que genera las partidas que recibe la CTM y a que, a juicio de Viera, “es la que debe-ría estar “controlando como se usa el dinero.

La explicación que ha dado Economía es que la partida extra otorgada responde al “ajuste” de un presupuesto que está congelado desde 2015 por lo que, en la práctica, no se puede hablar de un incremento de rubros. “No es algo que compete al ministerio”, alegó la semana pasada en el Parlamento Arbeleche en relación al control del uso de los recursos en la CTM.

Salto Grande se financia con una partida anual de $ 744 millones. A eso debe agregarse el polémico refuerzo -que se viene otorgando todos los años- y otros $ 200 millones por parte de UTE en concepto de administración de energía. Viera hizo notar que, de esa manera, el organismo obtiene anualmente un 50% de incremento en su presupuesto, mayor al de cualquier otro organismo estatal.

La moción del Frente Amplio obtuvo el respaldo de los diputados de Cabildo Abierto cuyo líder, Guido Manini Ríos, volvió a reclamar este martes una auditoría completa que “arroje luz” sobre cómo maneja CTM los recursos que recibe. “Es el mejor camino para cortar de una vez con todas las especulaciones y saber cuál es la verdad”, dijo el senador en su audición de Radio Oriental.

La interpelación fue apoyada además por el PERI y rechazada por blancos y colorados. Los nacionalistas plantearon sin éxito que el llamado fuese en régimen de comisión general, que no deriva en consecuencias políticas. También que habrían votado la interpelación si hubiera abarcado los períodos del Frente Amplio.

El presidente de la Cámara de Representantes, Sebastián Andújar, aseguró que el tema “no ameritaba” llamar a sala a los ministros. Habría bastado, dijo, un llamado a comisión.

“No estoy informado al detalle sobre la gestión para hacer una evaluación de ese tipo”, explicó el diputado al ser consultado sobre las acusaciones de “clientelismo político” que hace el Frente Amplio. Andújar agregó que las declaraciones del presidente representan plenamente a la bancada de su partido.

¿Encontraste un error?

Reportar

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad