Publicidad

Más allá del lavado de dientes: hábitos cotidianos que inciden en la acumulación de sarro dental

Consejos para reducir la aparición de sarro y prevenir enfermedades bucodentales; cómo afecta nuestro estilo de vida a la salud de dientes y encías.

Compartir esta noticia
Espejo sonrisa
Mujer sonriendo frente a un espejo.
Foto: Freepik.

Laura Alejandra Albarracín Restrepo, El Tiempo/GDA
El cálculo dental, también conocido como sarro dental o tártaro, es una acumulación endurecida de placa bacteriana que se forma en la superficie de los dientes y alrededor de las encías. Las bacterias, la saliva y los restos de alimentos que no se retiran en el lavado, son sus componentes.

Cuando la placa no se elimina adecuadamente mediante una buena higiene bucal, esta puede calcificarse y convertirse en cálculo dental. Esta calcificación ocurre cuando los minerales presentes en la saliva se depositan en la placa, endureciéndola y volviéndola rugosa.

Además de ser antiestético, el sarro también puede tener consecuencias negativas para la salud bucal.

Causas por las que aparece el sarro.

Existen diferentes causas por las que puede producirse la acumulación de sarro:
- Mala higiene bucodental.
- Sequedad bucal.
- Consumo de tabaco.
- Aparición de malposiciones o dientes torcidos.
- Falta de vitamina C.
- Mala alimentación.
- Restauraciones de piezas dentales que no se han realizado adecuadamente.
- Medicamentos que favorecen la acumulación de sarro.
- Enfermedades como el Sida y la leucemia que disminuyen la inmunidad del paciente, lo cual favorece la acumulación de sarro.
- Cambios hormonales en el organismo.
- Enfermedades de tipo viral.
- Enfermedades producidas por hongos o placas bacterianas.

Si lo identifica, lo primero que debe hacer es acudir al dentista para que haga una revisión, pues una vez que se forma ya no puede eliminarse con cepillados ni otras técnicas caseras. En internet hay muchos videos y blogs en los que prometen la cura para el sarro de forma casera y natural, pero lo mejor es acudir donde un profesional.

Cómo prevenir la acumulación de sarro.

Cepillarse por lo menos dos veces al día por al menos dos minutos cada vez es necesario para evitar la formación de sarro. De acuerdo con la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos, también debe usar hilo dental suavemente al menos una vez al día, siguiendo la técnica proporcionada por su profesional dental.

Además de realizar una buena higiene bucal, existen algunos alimentos que pueden ayudar a combatir el cálculo dental y contribuir a una buena salud bucal. Estos suelen tener propiedades que ayudan a reducir la cantidad de bacterias en la boca, mantener los dientes limpios y estimular la producción de saliva, que tiene efectos beneficiosos para la salud dental.

Manzanas: Masticar manzanas estimula la producción de saliva, que puede ayudar a limpiar los dientes y reducir la placa bacteriana.

Zanahorias: Al igual que las manzanas, masticar zanahorias crudas puede ayudar a eliminar restos de comida y estimular la producción de saliva.

Apio: Su textura fibrosa actúa como un limpiador natural de los dientes, y al masticarlo se promueve la producción de saliva, lo que ayuda a neutralizar los ácidos en la boca.

Fresas: Contienen una enzima llamada malato deshidrogenasa, que puede ayudar a blanquear los dientes y reducir la formación de placa.

Kiwi: Es una excelente fuente de vitamina C, que ayuda a mantener las encías saludables y puede ayudar a reducir la inflamación gingival.

Yogur natural: El yogur sin azúcar y con probióticos puede ayudar a reducir la cantidad de bacterias dañinas en la boca.

Té verde: El té verde contiene polifenoles que pueden inhibir el crecimiento bacteriano en la boca y reducir la formación de placa.

Queso: Algunos estudios sugieren que el queso puede ayudar a neutralizar los ácidos en la boca y reducir el riesgo de caries.

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

vida sana

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad