SEGURIDAD VIAL

Equipaje y cargas mal sujetas: peligro en la ruta

Transportar objetos en el vehículo de forma incorrecta aumenta el riesgo de sufrir siniestros; cómo se deben colocar de forma segura

carga auto
Un auto cargado cambia la forma de conducir

Al salir de la ciudad con la playa o el campo como destino hay que cumplir con varias medidas de seguridad imprescindibles para transportar equipaje y objetos personales con todas las garantías. De lo contrario, todos los que viajen en el automóvil pueden estar expuestos a sufrir heridas graves, inclusivo mortales. Cargas desmedidas o mal sujetas en un vehículo “aumentan sensiblemente las chances de tener un siniestro de tránsito”, dijo Jorge Alfaro, secretario general de la Unidad Nacional de Seguridad Vial (Unasev).

Así lo reflejan las pruebas de choque realizadas por organismos internacionales. Por ejemplo, en un choque frontal a solo 45 kilómetros por hora contra un bloque de cemento con la carga bien colocada, los pasajeros sufrirán heridas leves, ya que no existen peligros añadidos a los de la propia colisión. En la misma situación, pero con carga suelta en el habitáculo o en el baúl, se registran daños graves en varias partes del cuerpo, especialmente, en el cráneo. Por efecto de la inercia, cualquier objeto que viaje suelto en un auto continúa su marcha hacia delante y multiplica, por efecto de la velocidad, la fuerza con la que golpearía a cualquier ocupante hasta por 40 veces su peso a esa velocidad.

Entonces, hay mucho para pensar antes de atar la heladera y la cocina en la baca o amontonar maletas y cajas en el baúl.

Cuidados fundamentales.

Valijas, carpa, televisor, bicicletas o heladera, lo que se lleve tiene que estar en perfecto equilibrio y respetando los máximos de carga de cada modelo (lo que puede ser consultado en el manual).

“El traslado del peso debe ser lo menos nocivo y desequilibrante posible. Tiene que estar repartido sobre las cuatro ruedas”, explicó Alfaro. De esta manera, las ruedas funcionarán de la misma forma para acelerar, frenar y cambios de dirección.

La baca, en realidad, está diseñada solo para equipaje, no para otro tipo de cargas. Esto se debe a que la acumulación de objetos sobre ella genera una “circulación negativa del aire” que provoca una elevación de la temperatura “que puede tener un resultado nocivo para la mecánica”. Esto es más riesgoso en los automóviles viejos.

También aumenta la resistencia y el consumo de combustible va a ser mayor.

Otra consecuencia es el cambio del centro de gravedad. “Me preocupa más la estabilidad, los movimientos racionales y la distribución del peso”, comentó Alfaro. Y explicó: “Cuanto más altura tenga la carga, más se cambia el centro de gravedad y perdemos estabilidad”.

Esto hace que el vehículo responda de distinta manera ante cualquier maniobra.

Por otra parte, cuando se llena el baúl por encima de su capacidad, el auto se inclina hacia el suelo, sacándole apoyo a las ruedas delanteras que, en general, son las que transmiten la potencia. ¿Cuál es el riesgo? “Que nuestra maniobra direccional no sea lo suficientemente buena o eficiente”, apuntó el secretario general de la Unasev.

Esta inclinación también cambia la ubicación de las luces delanteras. El resultado es que con las luces cortas se puede encandilar al vehículo que viene de frente como si se tuviera encendidas las luces largas. Los frenos también reaccionarán de forma indebida. El auto necesitará más metros para frenar.

Alfaro recomienda no utilizar trailers o similares. Pero, si se debe circular con estos, hay que conocer una regla que es ley en Europa: el vehículo que es remolcado no debe pesar más del 75% del peso del auto que está delante. Así se evita que la carga sufra movimientos laterales o “coletazos” que pueden ocasionar un accidente.

“Llevar carga es para conductor avezados, con buena conducta, rectitud y con mucho cuidado, para que la frenada sea con tiempo y espacio para que el tráiler no se quiebre y se desplace como una tijera, haciendo que pierda el equilibro que lo está cinchando”, dijo a El País.

Otro punto a considerar antes de salir de casa hacia la ruta es que se debe comprobar que la presión de los neumáticos y de las cargas por eje sean los indicados en el manual.

Alfaro añadió: “Este es un tema sensible. Le prestamos poca atención porque, en general, el uruguayo no es profundo conocedor de la parte mecánica. Pero debe tener en cuenta que se aumentan sensiblemente las chances de tener un siniestro porque el auto frena peor, dobla distinto, transmite la potencia distinto y cambia el eje de las luces delanteras. Toda la conducción cambia con la carga”.

Cómo transportar los objetos con seguridad.

- Sujetar los bultos con correas a la parte de abajo, pero sobre todo por delante.
- La carga no debe llegar en ningún caso hasta la parte delantera del habitáculo. En tal caso, deben utilizarse vehículos de transporte como las camionetas.
- Siempre que sea posible, sujetar la carga ajustándola a piezas fijas del vehículo, de modo que no se desplace.
- Asegurar los asientos traseros con correas colocadas en diagonal si van desocupados.
- Distribuir correctamente la carga, con los objetos más pesados debajo.
- Los objetos muy pesados pueden apilarse en el espacio del reposapiés de los asientos de atrás.
- Guardar los objetos sueltos en cajas.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados