CATAR 2022

Bolivia 3-0 Uruguay: otra dolorosa derrota de una Celeste cada vez más afuera del Mundial

Cuarta caída consecutiva, un punto de los últimos 15 disputados, 11 goles recibidos y solo 1 anotado en cinco partidos: una realidad que duele.

El lamento de José María Giménez en el Bolivia-Uruguay. Foto: Nicolás Pereyra (enviado).
El lamento de José María Giménez en el Bolivia-Uruguay. Foto: Nicolás Pereyra (enviado).

Uruguay cayó 3-0 con Bolivia en el estadio Hernando Siles por la fecha 14 de las Eliminatorias y dio otro paso atrás en su camino al Mundial de Catar 2022. Volvió a faltar suerte en algunos casos, pero la cosa pudo ser incluso peor porque Marcelo Moreno Martins mandó un penal afuera.

Primer tiempo

Uruguay la venía llevando bien, defendiéndose con la pelota e incluso animándose cada vez más a tratar de inquietar. En el partido había pasado poco, porque la Celeste cuidaba sus energías sobre los 3.600 metros de La Paz y Bolivia tampoco se desesperaba, porque sabía que su trabajo era de largo plazo.

Joaquín Piquerez disputa la pelota con los jugadores de Bolivia Foto: Nicolás Pereyra (enviado).
Joaquín Piquerez disputa la pelota con los jugadores de Bolivia Foto: Nicolás Pereyra (enviado).

La apuesta de Tabárez de dejar a Luis Suárez en el banco para darle ingreso a Agustín Álvarez Martínez estaba dando resultados, porque el equipo se hacía más corto y los celestes no tenían un faro en ofensiva que los alentaba a tirarle pelotas largas. Se estaba llegando con tranquilidad a ese minuto crucial jugando en la altura como es el 30. Nahitan Nández había generado la primera llegada profunda del juego y, aprovechando un despeje fallido de cabeza por parte de un rival, sacó un derechazo en el área que salió pegada al palo. Pero...

Bolivia vs. Uruguay
José María Giménez marca a Víctor Ábrego. Foto: Nicolás Pereyra (enviado)

La altura es traicionera y no solo porque no regala oxígeno, sino porque la pelota se comporta distinta. Y eso lo vivió Fernando Muslera en carne propia. A los 29 minutos un centro de Juan Carlos Arce sin mucho peligro desde la izquierda se convirtió en gol, porque el arquero tuvo una floja respuesta, quito tomar la pelota y llegó a tocarla, pero se le escurrió y se transformó en el 1-0. El partido se ponía más cuesta arriba todavía.

Aunque Uruguay no bajó los brazos y generó un par de oportunidades que pudieron terminar en gol, otro doble error provocó la segunda caída ya en el último minuto de la primera parte. Matías Vecino otorgó un córner que se pudo haber evitado y del mismo vino el cabezazo de Marcelo Moreno Martins que batió por segunda vez a Muslera.

El gol de Marcelo Moreno Martins en el Bolivia-Uruguay. Foto: Nicolás Pereyra (enviado).
El gol de Marcelo Moreno Martins en el Bolivia-Uruguay. Foto: Nicolás Pereyra (enviado).

Segundo tiempo

Uruguay retornó con dos variantes para jugar la segunda parte, pero quizás no con los nombres que se pensaba podía alinear Tabárez. Entraron Luis Suárez y Giovanni González por Matías Vecino y Joaquín Piquerez. Parecía un buen momento para poner a Jonathan Rodríguez, un futbolista acostumbrado a jugar en la altura de México, así como Fernando Gorriarán.

Con el ingreso de Gio, el Pelado Cáceres pasó a marcar la punta izquierda y el esquema táctico pasó a un 4-4-2, con Álvarez Martínez y Suárez como doble nueve. Enseguida la Celeste fue más incisiva, llegó más y tuvo un par de ocasiones para convertir, pero el gran problema que ha tenido este equipo de Tabárez es la mala liga.

Los celestes pudieron descontar en una jugada similar a la del primer gol, porque Lampe fue a buscar la pelota y la mandó hacia su arco, pero un defensa boliviano la sacó en la línea.

Bolivia vs. Uruguay
Suárez palpita el gol, pero Sagredo la sacará en la línea. Foto: Nicolás Pereyra (enviado)

El empate parecía estar al caer, pero un contraataque terminó en penal de Giovanni González. Se venía la goleada, pero a los 62' Marcelo Moreno Martins perdonó al mandar su disparo alto, sobre el  travesaño, dándole una vida más a Uruguay.

La Celeste se entusiasmó un poco más con la expulsión de Algañaraz a los 74' por una fuerte falta sobre Godín, pero cinco minutos después se terminó cualquier ilusión. Un cabezazo de Juan Carlos Arce, que consiguió su doblete, puso el tercero. A partir de allí la consigna de Uruguay fue no ser humillado.

El lamento de Luis Suárez en el Bolivia-Uruguay. Foto: Nicolás Pereyra (enviado).
El lamento de Luis Suárez en el Bolivia-Uruguay. Foto: Nicolás Pereyra (enviado).

Cuarta derrota consecutiva de Uruguay, quinto partido sin ganar, un solo punto de los últimos 15 disputados y un marcador global que lastima en estos cinco juegos: derrota 11-1. La Celeste dejó otra muy mala imagen, una que hace pensar que Catar queda mucho más lejos que en el mapa.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados