COVID-19 EN BRASIL

San Pablo comienza la reapertura el 1º de junio

El gobernador precisó que las autoridades podrán dar “un paso atrás” en caso de que lo consideren necesario con el fin de “proteger vidas”.

Movimiento en las calles de San Pablo (Brasil). Foto: EFE
Movimiento en las calles de San Pablo (Brasil). Foto: EFE

El gobernador de San Pablo, Joao Doria, anunció ayer miércoles la reapertura gradual de la economía en su estado a partir del 1 de junio, pese al aún creciente avance de la pandemia en Brasil.

El gobernador precisó que las autoridades podrán dar “un paso atrás” en caso de que lo consideren necesario con el fin de “proteger vidas”.

“Mantendremos la cuarentena hasta el 15 de junio, pero con la retomada de algunas actividades económicas”, señaló Doria en una rueda de prensa junto al alcalde Bruno Covas.

Según el último balance del Ministerio de Salud de Brasil, el estado de San Pablo registra hasta el momento 86.017 casos y 6.423 muertes de COVID-19, de un total de 391.222 casos y 24.512 fallecidos en todo el país.

En tanto, la mayoría de los brasileños apoya medidas de distanciamiento social más estrictas para combatir la pandemia del nuevo coronavirus, según un sondeo de Datafolha publicado el miércoles.

Eso contrasta con la posición del presidente Jair Bolsonaro, quien ha atacado consistentemente las políticas de confinamiento, que buscan frenar la propagación del virus, por considerarlas un “veneno” que podrían matar a más personas que el brote, debido al desempleo y el hambre.

El sondeo publicado en el diario Folha de S. Paulo mostró que un 60% de los brasileños apoya políticas más restrictivas, un 37% se opone y un 3% no está seguro o le resulta indiferente.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados