VENEZUELA

Oposición denuncia la “ruta del oro” de Nicolás Maduro

Venezuela tiene serios problemas de liquidez, agravados por el derrumbe de la producción y el precio del petróleo, así como por las sanciones de Estados Unidos.

Maduro se apoya en los miles de mineros que trabajan -la mayoría sin papeles- para extraer la riqueza mineral. Foto: Reuters
Por la venta ilegal de oro, Maduro habría obtenido unos 1.200 millones de dólares solo en 2020. Foto: Reuters

El régimen de Nicolás Maduro vende de forma ilícita oro de las reservas de Venezuela para acceder a dinero en efectivo, eludiendo sanciones internacionales, denunció ayer miércoles la oposición.

Julio Borges, delegado del líder opositor Juan Guaidó, viajó a Washington para compartir el resultado de una investigación sobre una operación que, según estima, ya incluye unas 300 toneladas de oro desde 2014, e involucra a Rusia, Mali y los Emiratos Árabes Unidos (EAU).

El martes la presentó ante el Departamento del Tesoro y ayer miércoles ante la comisión de Relaciones Exteriores del Senado de Estados Unidos.

Venezuela -que mantiene 85,7 toneladas de oro en el Banco Central con un valor estimado de 5.053 millones de dólares, según su último balance de diciembre 2020-, tiene serios problemas de liquidez, agravados por el derrumbe de la producción y el precio del petróleo, así como por las sanciones de Estados Unidos.

Desde 2014, las reservas de oro han caído en 275 toneladas, según cifras oficiales.

El gobierno tiene además un proceso legal en curso para repatriar unas 30 toneladas de oro venezolano en el Banco de Inglaterra.

Borges aseguró que la operación con EAU, “centro neurálgico de este gran robo de riquezas de Venezuela”, permitió a Maduro acceder en 2020 a “un poco más o poco menos de 1.000 millones de euros”, 1.200 millones de dólares.

“Ese dinero llega a Venezuela sin ningún control” y queda “a discreción de Nicolás Maduro”, afirmó.

Borges aseguró tener “pruebas de toda esta trama” tales como “documentos, fotos o videos” , y dijo que “todo está bien documentado”.

Aseguró que los lingotes son trasladados desde Venezuela en un avión ruso a una refinería en Mali para “quitarle el trazo de que es oro venezolano”.

“Una vez que está derretido pasa a otro nuevo avión, que viene de Emiratos Árabes Unidos y en ese avión se coloca el oro derretido venezolano y se hace el intercambio de efectivo (...) que pasa al avión ruso” que “vuelve a Venezuela”.

La investigación, dijo Borges, comenzó gracias a informaciones entregadas por oficiales de la Fuerza Armada, “absolutamente asqueados de cómo se está desvalijando y robando a Venezuela”.

Borges pidió a Estados Unidos una investigación más profunda y sanciones a los supuestos involucrados en la trama, entre los que incluye al ministro de Petróleo Tareck El Aissami y el empresario colombiano Alex Saab, detenido en Cabo Verde y solicitado en extradición por la Justicia estadounidense por otra denunciada trama de corrupción vinculada a Maduro.

Dos ciudadanos franceses, miembros de la compañía financiera emiratí Noor Capital, señalada por Borges como responsable de la transferencia de oro por efectivo, estarían igualmente relacionados con la operación, indicó.

Por su lado, Guaidó conversó el martes con el secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, el contacto de más alto nivel desde que el presidente Joe Biden asumió el cargo el 20 de enero.

En la llamada telefónica con Guaidó, Blinken “enfatizó la importancia de un retorno a la democracia en Venezuela a través de elecciones libres y justas”, dijo el portavoz del Departamento de Estado, Ned Price, en un comunicado.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados