Publicidad

Al menos 16 muertos y más de un millón de hogares sin luz en Europa por la tormenta Ciarán

Por los vientos, se cancelaron cientos de vuelos entre el jueves y ayer. Francia, Bélgica, España, Alemania, Países Bajos e Italia son hasta ahora los países que registran víctimas fatales.

Compartir esta noticia
Un árbol caído por la tormenta Ciarán en el oeste de Francia.
Un árbol caído por la tormenta Ciarán en el oeste de Francia.
Foto: AFP

AFP
La tormenta Ciarán que azota a Europa dejó al menos 16 muertos, seis de ellos en Italia, y provocó importantes perturbaciones, con puertos cerrados y vuelos anulados, según el último balance emitido ayer viernes.

La tormenta, que se dirige al este del continente tras haber golpeado el litoral atlántico, dejó seis muertos en Toscana, en el centro-norte de Italia, donde provocó lluvias récord, anunciaron las autoridades locales. Un balance anterior daba cuenta de tres fallecidos.

“Lo que ha pasado esta noche en Toscana tiene un nombre: cambio climático”, afirmó en su cuenta de X el gobernador de la región, Eugenio Giani, que decretó el estado de emergencia.

En Portugal, dos hombres y una mujer, cuyas edades y nacionalidades se desconocen, murieron ayer cuando se hundió un velero de bandera danesa, que había encallado en una playa del centro del país en medio de un fuerte oleaje.

La mayoría de los accidentes mortales fueron provocados por árboles derribados por violentas ráfagas de viento: dos víctimas en Bélgica, dos en Francia, una en España, una en Alemania y otra en Países Bajos. En Madrid, el servicio de emergencias de la capital española confirmó “el fallecimiento de una mujer (...) tras la caída de árbol” en el centro de la ciudad.

En España, la zona más afectada fue el noroeste de la península, donde las autoridades pidieron extremar precauciones.

Algunas zonas de la región de Galicia, principalmente en la costa, se encontraban en nivel rojo de aviso, que implica riesgo extremo, ante los fuertes vientos.

Según la agencia meteorológica española (Aemet), ciertas zonas de la costa del País Vasco también estaban en alerta roja, con olas que podrían alcanzar los 8 o 9 metros.

Más de 80 vuelos fueron cancelados en once aeropuertos del país. En el este, en la región costera de Valencia, varios incendios, avivados por los fuertes vientos, obligaron a evacuar a más de 800 personas.

En la ciudad belga de Gante, murieron por la caída de árboles un niño ucraniano de cinco años mientras jugaba y una mujer de 64 que caminaba por un parque con su marido y su hija, que resultó gravemente herida.

La tormenta Ciarán provocó la interrupción de una parte del tráfico ferroviario en Flandes, en el norte de Bélgica, y perturbaciones en el resto del país.

Vista aérea de las inundaciones en Toscana, Italia.
Vista aérea de las inundaciones en Toscana, Italia.
Foto: EFE

El tráfico marítimo también se vio afectado el jueves en la zona portuaria de Amberes.

En Francia, un camionero murió en su vehículo en el departamento de Aisne (noroeste) tras la caída de un árbol, y las autoridades también informaron de la muerte de un hombre que cayó desde su balcón en la ciudad portuaria de Le Havre (norte) luego de ser golpeado por las postigos de su vivienda a raíz de los fuertes vientos.

En total, 16 personas resultaron heridas en el norte de Francia, siete de ellas bomberos. En todo el país, se registraron 47 heridos. Alrededor de 1,2 millones de hogares se quedaron sin electricidad, de los cuales 780.000 en la región de Bretaña, adonde ayer fue de visita el presidente Emmanuel Macron.

Escuelas cerradas

Ciarán alcanzó el jueves por la tarde Inglaterra, donde buena parte del tráfico marítimo desde el puerto de Dover fue suspendido.

Emmanuel Macron visitando los lugares afectados por la tormenta Ciarán.
Emmanuel Macron visitando los lugares afectados por la tormenta Ciarán.
Foto: EFE

En Cornualles (sur), más de 8.500 hogares se quedaron sin electricidad. Cientos de escuelas de toda la región permanecieron cerradas.

Y en la isla de Jersey, 35 personas fueron evacuadas a hoteles a causa de las fuertes rachas de viento, de hasta 160 km/h, que dañaron viviendas, según la policía.

El jueves, unos 200 vuelos se cancelaron en el aeropuerto Schiphol de Ámsterdam, en Países Bajos, donde se cancelaron los campeonatos de ciclismo contra el viento, una modalidad específica de este país.

Los fenómenos meteorológicos extremos (ciclones, olas de calor, inundaciones, sequías...) son naturales, pero el calentamiento climático provocado por las emisiones de gases de efecto invernadero generados por la actividad humana puede amplificarlos.

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

EspañaFranciabélgicaitalia

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad