UNA MUJER DE 82 AÑOS Y UN MATRIMONIO

Expectativa por tres uruguayos que estaban dentro del edificio derrumbado en Miami

Tres uruguayos estaban anoche entre las 99 personas desaparecidas por el derrumbe, en la madrugada del jueves, del edificio Champlain Towers, en Miami.

Oficialmente anoche había una persona muerta y 99 desaparecidas -entre ellas tres uruguayas- por el derrumbe del edificio en Miami en la madrugada del jueves.

Parte de los 12 pisos del edificio Champlain Towers, situado en Surfside, al norte de Miami Beach, se derrumbaron hacia las 2.30 hora de Uruguay, provocando una gran nube de polvo que se extendió por varias calles de la zona.

El cónsul de Uruguay en Miami, Eduardo Bouzout, dijo a El País que tenía conocimiento de al menos tres uruguayos que se vieron afectados por el derrumbe del edificio en Surfside, ubicado en el 8777 de Collins Avenue.

Bouzout detalló que se trata de una mujer de 82 años, que vive en Miami junto a su esposo de nacionalidad argentina. También estaban en el edificio en el momento del derrumbe dos hijas del matrimonio y una nieta, de 7 años, todas de nacionalidad argentina, agregó Bouzout.

Telemundo (Canal 12) informó anoche desde Miami que la mujer de 82 años se llama Graciela Ponce de León.

Una sobrina vive en Miami y un hijo del matrimonio está en otra ciudad de Estados Unidos, pero viajó al lugar.

Vista área permite dimensionar el alcance del derrumbe del edificio en Miami. Foto: AFP
Vista área permite dimensionar el alcance del derrumbe del edificio en Miami. Foto: AFP

Los otros dos uruguayos desaparecidos son un matrimonio que está de vacaciones en Miami. Bouzout dijo que mediante la página de Facebook del Consulado, por el teléfono 00 1 305 713- 8365 o al correo [email protected] se pueden comunicar quienes deseen obtener o aportar información.

“Hubo un desalojo rápido de las personas y pensando en forma positiva puede ser que estén sin celular o sin poder comunicarse”, expresó el diplomático.

“Nosotros estamos en contacto con familiares, amigos y con las autoridades locales”, dijo. “Los familiares están muy preocupados, como es lógico, porque no se han podido contactar con ellos desde que se conoció el trágico derrumbe. El consulado se ha puesto a total disposición de las familias y estamos a la espera de que haya un final feliz”, indicó el cónsul en un audio difundido por Cancillería.

“Se ha hecho también un llamado a uruguayos que sepan de un familiar o un amigo que viviera en ese edificio, que se ponga en contacto para ponernos a disposición y hacer las averiguaciones del caso con los organismos oficiales”, agregó en el audio.

El Ministerio de Relaciones Exteriores informó a través de un comunicado que “continuará realizando un monitoreo permanente del derrumbe y dando seguimiento al proceso de rescate, así como prestando toda asistencia que sea necesaria a eventuales compatriotas damnificados”.

Cancillería informó que al momento se descartó la hipótesis de un atentado terrorista y que la principal tesis es que se trate de un caso de falta de mantenimiento.

“Se ha localizado a 102 personas (...) y están a salvo”, dijo la alcaldesa del condado de Miami-Dade, Daniella Levine Cava. “Seguimos sin noticias de al menos 99” personas, añadió.

Dos personas observan el edificio derrumbado en Miami. Foto: AFP
Dos personas observan el edificio derrumbado en Miami. Foto: AFP

“Nos estamos preparando para tener malas noticias, dado el nivel de destrucción”, declaró por su lado el gobernador de Florida, Ron DeSantis.

El presidente estadounidense, Joe Biden, dijo que el gobierno federal está listo para ayudar en los esfuerzos de ayuda de emergencia y en la reubicación de los sobrevivientes.

Una veintena de ciudadanos latinoamericanos que residían en el edificio permanecen desaparecidos.

Ayer se desconocían las causas del derrumbe del edificio, habitado por propietarios e inquilinos a tiempo completo o por temporada, según la comisionada del Condado de Miami-Dade, Sally Heyman.

Unos 55 apartamentos de los 130 que tenía el edificio se vieron afectados por el derrumbe. Algunas personas pudieron salir por sus propios medios por las escaleras mientras otras debieron ser rescatadas desde sus balcones. Los servicios de emergencia evacuaron a 35 personas del inmueble

El edificio fue construido en 1981 y tenía 130 viviendas.

Se estaban llevando a cabo reformas en el edificio, especialmente en su tejado, indicaron varios funcionarios, que consideraron sin embargo poco probable que esa fuera la causa del derrumbe.

Las operaciones de búsqueda de personas podrían durar “al menos una semana”, indicó el administrador de la ciudad, Andrew Hyatt. (Producción: Patricia Vicente)

Descartan atentado y derrumbe por obras

En 1981, precisamente el año en que fue construido el Champlain Towers South, el derrumbe de un edificio de cinco plantas en la localidad costera de Cocoa Beach, en el centro de Florida, y que ocasionó la muerte de 11 trabajadores, motivó la creación de la ley estatal Threshold Inspection que hasta hoy se halla vigente.

Esta ley añadió más inspecciones a lo largo del proceso de construcción de cualquier edificación de más de tres pisos de alto y puede albergar al menos 500 personas.

Las autoridades locales han dado a conocer que como resultado de una inspección en el marco de esta ley, la cubierta del edificio colapsado en Miami-Dade se hallaba en obras, si bien el alcalde de Surfside ha dicho que en principio ello no se baraja como un factor del siniestro.

Por lo pronto, las autoridades locales y estatales continúan enfocadas en asistir a las víctimas y familiares, y han descartado la hipótesis de un atentado terrorista.

Una veintena de latinoamericanos en el edificio
Se derrumbó un edificio de 12 pisos en Miami, Estados Unidos. Foto: EFE.

Además de los tres ciudadanos uruguayos que están entre los 99 desaparecidos por el derrumbe del edificio en Miami, hay una veintena de personas de otras nacionalidades latinoamericanas.

Por ejemplo, figura la hermana de la primera dama de Paraguay y su esposo e hijos. Se trata de Sophia López-Moreira, hermana de Silvana López-Moreira, esposa del presidente Mario Abdo Benítez, así como el esposo, el empresario Luis Pettengill, tres menores de edad hijos de la pareja, así como otra mujer identificada como Lady L. Villalba, al parecer la trabajadora doméstica.

La familia era propietaria de los apartamentos 703 y 1010 en el colapsado edificio Champlain Towers South, informó el diario Miami Herald, que señala que son al menos 25 los latinoamericanos que se cuentan entre los desaparecidos. Argentinos serían diez, de acuerdo a la cancillería de ese país. En declaraciones al canal argentino TN, un hombre, Rodrigo, se presentó como amigo de tres de los argentinos desaparecidos -entre ellos una niña- quienes se encontraban en un apartamento que él les había facilitado.

“Se estaban quedando en casa, y con la mala suerte que me dijeron: ‘¿Se te vació un apartamento en la playa? Queremos quedarnos en la playa’. Y se quedaron ahí, con la mala suerte de que en la primera noche que se quedan, pasa lo que pasa”, se lamentó.

El Gobierno colombiano confirmó por su parte que seis personas de esa nacionalidad viven en el edificio.

Medios locales informaron que al menos unos seis puertorriqueños también se hallaban en el edificio siniestrado.

Igualmente se hallaba en el Champlain Towers al momento del derrumbe el matrimonio conformado por Claudio Bonnefoy, de 85 años, y su esposa, Maricoy Obias-Bonnefoy, de 70 años, ambos de Chile. En todos los casos, sus familiares y allegados declaran a medios locales en Miami que nadie responde a las llamadas telefónicas.

Entre los desaparecidos, figuran además una veintena de israelíes.

La alcaldesa de Miami-Dade, Daniella Levine Cava, informó en una rueda de prensa que quince horas después del derrumbe se había localizado a 102 personas sanas y salvas, el doble de lo informado inicialmente.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados