Los primeros pasos

Bolsonaro justifica facilitar porte de armas: "Estamos en guerra"

El presidente electo definió a sus primeros ministros, entre ellos Guedes en Hacienda.

Efectivos de la policía militarizada de Brasil encargados de la vigilancia de la residencia de Bolsonaro en Río de Janeiro. Foto: Reuters
Efectivos de la policía militarizada de Brasil encargados de la vigilancia de la residencia de Bolsonaro en Río de Janeiro. Foto: Reuters

Al tiempo que comienza a definir los primeros cargos en el gabinete, el presidente electo de Brasil, Jair Bolsonaro, ratificó en las últimas horas algunas de sus propuestas electorales más polémicas. Por ejemplo, la flexibilización del porte de armas de fuego por parte de civiles.

La legislación brasileña que Bolsonaro quiere modificar impone una serie de restricciones para que los brasileños adquieran armas legalmente, como tener al menos 25 años, ausencia de antecedentes criminales y justificar la necesidad de tener el arma.

"Nuestra orientación es que la efectiva necesidad está comprobada por el estado de violencia en que vive el país. Estamos en guerra, todo el mundo dice eso, ustedes mismos en la prensa dicen eso", afirmó Bolsonaro en una entrevista con TV Record.

A lo largo de su campaña, defendió el uso de las armas en "legítima defensa", a través de ejemplos hipotéticos, como el caso de un camionero. "Si alguien estuviese robándole la llanta de repuesto, él daría el siguiente ejemplo a la delincuencia: dispararía, el elemento sería abatido en legítima defensa y él respondería (ante las autoridades) pero no sería castigado. Va a reducir la violencia en Brasil con toda seguridad", afirmó.

Brasil registró un récord histórico de 63.880 homicidios en 2017, según cifras oficiales.

La propuesta de Bolsonaro genera mucha polémica en Brasil. Más del 70% de los asesinatos se cometen con armas de fuego, recordó ayer martes la exministra de Medio Ambiente y candidata a presidente Marina Silva. "La mayoría de la población brasileña es contraria a la tenencia de armas de fuego y quiere soluciones más inteligentes", tuiteó. "Cuanto más armas, más violencia", añadió.

Hasta el momento hay casi una decena de detenidos. Foto: AFP
Foto: AFP

Grupos de izquierda convocaron para anoche a manifestaciones contra Bolsonaro en varias ciudades de Brasil. En ese contexto, el presidente electo llamó a la unidad. "Quiero decirles a los que no votaron por mí que estamos en el mismo barco (...) lo que está faltando es la unión de todos, debemos evitar las divisiones", dijo el exmilitar a Globo Televisión el lunes.

Primeros pasos.

Bolsonaro se dedicó ayer martes a comenzar a armar el gabinete con el que pretende poner en marcha sus políticas para acabar con la corrupción y violencia, además de la flexibilización del porte de armas

Bolsonaro se reunió con sus principales asesores en Río de Janeiro para diseñar "una vanguardia de combate para la transición y el gobierno", afirmó a periodistas Gustavo Bebbiano, quien dejó su puesto de presidente del Partido Social Liberal (PSL, de Bolsonaro) para ocuparse exclusivamente de la transición.

Bolsonaro fue a votar bajo una fuerte custodia armada. Foto: Reuters
Jair Bolsonaro. Foto: Reuters

El presidente electo pretende ofrecerle al juez anticorrupción Sergio Moro, encargado de la investigación de la Operación Lava Jato, comandar el ministerio de Justicia o integrar una de las dos vacantes que se abrirán en el Supremo Tribunal Federal (STF, corte de justicia) durante su mandato.

También designará ministro de Defensa al general retirado Augusto Heleno, que fue jefe de la Misión de Paz de la ONU en Haití comandada por Brasil, y su instructor militar.

En una reunión ayer en Río de Janeiro participaron además el futuro ministro de la Casa Civil (jefe de gabinete), Onyx Lorenzoni, y el elegido para comandar la cartera de Hacienda, el economista liberal Paulo Guedes, que además tendrá bajo su área a los ministerios de Industria y Planificación.

El nuevo gobierno, electo por un 55,1% de los votos el pasado 28 de octubre, asumirá el 1º de enero. Se espera que Bolsonaro viaje a Brasilia para reunirse con el presidente saliente Michel Temer durante la semana próxima.

El PT sin autocrítica.

Mientras Bolsonaro se reunía con su gente en Río, el Partido de los Trabajadores (PT), del candidato derrotado Fernando Haddad, lo hacía en San Pablo. La presidenta del PT, Gleisi Hoffmann, afirmó que crearán un frente nacional e internacional por "la defensa de la democracia" en Brasil y que teme "incluso por la vida" del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, preso desde abril.

En la primera comparecencia oficial del PT tras las elecciones del domingo, Hoffmann destacó que "nunca había visto un proceso de elección con tamaña violencia" y que su partido "se prepara para el peor" escenario durante la gestión de Bolsonaro. "Tememos incluso por la vida del presidente (Lu-la). Él necesita de un juicio justo y con mayor protección por su vida y su integridad", expresó en una rueda de prensa en la sede del PT en San Pablo.

"Honrado", Moro lo pensará
Protagonista: el juez Sergio Moro lideró las investigaciones que descubrieron la trama corrupta. Foto: Agencia PT

El juez Sergio Moro, responsable de la operación anticorrupción Lava Jato y de la condena al expresidente Lula, dijo sentirse "honrado" por el interés del mandatario electo, Jair Bolsonaro, en sumarlo a su gobierno, y dijo que valorará la propuesta cuando sea formalizada.

"Sobre la mención pública por el Sr. Presidente electo a mi nombre para integrar el Supremo Tribunal Federal cuando haya una plaza, o para ser designado ministro de la Justicia en su gestión, solo tengo que decir públicamente que me siento honrado", afirmó el popular magistrado de Curitiba en una breve nota. "En caso de que sea efectuada oportunamente la invitación, será objeto de ponderada discusión y reflexión", añadió.

Admirado por muchos brasileños que ven en él a un férreo luchador contra la corrupción, Moro se convirtió en una celebridad al conducir la Operación Lava Jato, que reveló un enorme esquema de sobornos a políticos para obtener contratos en Petrobras. En abril, el magistrado ordenó la prisión del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva (2003-2010) tras haberle condenado a 12 años de prisión por corrupción y lavado de dinero.

Guedes, el ministro de tres carteras
Paulo Guedes junto a Jair Bolsonaro. Foto: Reuters.

Jair Bolsonaro designará al economista Paulo Guedes como jefe de un superministerio que combinará las actuales carteras de Planificación, Hacienda e Industria, anunció ayer martes el futuro jefe de gabinete Onyx Lorenzoni. Bolsonaro quiere recortar los ministerios a casi la mitad, un plan que incluye además combinar las carteras de Agricultura y Medio Ambiente.

Por su lado, el astronauta Marcos Pontes, el único brasileño que ha viajado al espacio, afirmó que recibió la invitación del presidente electo para asumir como ministro de Ciencia y Tecnología. "Estoy muy feliz de poder contribuir con el nuevo Gobierno en un área como ciencia y tecnología a la que he dedicado 41 años de mi vida. Solo falta el anuncio oficial para que el nombramiento sea confirmado", aseguró el astronauta en un video que publicó en su cuenta en Facebook. Pontes, un teniente coronel de la Fuerza Aérea Brasileña y funcionario de la Agencia Espacial Brasileña de 55 años, se convirtió en 2006 en el primer y único brasileño en viajar al espacio. Viajó a la Estación Espacial Internacional a bordo de un Soyuz TMA-8.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)