Publicidad

Prevén suba de contagios de covid-19 tras la detección de la variante JN.1

La OMS la considera una variante de interés (VOI, por sus siglas en inglés) desde el “pico” de casos que generó en Estados Unidos y Europa en el último tiempo.

Compartir esta noticia
Laboratorio del Instituto Pasteur
Expertos nacionales estiman contagios tras la aparición de JN.1, la más prevalente, según la OMS.
Foto: Leonardo Mainé

El Ministerio de Salud Pública (MSP) reportó en su último informe epidemiológico el hallazgo de la variante JN.1 de covid-19. Expertos consultados por El País coincidieron en que es esperable una suba de contagios a nivel local, en función de la experiencia global, pero no más casos graves.

JN.1 es un sublinaje de la subvariante de ómicron BA.2.86 (Pirola), clasificada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como variante de interés (VOI, en inglés) el 18 de diciembre pasado.

Se considera VOI cuando existe “evidencia científica inicial de mutaciones -que se sospecha- causen cambios significativos, y está circulando ampliamente”, explicó la Organización Panamericana de la Salud (OPS/OMS).

JN.1 fue catalogada como VOI, “dado que es la variante dominante en Estados Unidos y responsable del pico de contagios que se presenta en el hemisferio norte, como en Europa, en la época invernal”, indicó la OPS/OMS en un comunicado el 10 de enero.

En tanto, el organismo internacional de salud reiteró que las variantes de ómicron “son muy infectantes, pero con baja capacidad de producir enfermedad, hospitalización y muerte”.

De acuerdo a la evidencia recabada hasta el momento, JN.1 presenta “bajo riesgo” para la salud global, pese a ser la más detectada actualmente.

Por la predominancia global de B.A.2.86 y JN.1 desde hace “algunos meses”, para el MSP era “esperable” su llegada al Uruguay.

El virólogo Santiago Mirazo dijo que “seguramente” haya más contagios, en función de que JN.1 en “muy pocos meses se volvió dominante en gran parte de los países con vigilancia genómica”.

La variante, acotó, “se transmite mejor”, pero “no tiene impacto en los casos graves, en términos numéricos”. La transmisibilidad, explicó Mirazo, se asocia con la “contagiosidad” y la “capacidad de evadir la respuesta inmune”.

JN.1 es más transmisible, “no porque sea más contagiosa, sino porque evade mejor la respuesta a los anticuerpos, entonces, infecta más fácilmente a una persona ya inmunizada”. Esto motivó el trabajo en la “tercera generación” de vacunas, basadas en B.A.2.86, considerada la “madre” de JN.1.

Pese a la mayor transmisión, insistió que esta variante “no está asociada a mayor severidad”. Mirazo planteó que es “esperable un incremento de casos”, pero “no un impacto significativo en las hospitalizaciones”. De esta forma, estimó un “desacople” entre las curvas de casos e internados.

Consultado sobre si JN.1 podría generar más contagios en el próximo tiempo, el infectólogo Julio Medina señaló que “toda nueva variante podrá siempre determinar una mayor circulación viral, y por tanto, exponer a más riesgo a las poblaciones más vulnerables”, como adultos mayores y personas con comorbilidades.

No obstante, el experto consideró que la “inmunidad colectiva” local actual, conformada por la vacunación y la exposición reiterada al virus (inmunidad híbrida), “sigue siendo robusta”.

En tanto, Medina insistió con “seguir las recomendaciones del MSP” sobre la vacunación anticovid, orientada a grupos de riesgo, y no para la población general.

La infectóloga Susana Cabrera coincidió con los expertos en que JN.1 “parece ser muy contagiosa, pero no más grave”. Y dijo que podría “contribuir a un nuevo aumento de casos en la medida que sustituye a las preexistentes”.

Además

Variante JN.1: "Más prevalente" del mundo

La ministra de Salud Pública Karina Rando indicó días atrás que hay una circulación de covid un poco mayor que en las semanas anteriores, pero descartó un rebrote del virus. Con este escenario, JN.1 es la variante de covid “más prevalente a nivel mundial”, indicó la OMS el 9 de febrero. “Teniendo en cuenta la evidencia disponible, el riesgo adicional para la salud pública que plantea JN.1 todavía se considera bajo a nivel mundial”, agregó la OMS. La inmunidad actual, más la “generada por la vacuna de refuerzo XBB.1.5” (que brinda Uruguay en esta campaña) “sigan teniendo reacción cruzada con esta variante (JN.1), contra enfermedades sintomáticas y graves”. A la semana 4, JN.1 tuvo una prevalencia global de 89% entre las secuencias disponibles, ante 64,5% de la semana 52 de 2023.

¿Encontraste un error?

Reportar

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad