INVESTIGACIÓN DE FISCAL

Manini Ríos anuncia "clara intencionalidad política" de cara a las elecciones

Guido Manini Ríos entiende que eventual acusación fiscal responde a fines electorales.

Campaña: en los últimos días Manini Concentró su actividad política en Montevideo y Canelones. Foto: F. Ponzetto
Campaña: en los últimos días Manini Concentró su actividad política en Montevideo y Canelones. Foto: F. Ponzetto

El candidato presidencial de Cabildo Abierto, Guido Manini Ríos, dijo a El País que la investigación del fiscal Rodrigo Morosoli en su contra por el caso Gavazzo responde a una “clara intencionalidad política”, aunque evitó explicitar quién o quiénes son los responsables de impulsarla. A nivel del Frente Amplio se entiende, mayoritariamente, que el episodio terminará beneficiando la carrera electoral del excomandante en jefe del Ejército porque “contribuye a una victimización del candidato”.

Manini calificó de “sorprendente” la decisión del fiscal que intenta determinar si él incurrió en delito por no informar a la Justicia que ante un Tribunal de Honor del Ejército el exmilitar José Gavazzo admitió haber hecho desaparecer el cadáver del militante tupamaro Roberto Gomensoro en 1973.

“Está clarísimo que yo hice exactamente lo que tenía que hacer, al igual que los Tribunales de Honor. Al menos eso se reconoce: que los integrantes de los tribunales hicieron lo que tenían que hacer”, dijo Manini a El País y agregó que “está clarísimo que Presidencia no hizo lo que tenía que hacer”.

“Yo elevé todo por escrito el 13 de febrero y hasta el último día de marzo, cuando salió una investigación periodística, quien no informó fue Presidencia”, sostuvo el presidenciable.

Manini no manifestó “estar sorprendido” y sostuvo: “Tengo todo para pensar que acá se trata de una verdadera intencionalidad política. Cuando estábamos por ir a la elección interna me citan a la fiscalía dos días antes y ahora, cuando se están por producir las elecciones del 27 de octubre, pretenden citarme. Está clarísimo que hay un cronograma con clara intencionalidad política, buscando poner sobre la mesa el tema Gavazzo en un momento que yo dije del escándalo que significa que por 4.500 kilos de cocaína pura (enviadas de Montevideo a Hamburgo) haya solo un detenido y yo hablé de las complicidades a todo nivel. En ese momento aparece el caso Gavazzo arriba de la mesa. Es decir, está la intención de desviar nuevamente la atención”.

Consultado de quién es esa intención respondió: “De los afectados por lo que estoy diciendo (...) También hablo seriamente del tema anticorrupción de que vamos a hacer las auditorías necesarias para investigar el uso que se ha hecho de los dineros en estos años y estamos dispuestos a llevar ante la Justicia a los responsables del mal uso de los dineros públicos. Y en estos momentos en que todos ven claramente el crecimiento de Cabildo Abierto y la posibilidad de que finalmente cristalice en los hechos lo que uno se compromete a hacer, aparece para desviar la atención. Tengo todo el derecho a pensar que hay una clara intencionalidad política”.

Cuando se le preguntó si en caso de ser formalmente acusado por el fiscal Morosoli seguirá adelante con la campaña electoral, Manini respondió: “No quiero hacer hipótesis. No vi documentos oficiales”.

Al insistírsele sobre una eventual condena cuando posiblemente esté ocupando una banca en el Senado respondió: “No hago futurología. Yo creo en la independencia del Poder Judicial y que actuarán con criterio. El fiscal depende del Poder Ejecutivo. Pero el Poder Judicial es independiente y confío en la Justicia”.

El ministro de Defensa José Bayardi dijo a El País que “no le sorprende” la decisión del fiscal. “Nunca dudé de que había una primera responsabilidad (de denunciar la confesión de Gavazzo) que le correspondía al general Manini”, sostuvo.

Por su parte, el ministro de Trabajo, Ernesto Murro, opinó que “lo menos que puede hacer (Manini) es pedirle disculpas a la ciudadanía y presentar su renuncia a su candidatura, porque una persona con estos antecedentes no puede ser presidente de la República”.

Murro dijo a radio Carve que el hecho de que Manini “siga hoy en vez de explicar por qué no hizo lo que tenía que hacer, acusando a la Justicia, creo que es muy grave para la democracia, porque además pretendió enchastrar” al presidente Tabaré Vázquez, al exministro Jorge Menéndez y al secretario de Presidencia, Miguel Ángel Toma.

Impacto electoral.

En el Frente Amplio consideran que la posible acusación de Morosoli tendrá efectos beneficiosos sobre la candidatura de Manini porque “contribuye a una victimización del candidato”. El expresidente José Mujica lo admitió públicamente anoche tras participar de un acto de la Lista 711 que conduce Raúl Sendic. “Es un error político, eso sí. Pero los jueces no tienen por qué tener en cuenta la política. Es un error político porque lo infla (...) lo coloca de víctima”.

El cientista político Alejandro Guedes dijo a El País que “en la medida que se lo acusa, Manini queda configurado como mártir o perseguido y en cualquiera de los casos tiende a generar empatía en el electorado. Hay que entender que Manini es un candidato decisivo en la campaña y el juicio puede reforzar su imagen, sobre todo ante sus votantes”.

Sin embargo, subrayó que “si esto queda como una simple polémica y no pasa a una condena o proceso mayor, nada hace pensar que mueva la aguja electoral. Si, por el contrario, pasa a mayores, habrá que ver en las siguientes encuestas (de intención de voto) si genera incidencia”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)