Publicidad

Artistas exigen recibir más dinero por derechos de autor ante la “nueva era digital”

Reconocidos cantantes y compositores cuestionaron el reparto de regalías que existe y criticaron la “amenaza mal fundada” de Spotify al gobierno por cambios a la ley de derechos de autor.

Compartir esta noticia
App de Spotify
Teléfono celular smartphone con la aplicación de Spotify.
Estefania Leal/Archivo El País.

Este contenido es exclusivo para nuestros suscriptores.
Hace años que la Sociedad Uruguaya de Intérpretes (Sudei) está reclamando un derecho que está consagrado en otros países, sobre todo Europa: que los intérpretes cobren por la difusión y trasmisión de sus canciones en todas las plataformas digitales (YouTube, Spotify, Apple Music y las redes sociales). Durante años se reunieron con las autoridades del gobierno para manifestarles el cambio normativo que deseaban realizar en la ley de derechos de autor y recién este año sus reclamos llegaron a buen puerto.

En la actual Rendición de Cuentas, que ya fue aprobada en la Cámara de Representantes, hay dos artículos -el 284 y el 285- que contemplan esta necesidad de ser retribuidos por su música y el primero de ellos lo dice expresamente: “El intérprete de una obra literaria o musical tiene el derecho de exigir una retribución por su interpretación difundida o retransmitida mediante la radiotelefonía, la televisión, internet o redes digitales de cualquier tipo”.

El problema -y que llevó a la multinacional Spotify a enviar una carta al gobierno alertando- está en que la legislación actual sí contempla el derecho de los autores a ser remunerados por la difusión y reproducción de sus piezas artísticas en todas las plataformas y medios, algo de lo que se ocupa la Asociación General de Autores del Uruguay (Agadu). Pero esto no es así para los intérpretes.

Estos dos artículos provocaron polémica a partir de que el pasado lunes El País informara que la plataforma de origen sueco envió una carta al ministro de Educación y Cultura, Pablo da Silveira, en donde indicaron que “si la reforma propuesta se convirtiera en ley en su forma actual, el negocio de Spotify en Uruguay podría volverse inviable”.

Según comunicó Spotify, los nuevos artículos implicarían “un pago obligatorio adicional de los servicios de música” que se sumarían a los “miles de millones de pesos” que la empresa está pagando a discográficas y autores.

La carta de la multinacional generó malestar en Sudei y sus autoridades remarcaron en un comunicado que “no se trata de un tema político, sino de estricta justicia”. Allí reclaman “que se comprenda el nuevo formato de la industria musical en la era digital, en el cual un colectivo de artistas indefensos y de gran vulnerabilidad económica, no son contemplados”.

Chole (Alfredo) Gianotti, cantante y compositor de rock y reggae, dijo a El País que en el modelo musical actual los intérpretes “están totalmente descuidados”. “Hoy en día las plataformas digitales son el pilar de una carrera artística y las presentaciones en vivo son el complemento”, señaló Gianotti pero, aun así, dijo que “las recaudaciones son a cuentagotas”.

En caso de que Spotify efectivamente deje de operar en Uruguay los artistas también se verían perjudicados, dijo el cantante. Gianotti ha planeado su estrategia en torno a esta plataforma, incluso su comunicación en redes sociales apunta a Spotify, la plataforma musical más popular en el país.

De todos modos, manifestó su fuerte rechazo a la carta de la empresa de origen sueco y dijo que la carta representa la “política del miedo” en la cual, a su entender, quedó instalado el debate.

Gustavo Ripa, artista que integró los grupos Rumbo y Canciones para no dormir la siesta, también reflexionó sobre la posición hegemónica de algunas plataformas musicales en la era actual e indicó que benefician a “los mismos de siempre” que tienen millones de reproducciones al mes. Su remuneración a través de Spotify es “ínfima”, sostuvo, y es por eso que si la multinacional deja el país, considera que no lo afectaría demasiado.

“Para lo único que me sirve es para que la gente escuche lo que voy haciendo y así tener la esperanza de que esa persona compre una entrada para mi concierto”, explicó el artista en diálogo con El País. De todos modos, reconoció que “en el mundo de hoy si no se está en Spotify no se existe” y los músicos se encuentran en problemas porque a partir de su irrupción en el mercado “el negocio cambió mucho”.

El conflicto

En la carta que envió Spotify al gobierno la multinacional explicó por qué su negocio daría pérdidas en caso de que se aprueben los dos artículos sobre los derechos de los intérpretes. “Estos cambios alterarían sustancialmente el entorno comercial de la música grabada e interferiría con la contratación privada. Pedir a las plataformas de streaming que paguen dos veces por el mismo contenido que ya ha sido licenciado por sellos discográficos resultará en pagos por duplicado injustos”, aseguró en el documento firmado por la encargada global de Asuntos Públicos, Dustee Jenkins.

Sin embargo, para Sudei, que reúne 4.500 socios, “las plataformas digitales no pagarán más de lo que pagan actualmente” porque se trata “solamente de una redistribución administrativa entre productores de fonogramas e intérpretes”.

Marihel Barboza, integrante de la comisión directiva de Sudei y expresidenta, dijo que está “mal interpretado” que Spotify tenga que pagar doble y opinó que la carta representa “una amenaza mal fundada” por parte de esta empresa. “Es un tema de justicia, no puede ser que artistas cobren por otros lados y no por el derecho de interpretación”, remarcó la cantante de música tropical en diálogo con El País.

Por su parte, el músico Jorge Nasser cree que el reclamo de los intérpretes “es justo” porque la nueva era de los servicios de streaming “es un gran cambio y supone también un avance hacia un trato justo entre autores, intérpretes, plataformas y discográficas”.

Para Nasser, hoy las plataformas digitales “son centrales para difundir y poner a disposición las canciones”, pero no así en cuanto a los ingresos que generan para los artistas. “En el formato físico se ganaba mejor, era un entorno que permitía más control sobre el dinero producido por regalías”, explicó el compositor.

La voz de los artistas

Marihel Barboza, cantante

"Es un tema de justicia, no puede ser que artistas cobren por otros lados y no por el derecho de interpretación. Los intérpretes siempre han sido el sector más carenciado y el que menos visualizaciones tiene".

Jorge Nasser, cantante y compositor

"Las plataformas son centrales para difundir y poner a disposición las canciones (...) En el formato físico se ganaba mejor, era un entorno que permitía más control sobre el dinero producido por regalías".

Chole Gianotti, cantante y compositor

"Hoy en día las plataformas digitales son el pilar de una carrera artística y las presentaciones en vivo son el complemento. Pero la recaudación en plataformas como Spotify son a cuentagotas".

Gustavo Ripa, guitarrista y compositor

"Spotify para lo único que me sirve es para que la gente escuche lo que voy haciendo y así tener la esperanza de que esa persona compre una entrada para mi concierto. Pero si no se está en la plataforma no se existe".

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

premium

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad