COVID-19 Y EDUCACIÓN

La vuelta a clases se retomará el próximo lunes, pero virtual

El Poder Ejecutivo extendió la suspensión de la presencialidad “en todos los niveles” de la enseñanza y los centros educativos permanecerán cerrados hasta, al menos, el lunes 12 de abril.

Cuando se retome la presencialidad, el retorno será gradual empezando por la educación inicial y primer ciclo de Primaria. Foto: Shutterstock
Cuando se retome la presencialidad, el retorno será gradual empezando por la educación inicial y primer ciclo de Primaria. Foto: Shutterstock

El lunes después de la Semana de Turismo se parecerá, al menos en la educación, al lunes posterior a Turismo del año pasado. Las clases en todos los niveles serán virtuales y los centros de enseñanza permanecerán cerrados hasta, al menos, el 12 de abril. La diferencia es que a esta altura del año lectivo de 2020 había un cronograma de retorno a la presencialidad -se había dicho que el 22 de abril abrirían las escuelas rurales salvo las de Canelones-, mientras que ahora la vuelta a las aulas no está definida.

En la última conferencia de prensa que brindó el gobierno, el martes 23 de marzo, las autoridades habían comunicado que se suspendían las clases presenciales “hasta después de la semana de Turismo”. Todo hacía pensar que habría un Consejo de Ministros en el que se adoptaría una decisión sobre el eventual retorno a las aulas. Pero según supo El País no está prevista una reunión del gabinete y la fecha más próxima que se maneja es recién el martes 6 de abril.

En la noche de ayer, el Poder Ejecutivo comunicó que la suspensión de la presencialidad sigue vigente hasta al menos el viernes 9 de abril (y por consiguiente el fin de semana que le sigue). Eso incluye también a los Centros de Atención a la Infancia y la Familia (CAIF), centros juveniles y clubes de niños, así como los centros privados de primera infancia.

Hasta entonces, los consejeros del Codicen han establecido que los cursos retomen solo en formato remoto. Los docentes pasarán lista -para hacerle seguimiento a los estudiantes y para detectar rápidamente posibles abandonos-, pero la asistencia como tal no será obligatoria.

En el escenario más optimista, las autoridades educativas prevén que a partir del lunes 12 de abril se pueda volver a la presencialidad en los niveles de cuatro y cinco de educación inicial, al menos en aquellas regiones que los Centros Coordinadores de Emergencias Departamentales (Cecoed) así lo entiendan pertinente.

La vuelta a las clases presenciales pende de dos variables: la situación epidemiológica de la región (previo informe del Cecoed) y la edad (primero los más chicos). En este sentido, a la educación inicial le seguirían las escuelas rurales, luego el primer ciclo de Primaria, más tarde el segundo ciclo escolar y primeros años de liceos y UTU, para finalmente dar paso a todo el resto.

“Si empezamos a retomar el control luego de Semana de Turismo, las escuelas tendrían que ser las primeras cosas en reabrir, con protocolos muy seguros”, dijo ayer a Canal 12 Rafael Radi, coordinador principal del grupo de científicos que asesora al gobierno.

El científico explicó que, en la vuelta a las clases presenciales habrá que hacerlo con protocolos estrictos y cuidando la interacción entre los adultos que rodean al niño. Como ejemplo, citó, habrá que ir pensando en una postergación de los festejos de cumpleaños y piyamadas.

En el pasado Consejo de Ministros, el Poder Ejecutivo analizó la educación no solo como actividad en sí, sino por la movilidad que implica. Educación Inicial y Primaria involucra a más de 416 mil niños (siempre incluyendo a los privados). La educación media básica suma otros 177 mil. La media superior agrega 218 mil. A su vez hay más de 60 mil docentes y 100 mil estudiantes universitarios. Más los clubes de niños, de jóvenes, la educación no formal, los CAIF y funcionarios no docentes, la cifra podría trepar al millón de personas.

Unesco destacó a Uruguay por priorizar vacunación a docentes
Vacuna contra el coronavirus. Foto: Ricardo Figueredo.

Uruguay es uno de los 37 países que incluyó a los docentes como primera o segunda prioridad del plan de vacunación. Así lo revela la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) tras el estudio de lo acontecido en 149 países.

Cerca de la mitad de los estudiantes del mundo siguen afectados por el cierre parcial o total de las escuelas y más de 100 millones de niños adicionales quedarán por debajo del nivel mínimo de dominio de la lectura como consecuencia de la pandemia, informó el organismo tras una reunión ministerial al conmemorarse un año de la declaración de la pandemia.

La directora general de Unesco, Audrey Azoulay, dijo que “la escuela es insustituible, como ha demostrado la pandemia (...) ninguna pantalla puede sustituir a un profesor”. Esa priorización de la escuela, según el organismo, incluye a los docentes entre los primeros en ser vacunados. En 17 países son la primera prioridad, en otros 20 la segunda.

Uruguay se encuentra en este segundo grupo, aunque, por el retraso en la llegada de las dosis dirigidas al personal de la salud, los maestros y profesores terminaron siendo los primeros inoculados. Algunos ya están recibiendo su segunda dosis. En este sentido, el director del colegio Santa Elena, Pablo Cayota, se preguntó: “¿El docente vacunado (10 días después de la segunda dosis) debe cuarentenarse aunque haya tenido contacto con positivo?”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados