Publicidad

¿Es positivo para la pareja tener sexo después de una pelea? Experta pone luz sobre este comportamiento

Fabiana Guntovitch cuestiona la idea de que los conflictos sirven para 'condimentar' la relación. El primer paso es dialogar los intereses de cada uno, según los expertos.

Compartir esta noticia
sexo, relaciones, amor

El Tiempo (GDA)
Las frases como 'pelear condimenta la relación' y 'el sexoes mejor después de una pelea' han encontrado un lugar común entre las relaciones de pareja. Sin embargo, la realidad detrás de estos dichos puede ser más compleja y menos romántica de lo que parece.

La psicoanalista Fabiana Guntovitch, autora del libro 'Basta de peleas: pequeño manual para vivir en paz', analiza este comportamiento y sus implicancias en la dinámica de pareja.

Guntovitch explica que, aunque el sexo post-pelea puede parecer apasionado y urgente, a menudo está plagado de inseguridad y dolor.

"El sexo es bueno después de una pelea porque tiene esa urgencia, ferocidad y el miedo a perder al otro, pero también puede ir seguido de inseguridad y dolor", señala la experta. Esta visión cuestiona la idea de que las peleas y el conflicto pueden ser beneficiosos o incluso esenciales en una relación.

Los pilares de una relación de pareja

Según Guntovitch, la tendencia creciente hacia el egocentrismo en la sociedad moderna, exacerbada por las redes sociales, ha hecho que las personas sean más propensas a los conflictos.

"El ser humano ya tiene la tendencia a mirar su propio ombligo antes de considerar el panorama completo, pero con la vida moderna, donde las redes sociales hablan sobre ti, giran en torno a ti y lo que más importa es la percepción de las personas sobre ti, los egos están inflados e inflamados", afirma la psicoanalista.

La especialista también destaca el impacto de la pandemia y cómo afectó las dinámicas de relación. Durante el aislamiento, las interacciones se volvieron extremadamente íntimas y superficiales a la vez, lo que llevó a un aumento en los divorcios y a la ruptura de familias.

En cuanto a las causas de las peleas en las relaciones modernas, Guntovitch menciona la falta de pilares fundamentales como el respeto, la admiración, la ceremonia y la pasión.

"Creo que las personas se separan porque la relación deja de tener sentido", dice, haciendo hincapié en el desafío de mantener relaciones significativas en una sociedad donde prevalecen las interacciones efímeras y superficiales.

Terapia de pareja: último recurso o luz de esperanza

La experta observa que las parejas suelen buscar terapia cuando la relación ya está en un estado crítico. Sin embargo, destaca queigue siendo un signo de esperanza y un deseo de superar los problemas.

"Afecta mucho psicológicamente a las dos personas que están en consulta", explica Guntovitch, subrayando la inversión emocional y de tiempo que implica la terapia.

Perdón y límites en las relaciones

Al abordar quién tiene más facilidad para perdonar, Guntovitch señala que la capacidad de perdonar está más relacionada con el autoconocimiento que con el género. Sin embargo, reconoce que históricamente las mujeres han tenido que perdonar más, dadas las normas sociales y el machismo.

La dificultad para imponer límites saludables en las relaciones también se ve influenciada por normas de género, con las mujeres enfrentando más obstáculos para establecer límites debido a expectativas sociales y machistas.

La adicción a la adrenalina en las relaciones

Finalmente, Guntovitch cuestiona la idea de que las peleas son necesarias para 'condimentar' una relación. Aunque algunas parejas pueden ser adictas a la adrenalina que generan los conflictos, sostiene que esta no es una dinámica saludable.

"Hay tantas formas de condimentar la relación, ¿realmente necesitas pelear por ello?", desafía la psicoanalista, sugiriendo que existen alternativas más constructivas y menos destructivas para mantener viva la pasión en una relación.

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

GDASEXOpareja

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad