Publicidad

La planta medicinal que da origen a la aspirina también puede calmar infecciones virales como la gripe

Un estudio impulsado por científicos finlandeses halló nuevo uso de la corteza de sauce blanco; la sustancia actuó sobre virus que causan resfriados y Covid-19.

Compartir esta noticia
Fiebre
Mujer con fiebre.
Foto: Freepik.

Redacción El País
Según una investigación realizada por científicos finlandeses, el extracto de corteza de sauce ha demostrado tener un efecto antivírico en experimentos con muestras celulares. El estudio, publicado en la revista ‘Frontiers in Microbiology’, indica que el extracto actuó tanto sobre los coronavirus envueltos, causas de resfriados y del Covid-19, como sobre los enterovirus no envueltos, causas de infecciones como la gripe y la meningitis.

La corteza de sauce blanco ha sido utilizada con fines medicinales desde el siglo XIX. En su libro Hierbas: especies medicinales y aromáticas usadas en Uruguay, Alejandro Sequeira expone que "el ácido acetilsalicílico sintetizado a partir de principios activos de la corteza del sauce blanco se utilizó para crear el analgésico más popular del mundo: la aspirina".

El profesor Varpu Marjomäki, de la Universidad de Jyväskylä y autor principal del estudio, sostuvo: “Necesitamos herramientas eficaces y de amplio espectro para combatir la carga de virus en nuestra vida cotidiana”. Los científicos ya habían probado el extracto de corteza de sauce con enterovirus y descubrieron que era muy eficaz, pero en esta investigación examinaron otros tipos de virus.

“Los extractos actuaron mediante mecanismos distintos contra virus diferentes”, afirmó Marjomäki, ”pero fueron igual de eficaces para inhibir tanto los virus con envoltura como los sin ella”.

Los autores también probaron compuestos médicos derivados de la corteza de sauce como el extracto de salixina y polvo de salixina preparados comercialmente. Solo el extracto de salixina mostró actividad antivírica, lo que sugiere que el éxito del extracto de corteza de sauce podría deberse a las interacciones de distintos compuestos bioactivos.

Los científicos resaltaron que serán necesarias más investigaciones para comprender los compuestos bioactivos implicados, su estructura química y su funcionamiento, con el fin de desarrollar nuevos tratamientos antivirales.

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

vida sanaSalud.plantas

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad