Publicidad

Jengibre con aceite de oliva: cómo preparar en casa un remedio natural que ayuda a desinflamar

Se trata de un remedio de jengibre con aceite de oliva que podría ayudarte a reducir el dolor de rodillas y ciertos síntomas de la artritis.

Compartir esta noticia
Aceite de oliva.jpg
Fuente: Picryl.

El Universal/GDA
Seguramente has probado el té de jengibre, que es un gran auxiliar como tratamiento contra el resfriado común y la tos. Sin embargo, existe un remedio hecho a base de esta raíz y aceite de oliva que tienes que probar.

Dicha combinación destaca por sus propiedades antiinflamatorias. Por ello, hoy en Menú te contamos cuáles son sus beneficios y cómo prepararlo en sencillos pasos.

¿Para qué sirve el jengibre con aceite de oliva?

Los remedios naturales son preparaciones hechas con ingredientes que podemos encontrar en casa y su objetivo es ayudar en el tratamiento de ciertos malestares.

Como tal, no se trata de medicamentos, sino de una alternativa para disminuir malestares agudos como la inflamación. Dentro del recetario encontramos al jengibre, una poderosa raíz con varias propiedades curativas.

La planta pertenece a la familia de las zingiberáceas cuyo rizoma tiene sabor y aroma picante. Se suele consumir en varias presentaciones comot polvo, seco y freso. Además, lo utilizamos a manera de especia para cocinar.

Jengibre.jpg
Jengibre.
Foto: Pxnio.

Específicamente, la raíz tiene una composición nutricional rica en fibra, calcio y proteínas. Mientras que sus propiedades son antisépticas (combate bacterias en la piel), antioxidantes (reducen el estrés oxidativo) y expectorantes (para eliminar flemas y mucosidad).

Estos son los beneficios del jengibre para tu cuerpo:

  • Activa los jugos digestivos, por lo que mejora la absorción y asimilación de nutrientes esenciales en el cuerpo.
  • Controla las náuseas.
  • Evita los calambres.
  • Mejora el flujo sanguíneo y disminuye las migrañas.
  • Combate el envejecimiento prematuro y reduce los niveles de estrés.

Por su parte, el aceite de oliva inhibe el riesgo de padecer enfermedades inflamatorias, entre ellas la artritis. Este producto nos aporta polifenoles, antioxidantes y grasas saludables.

Al mismo tiempo, conserva la salud del cerebro ralentizando la enfermedad del Alzheimer y mejorando la memoria a largo plazo. Junto con el jengibre, constituye un poderoso agente para desinflamar el cuerpo.

Aceite de oliva
Aceite de oliva.
Foto: Freepik.

¿Cómo preparar jengibre con aceite de oliva?

Para aprovechar las bondades del jengibre con aceite de oliva se recomienda elaborar un concentrado. Sirve como auxiliar para el dolor de rodillas crónico o derivado de una caída.

A continuación, te compartimos el paso a paso:

Ingredientes:
2 cdas. de aceite de oliva
2 cdas. de aceite de jengibre fresco.

Preparación:

  • Lavar y cortar el jengibre en pequeños trozos. No le retires la piel. En un recipiente para horno, coloca el aceite de oliva y el jengibre.
  • Lleva la mezcla a 150 °C y espera a que el aceite comience a hervir. Espera 5 minutos y saca el recipiente del horno.
  • Deja que enfríe la mezcla y pásala por un colador.
  • Finalmente, aplica unas gotas del concentrado sobre el área en la que se presenta dolor y realiza masajes para que la piel lo absorba.

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

nutrición

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad