ENTREVISTA

Bauti Mascia avanza en su proyecto solista y recuerda: "Entre las bandas había rivalidad"

Justo después de lanzar su nuevo tema solista Peaky Blinder, el líder de Toco para Vos evalúa esta nueva etapa de su carrera: "Estoy generando fans nuevos", señala. 

Bauti Mascia.
"Si los boliches estuvieran abiertos, todos (las bandas de cumbia pop) estaríamos tocando más que en el último período", evalúa el músico.

La pandemia encerró a Bauti Mascia con un montón de ideas y el paso de los días lo ayudó en ubicarlas en canciones. Así nacieron Tu Chongo de Turno, Coffee (que grabó con su par argentina Chule Von Wernich) o la recién estrenada Peaky Blinder. Todas forman parte de su disco solista Piloto, un postergado proyecto del vocalista de Toco para Vos que pudo concretar gracias a la pausa de la actividad con la banda. En diálogo con Sábado Show, el artista habla de los desafíos en esta nueva etapa de su carrera, de la "pelea de egos" que hubo con su prima y compañera Meri Deal y recuerda la vieja “rivalidad” entre los grupos de cumbia pop.

-¿El contexto de la pandemia ayudó a que te dedicaras a diseñar tu carrera como solista, al margen de Toco para Vos?

-No sólo ayudó sino que fue a raíz de eso. A principios del 2020 yo estaba enfocado en los shows de Toco para Vos, y de un momento para el otro se cayó todo. Dejamos de ensayar, no había shows y todo era horrible. Fue el momento perfecto para arrancar a escribir. Escribí como un animal. Hice miles de borradores, después fui agarrando los que me gustaban más y fui grabando canciones de a una.

-¿Cómo fue tirarte a la piscina con Piloto, tu disco propio?


-Es que no me animé a tirarme a la piscina de una con un disco. Las canciones que hacía las iba tirando en Instagram con un videito y ahí fui viendo que tenían mucha repercusión. El primero fue Tu Chongo de Turno, que fue el que pegó más. Cuando me puse a hacer el disco ya sabía que los temas tenían la aprobación de parte del público. Si los temas no hubieran pegado, hubiesen quedado apenas en una publicación de Instagram.

-¿De qué forma influía ser el vocalista de Toco para Vos a la hora de lanzar tu material propio?, ¿implicaba un riesgo, una presión o ayudaba en que ya tenías tu público gracias la banda?

-He visto varios músicos de bandas conocidas que tuvieron su proyecto solista y no anduvieron bien ni ahí. Yo sabía que tenía un público base, pero me seguía por Toco para Vos. Si a ese público no le gustaban mis temas solistas, no me iban a seguir. Si bien los números de visitas no tienen nada que ver con los de Toco para Vos porque la banda tiene otro alcance, estoy muy copado. Fue como arrancar de cero de nuevo y estoy generando fanáticos nuevos. Algo que nos pasaba a las bandas de aquel momento era que se escuchaban mucho, pero no era fácil salir a vender entradas para un teatro, por ejemplo. Por ahí hay bandas del under que tienen solo tres mil seguidores, pero un público más fiel que llena el Teatro de Verano y La Trastienda. Quiero generar un público fiel que me escuche porque realmente le gusta lo que hago.

-¿Les costaba llenar un teatro con Toco para Vos?

-Sí. Me acuerdo que hicimos uno en Argentina que se llenó, pero fue complicado. Estábamos pendientes del armado del show a nivel artístico, y al mismo tiempo teníamos que estar vendiendo entradas. Contratamos influencers para que compartan la información del espectáculo y estábamos muy pendientes de eso.

-¿Qué pensás del resultado de otros integrantes de bandas de cumbia pop que también probaron suerte con una carrera solista?


-No es fácil lanzar un proyecto solista. Tiene que ser el resultado de una búsqueda que lleva meses. Yo estuve todo el año trabajando en eso. La mayoría de los que salieron de bandas de cumbia y arrancaron su proyecto solista fueron a lo seguro. Buscaron lo que funciona a nivel masivo. Hicieron un tema en un mes y lo sacaron enseguida esperando que explote. No funciona así.

-Ninguno ha logrado alcanzar el suceso que habían tenido con sus bandas.


-Ninguno ha podido hacer eso. El suceso de las bandas de cumbia pop fue estar en el lugar justo en el momento adecuado. El que empieza en esto pensando que va a tocar en lugares gigantes de un día para el otro como le pasó a esas bandas que se olvide.

-¿Mantienen relación con las otras bandas de cumbia pop que formaron parte del auge de hace unos años?, ¿hay un grupo de Whatsapp?

-No. En aquel momento estábamos pendientes de cuál banda sacaba el mejor tema y había cierta rivalidad. Yo no era amigo de Fer Vázquez, Agustín de Márama ni de los de Dame 5. Recién cuando crecimos tuvimos más intercambios de buena onda por haber compartido todo aquel momento.

-Soledad Ramírez (ex Mala Tuya) se quejó de que en Uruguay los artistas no se potencian entre sí, ¿coincidís?


-Sí, pasa eso. Igual a nivel de bandas hay una evolución en ese sentido. El último tema que sacó Toco para Vos fue con El Reja y Marka Akme. Se entendió un poco eso de que "la unión hace la fuerza". Pero antes no. El Reja siempre me echa en cara que ya nos había dicho para hacer una canción juntos y nosotros le decíamos que no. No era personal, sino porque nosotros estábamos apuntando a lo internacional y la música que hace El Reja es muy rioplatense. También hay que entender que cada artista tiene sus objetivos. Puede pasar que haya gente que tenga un proyecto en la cabeza y no le sirva ayudar a otro. No todo es ayudar sino hacer cosas que le sirvan a todos. Hay que respetar lo que quiere cada artista.

-¿Hubo una especie de “segunda ola” de la cumbia pop el verano pasado con nuevos hits?

-Sí. Me acuerdo que cuando hablé a principios del 2020 con El Reja, me mostró el tema Bésame. Yo le dije que estaba buenísimo pero que era cumbia vieja, y dijimos que llegar al millón de reproducciones era una hazaña. A fin de año lanzó el tema y ya tiene más de 50 millones. Es un número impensado un año atrás. Enseguida de ese salieron algunos más de este estilo que la rompieron. Nosotros sacamos Se Picó que también pasó las 10 millones. Fue una segunda ola que fue como un bombazo. No tengo dudas de que si estuvieran los boliches abiertos todos estaríamos tocando más que en el último período.

-¿Se puede sostener o fue un amor de verano?

-Creo que fue una cosa del verano, pero si los responsables de esto trabajan bien se puede mantener. No hay que hacer lo que pasó en su momento que todos sacaron una canción tras otra, todas sonaban igual, eran todas lo mismo y el género se devaluó. Atrás del éxito del género salieron más de 50 bandas. Todos copiaban la fórmula que funcionaba y se terminó pudriendo. Por suerte esta segunda ola fue de gente que se mantiene en el género desde hace años.

-¿Cómo es tu relación con Meri Deal, tu prima y compañera de Toco para Vos?

-Tenemos mucha química y nuestra relación siempre fue muy transparente. Cuando Meri empezó a hablar de la posibilidad de un contrato solista, me lo contó y todos sabíamos lo que pasaba. Si bien yo tenía la sensación de "qué embole que si firma esto se acaba Toco para Vos", siempre tuve la mejor onda. Incluso me junté con ella para componer canciones para su proyecto solista. Con su futuro no sé qué pasará, pero mientras seguimos trabajando juntos. Además de colegas somos familia, así que hay una relación que hay que cuidar.

-¿Tuvieron alguna pelea durante estos años en la banda?


-Al principio había pelea de egos. Yo sentía que era el compositor de la banda y el que hacía los hits, pero Meri los interpretaba y era la que recibía más atención. Para mí, yo era el que llevaba la banda adelante y ella la que recibía los méritos. Era una cosa de chicos, y con el tiempo entendí cuál era mi lugar. Puede ser que estuviera algo celoso. Además yo tomaba decisiones sobre por cuál lado había que ir musicalmente con las que ella no estaba de acuerdo, y se generaban había fricciones. Eso duró poco, porque siempre tuvimos la mejor.

-¿La has tenido que defender de alguien del público en algún show?

-Sí, varias veces. Me acuerdo de una vez que estábamos tocando en una fiesta del club de rugby, y vinieron muchos argentinos. La banda ya era conocida y que tocara era todo un suceso. Cuando terminamos nos bajamos del escenario, uno del público le tiró del pelo a Meri como diciendo "vení para acá". Apenas la tocaron uno de los nuestros le dio un cabezazo, después un piñazo y se armó. Ella es chiquita y es difícil que se pueda defender en situaciones tensas.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error