Publicidad

Pato Sánchez, tras su salida de Peñarol: "No entendí por qué se la agarraron conmigo; solo tuve una lesión"

El mediocampista de 39 años contó cuando debió recurrir a su hermano, Nicolás de la Cruz, por las “herramientas” que le faltaban a la institución mirasol y la acción que le mostró su salida

Compartir esta noticia
Carlos Sánchez.
Carlos Sánchez.
Foto: Leonardo Mainé.

En 2023 logró el gran sueño de su vida: ser jugador de Peñarol. Esto quedó marcado con el especial festejo que realizó al anotar su primer gol -ante Cerro el pasado 5 de febrero-. “Le di un beso al escudo; fue lo primero que me nació porque soy hincha”, confesó Carlos Sánchez (39). Aunque la historia no terminó como él esperaba.

A fines de 2022, Sánchez estaba en Santos y tenía varias ofertas. Una de ellas lo movilizó: fue la de Peñarol. “Hacía tiempo que hablaba con el club y en esa oportunidad las conversaciones fueron firmes. Hubo otros equipos interesados, pero estaba Peñarol y era el primer negocio que quería cerrar”, soslayó.

Todo inició sobre ruedas: gol en su primer partido oficial y muchos minutos en el equipo dirigido por Alfredo Arias. “Venía bien con confianza, minutos y eso para el jugador es muy importante porque se siente útil”, contó.

La situación se volvió difícil

Carlos Sánchez celebra tras marcar de penal en su debut oficial con Peñarol.
Carlos Sánchez celebra tras marcar de penal en su debut oficial con Peñarol.
Foto: Francisco Flores.

Tras un pelotazo largo, Sánchez la paró de gran forma, se enfiló rumbo al área de Deportivo Maldonado y sacó un disparo para poner el 1-1 en el minuto 29 por la quinta jornada del Apertura. Explotó el Campeón del Siglo y el número 7 le volvió a dar un beso al escudo, pero cayó al suelo para pedir el cambio. Peñarol superó 2-1 al conjunto fernandino y luego se conoció que el Pato había sufrido un desgarro. “Me golpeó muy fuerte porque quise recuperarme rápido y eso me jugó una mala pasada”, expresó.

El motivo por el que apresuró su recuperación se debió por el juego ante Nacional del Apertura en el CDS. “Me mató la ansiedad por querer estar en el clásico”, marcó el volante.

“No digo que eso bajó mi rendimiento, pero no fui el mismo del principio. Luego estuve a la orden, pero los técnicos se decidieron por otros futbolistas”, añadió.

A lo largo de la temporada 2023, Peñarol sufrió muchos lesionados. Es por esto que la directiva del mirasol resolvió modificar el área de la sanidad de cara al 2024.

El Pato aseveró que el problema no pasó por los profesionales de esa área, sino por “la falta de herramientas” y mencionó algunos ejemplos. “No teníamos botas de recuperación y debíamos usarlas en tandas. Eso no puede pasar en un equipo profesional. Eran varias cosas chicas que hacían la diferencia y no las teníamos”, enfatizó.

La falta de esas herramientas llevó a que, tal vez, los futbolistas no estuvieran en las mejores condiciones cuando el mirasol afrontó varios encuentros seguidos.

“Cuando teníamos partidos muy seguidos, una tanda de tres usaba la bota y hacía recuperación, mientras que otros debían esperar hasta el final del entrenamiento o hacerlo al día siguiente. Por lo tanto, te llevaba dos días hacer una buena recuperación y estar bien para el próximo partido”, agregó.

Carlos Sánchez entrenando en Los Aromos.
Carlos Sánchez entrenando en Los Aromos.
Foto: Francisco Flores.

Al ver ese panorama, Sánchez no lo dudó y buscó esas herramientas. Es por esto que recurrió a su hermano, Nicolás De la Cruz.

“Lo primero que hice fue pedirle ayuda a mi hermano que estaba cerca -en ese entonces jugaba en River Plate de Argentina-. Le pregunté si tenía una bota de recuperación y baños de hielo. Siempre busqué las herramientas que no tenía el club para recuperarme lo antes posible”, relató.

Hay un dato que marca lo que fue el 2023 para el mirasol: tuvo cuatro entrenadores. El primero fue Alfredo Arias que dirigió un total de 23 partidos y logró proclamarse campeón del Apertura. Su ciclo fue interrumpido por el Consejo Directivo a raíz de la mala actuación en la Copa Sudamericana donde no ganó ningún encuentro en la fase de grupos.

“Me sorprendió la salida de Alfredo porque fuimos campeones y habíamos sacado una buena diferencia en la Tabla Anual”, aseguró el mediocampista. También, añadió: “No creía que era un momento para llevar a cabo un cambio”.

Luego fue el turno de Darío Rodríguez que tan solo estuvo al mando del equipo mirasol en 16 encuentros.

“Se trabajaba bien y había un buen ambiente. Estuvimos cinco partidos sin perder y por un par de encuentros malos se sacó a Darío”, puntualizó Sánchez.

Asimismo, evidenció que la salida de Rodríguez “golpeó y mucho al plantel”. “Fue muy rara ya que estábamos primeros en la Tabla Anual”, sostuvo el Pato.

Después se dio el interinato de Juan Manuel Olivera para que recalara Diego Aguirre. Finalmente, el mirasol perdió la Anual y cayó en las finales por el Campeonato Uruguayo ante Liverpool.

Hubo otro hecho que dañó al equipo: las elecciones. “Uno trataba de alejarse, pero le llegaban los comentarios de que se hablaba muy mal del plantel”, comentó.

En tal sentido, Sánchez especificó que “fue una elección que se hizo en pleno campeonato y que afectó a todo el entorno”.

“Nos llegaban las críticas que nos hacían y las tomábamos mal porque salíamos a defender de la mejor forma a Peñarol”, indicó.

Carlos Sánchez con la camiseta de Peñarol.
Carlos Sánchez con la camiseta de Peñarol.
Foto: Juan Manuel Ramos.

“Esos comentarios negativos siempre llegan y te dejan triste porque estábamos tratando de sacar a Peñarol adelante, tener un buen campeonato para festejar y alejarnos de los pensamientos negativos que había por las elecciones”, expuso.

En la última parte del año, Sánchez recibió muchas críticas tanto de los hinchas como de los directivos. “Sentí que se la agarraron conmigo”, señaló con enojo.

“No estoy diciendo que no merecía esas críticas porque pasábamos por un mal momento. Pero no entendí por qué se la agarraron conmigo: solo tuve una lesión en la que me apuré y me perdí varios partidos”, remarcó.

El Pato hizo un especial hincapié a las críticas de los hinchas. “La gente pensó que vine a robar la plata y nada que ver, vine al club para cumplir mi sueño”, explicó el volante.

Con todo este panorama, Sánchez supo que era muy compleja su continuidad. “Por cómo se dio el año, en mi cabeza no estaba seguir en Peñarol. Ojo, quería continuar para revertir la situación y demostrar que puedo dar más”, recalcó. El Pato disputó 23 encuentros y marcó cuatro goles en el carbonero.

Hubo otro hecho que le dejó en claro que su etapa en Peñarol estaba acabada: cuando el club no lo saludó por su cumpleaños en las redes sociales.

“Lo que más me dolió fue que a los compañeros que cumplieron años el club los felicitó en sus redes sociales, pero a mí no. Eso me dio a entender que no iba a seguir en el club. Me habían borrado”, argumentó.

Nadie lo llamó a Sánchez para decirle que no iba a seguir en Peñarol. Se enteró cuando la institución aurinegra lo despidió por las redes. “Ni siquiera el técnico me llamó para decirme que no entraba en sus planes”, afirmó. Bajo esta misma línea, añadió: “Nunca me había pasado una situación de estas en mi carrera”.

Carlos Sánchez se entrena a la espera de una oferta que lo convenza.
Carlos Sánchez se entrena a la espera de una oferta que lo convenza.
Foto: Leonardo Mainé

Carlos Sánchez está sin club, pero evidenció que aún no piensa retirarse y espera por un nuevo desafío. “Estoy con ganas y preparado para seguir un poco más”, contó.

Con el que se llevó mejor
Alfredo Arias cuando dirigía a Peñarol.
Alfredo Arias cuando dirigía a Peñarol.
Foto: Francisco Flores.

Carlos Sánchez evidenció que su mejor momento fue con Alfredo Arias. “Fue el que me dio más confianza. Siempre fue muy sincero conmigo: me decía cuándo me tocaba jugar y cuándo no”, dijo.

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

PeñarolCarlos Sánchez

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad