Publicidad

Jugando en Cerro Largo y con el corazón en Israel: Tomer Haran debutó y homenajeó a víctimas de ataques de Hamás

El arquero jugó ante Fénix horas después del comienzo de la guerra en su país, habló con su familia hasta el calentamiento y se quebró en la cancha tras el triunfo.

Compartir esta noticia

Tomer Haran, en la noche del viernes, recibió una buena noticia en su celular. Ignacio Ordóñez, entrenador de Cerro Largo, le confirmó que jugaría de titular ante Fénix y sería su debut oficial en el Arachán.

Tomer Haran, en la mañana del sábado, recibió terribles noticias en su celular. Tras despertarse y mientras se aprontaba para ir al estadio Ubilla de Melo para debutar en el Campeonato Uruguayo se enteró que militantes del grupo Hamás habían llevado adelante distintos ataques terroristas contra Israel y estos habían declarado el estado de guerra. Haran, en Melo, se enteró que su país estaba en guerra y que muchas personas cercanas corrían riesgos.

“Estuve pegado a mi teléfono hasta empezar con el calentamiento antes del partido”, cuenta a Ovación desde la casa en Cerro Largo en la que vive con su novia.

Lo primero que hizo el arquero apenas se enteró de los hechos fue hablar con su familia. Las videollamadas fueron constantes, con el objetivo de confirmar que estuvieran bien. “Me afectó, no estaba completamente enfocado en el partido. Por suerte tenía amigos y familia en el teléfono con videollamadas dándome ese impulso y animándome a jugar, desconectar por 90 minutos y enfocarme en el fútbol”, cuenta.

Tomer Haran, arquero de Cerro Largo.
Tomer Haran, arquero de Cerro Largo.
Foto: Cerro Largo.

Haran nació en Degania Alfer, un kibutz situado cerca del Mar de Galilea y el río Jordan. Un kibutz es una comunidad rural típica en Israel que tiene ciertas características en su organización y funcionamiento y, según cuenta el arquero, este es bastante pequeño. “Viven unas 500 o 1000 personas, esta es la primera vez que vivo en una ciudad”, dice desde Melo.

Tanto él como su familia son judíos: “somos un poco flexibles, algunos son más religiosos, otros no del todo pero todos nos identificamos como judíos”, cuenta.

Haran llegó al club hace unos dos meses tras una búsqueda en una plataforma de ojeadores que hizo el presidente, Ernesto Dehl. Tras semanas de pruebas en las que reconoce que se dio cuenta que el nivel de sus compañeros era alto, el arquero firmó contrato y se convirtió en una nueva alta.

“Tuve unas semanas para ajustarme pero al final del día estoy muy feliz de tener la oportunidad de demostrar que puedo conectar con el fútbol uruguayo”, afirma.

Su último club fue el Babelsberg de la Cuarta División del fútbol de Alemania. Pasó por tres equipos en Israel y luego tuvo un pasaje por el fútbol de Eslovenia en el Rudar Velenje.

Tomer Haran, arquero israelí de Cerro Largo, previo al juego ante Fénix.
Tomer Haran, arquero israelí de Cerro Largo, previo al juego ante Fénix.
Foto: Cerro Largo FC.

Tras la búsqueda en la plataforma, las semanas de prueba, la firma del contrato, un par de partidos en el banco y el tiempo sin fútbol por el paro de jugadores llegó el día del debut.

Haran nunca dudó en jugar. Sus familiares lo animaron y, según relata, no se le pasó por la cabeza no salir a a la cancha. “Sí quería que la gente entendiera la situación por la que pasaba”, dice, por lo que decidió jugar con una cinta negra en su brazo izquierdo en homenaje a las víctimas de los ataques.

Cerro Largo ganó un partido importante gracias a un gol de Mauro Brasil a poco del final tras un centro lateral. “Mau hizo el gol como sabe, con mucha pasión y lucha, fue a esa pelota como un león”, relata el arquero, que también admite que no se puso nervioso durante la revisión del VAR porque sabían que había sido legal.

“Después del triunfo puedes ver fotos de mí completamente quebrado, no sé si estaba muy feliz o muy triste por mi país”, cuenta, y luego agrega: “fue como que todas las barreras que me puse a mí mismo para no pensar en eso y pensar en fútbol fueron rotas y me emocioné realmente. Me sentí abrazado por mis compañeros”.

Diseño sin título - 2023-10-10T080930.661.jpg
Tomer Haran, arquero israelí de Cerro Largo, junto a Mauro Brasil.
Foto: Cerro Largo FC.

Lo primero que hizo tras el partido fue llamar a su novia, que no fue al Ubilla dado que se quedó hablando con sus amigos para asegurarse que todos estuvieran bien.

Uno de los principales ataques que recibió Israel fue en una fiesta electrónica cercana a la Franja de Gaza al sur del país. Amigos de su novia estaban ahí y algunos resultaron heridos. El arquero, según cuenta, tenía un amigo en ese festival que está desaparecido. “Esperamos que esté escondido o escapando de la situación en la que esté, esperamos que esté seguro”, pide.

El arquero realizó el servicio militar obligatorio en su país entre 2017 y 2020. Cuenta que le costó combinar el servicio con el deporte pero que creía necesario hacerlo. “Es parte de mi identidad, parte de ser israelí”, afirma. “Cuando veo a mis amigos peleando por mi país me da gran orgullo decir que contribuí a eso y que hice lo que pude por mi país”, agrega.

Sobre el partido, Haran dice que estuvo conforme con su rendimiento, admite que quiere seguir siendo titular, manteniendo la valla invicta y tiene como objetivo clasificar a la Copa Sudamericana. Jugar la Libertadores sería un sueño, agrega, pero en este momento el fútbol no es lo más relevante.

Unos minutos después de terminar la entrevista Haran escribe por WhatsApp. “Me gustaría hacer énfasis en la importancia que tiene lo que está sucediendo en Israel. El fútbol es importante pero a veces otras cosas importan más”, escribe, en un mensaje que estaba bastante claro.

El homenaje que Tomer Haran pensó en poco tiempo

Tras enterarse de la situación que ocurría en Israel, el arquero decidió hacer un homenaje a las víctimas de los ataques y jugó con un brazalete negro en su brazo izquierdo. “Que mi gente de Israel supiera que estaba pensando en ellos”, dijo.

Un poco de español y otro de señas

Tomer no hablaba español pero ha aprendido. Comienza la entrevista con un diálogo en el que demuestra que un poco sabe. “Cuando llegué me di cuenta que hablaban de poco a nada de inglés así que tuve que practicar mi español”, dice entre risas.

Haran obtuvo su chance en Cerro Largo a partir de una plataforma

Ernesto Dehl, presidente de Cerro Largo, contó a Ovación que en un momento precisaban un arquero ya que no tenían certeza si Renzo Bacchia iba a llegar y tenían solo a Matheus Brandão. “Pensábamos que lo mejor era tener los tres goleros extranjeros porque venimos de un mal año y estábamos casi sin golero”. Ante esa situación, el presidente hizo una búsqueda en una plataforma que utiliza el club y entre 10 opciones apareció Haran. Tras una prueba de dos semanas el arquero fue contratado y firmó por dos años. “El nivel aquí es definitivamente mayor al que estaba acostumbrado pero los convencí y estoy felíz de poder demostrarlo”, dijo el arquero.

¿Encontraste un error?

Reportar

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad