SELECCIÓN

Fútbol femenino: la suspensión de los torneos de juveniles también golpea a la mayor

El plantel principal de la Celeste cuenta con varias juveniles en el equipo y el hecho de no disputar los Sudamericanos las puede hacer perder ritmo.

Esperanza Pizarro, una de las futbolistas que juega en la Sub 20 y en la mayor. Foto: Estefanía Leal.
Esperanza Pizarro, una de las futbolistas que juega en la Sub 20 y en la mayor. Foto: Estefanía Leal.

La suspensión de todos los torneos de juveniles a nivel de Conmebol fue un golpe duro para la selección celeste en todos los ámbitos. Si bien las inferiores masculinas fueron afectadas, también lo hicieron las femeninas y consigo puede llegar una repercusión en la mayor.

“El primer sentimiento fue de tristeza”, expresa Ariel Longo, entrenador de la Sub 20 y de la mayor. “Imaginate que esta sub 20 la tenemos desde fines de 2015, es decir que muchas eran niñas. Se armó un grupo que poco a poco fue creciendo en lo personal y también en lo futbolístico. Trajeron medallas, trofeos, clasificaciones y fueron rompiendo récords negativos”, agrega Longo.

Precisamente, fue esta generación la que logró que Uruguay avanzara por primera vez a la fase final de un Sudamericano de la categoría, pero esa instancia no se podrá disputar debido a la suspensión.

“Teníamos la goleadora del torneo (Esperanza Pizarro), se avanzó por detrás de Brasil, que es una potencia sudamericana y mundial, es decir que este Sudamericano sería la culminación de las juveniles para muchas de ellas”, sostiene el entrenador.

A lo que se refiere Longo es que varias de ese plantel darán el paso a la selección mayor e incluso muchas de ellas ya lo dieron en los amistosos ante Puerto Rico que disputó Uruguay en la última fecha FIFA.

Ariel Longo, entrenador de la selección mayor femenina de Uruguay. Foto: Estefanía Leal..
Ariel Longo, entrenador de la selección mayor femenina de Uruguay. Foto: Estefanía Leal..

Sofía Ramondegui, Antonella Ferradans, Rocío Martínez, Luciana Gómez, Cecilia Gómez, Karol Bermúdez, Solange Lemos, Belén Aquino y Esperanza Pizarro fueron las nueve futbolistas que siendo Sub 20 vistieron la camiseta de la mayor ante las centroamericanas.

Más allá de que los amistosos de fecha FIFA de la mayor sí se disputarán, las jugadoras perderán parte del ritmo con el que iban a llegar a los mismos y también a la Copa América 2022 que se disputará en julio.

“Era un plus que iban a tener previo a unirse definitivamente a la mayor. Nos quedamos con la ilusión y la incertidumbre de saber hasta dónde se podría haber llegado”, agregó el entrenador.

Longo también reparó en la otra categoría afectada: la Sub 17. Si bien la misma es dirigida por Daniel Pérez afirmó que “la destroza porque era la participación en un sudamericano para quienes recién empezaron a vestir la camiseta de Uruguay y no tienen la experiencia con la que cuenta la Sub 20”.

“En este aspecto, tanto a las jugadoras como al cuerpo técnico, y sobre todo a mí, nos dolió el hecho de que no se pudiera culminar el torneo. Y si bien no fue algo premeditado y te alivia un poco la pena que sea algo general y no solo de Uruguay, te sigue doliendo”, sentenció.

Ahora, las espera de lleno la mayor. Con menos rodaje, pero seguramente, con ganas de revancha.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados