Publicidad

Los millones que se dejan de recaudar por el contrabando de cigarrillos, ¿cuánto tabaco ilegal fuman los uruguayos?

El consumo de cigarrillos ilegales aumentó de 17% en 2008 a 28,6% en 2023, además el 74% de los consumidores dijo que el motivo de la compra ilegal es el precio de la cajilla.

Compartir esta noticia
Cajas de cigarros
Aumentó en Uruguay el consumo de cigarrillos ilegales.
Foto: Estefania Leal

Redacción El País
En los últimos 15 años, el crecimiento del consumo de cigarrillos comprados de contrabando o de origen en free shops, tuvo un incremento “sustantivo”. Mientras que en 2008 el 17% de los cigarrillos comprados eran ilegales, en 2023 alcanzó un nivel de 28,6%. ¿Cuánto significa la pérdida fiscal por el consumo de estos productos ilegales?

La encuestadora Factum, a pedido de la Asociación de Distribuidores de Tabaco y Cigarrillos (Aditaci), encuestó a fumadores de cigarrillos de tabaco, marihuana, cigarrillos electrónicos y/o vapeadores, que fuman al menos un cigarrillo por día, residentes en el país, de 17 años en adelante, con el fin de obtener información sobre el consumo de cigarrillos en Uruguay. La información fue relevada entre julio y agosto de 2023.

Según los datos a los que accedió El País, la compra ilegal de cigarrillos, que pasó de 17% a 28,6%, aumenta cuanto más cerca de la frontera con Brasil se esté. En esta zona, en 2008 la compra de contrabando era de 19%, mientras que actualmente es de 56,2%.

A su vez, la zona del Centro-Costa (Tacuarembó, Durazno, Florida, Canelones, Lavalleja y Maldonado) registró una compra de contrabando 25,3% y la zona del Litoral de 19,2%.

En tanto, si se mira la compra de cigarrillos en Montevideo, el consumo ilegal alcanza el 20,9%, en donde al diferenciar por zonas, en el centro de la ciudad el nivel es de 26,8% y en los barrios ubicados en el noreste de la capital es de 23,3%.

En esta línea, según la estimación de la Aditaci, la evasión impositiva a raíz del contrabando de cigarrillos asciende a $ 4.600 millones por año.

Por otra parte, los datos relevados por la encuesta muestran que una persona que compra cigarrillos de manera ilegal consume unos 20 cigarrillos al día, mientras que una persona que compra en forma legal consume 16 cigarrillos al día.

No obstante, las respuestas obtenidas presentaron que el principal motivo de compra ilegal de cigarrillos es el precio, siendo el 74% de las respuestas que indicaron esto como la razón de su elección. Otros motivos que se encontraron, con una amplia diferencia, fueron el sabor o gusto con 8% y costumbre y accesibilidad a comercios con 5% cada una.

En tanto, al consultar por el precio de la cajilla, los consumidores encuestados recordaron el precio de las cajillas de 20 cigarrillos que se compran de forma legal en $ 197, mientras que las marcas de contrabando se consiguen por $ 96 cada una.

Según el relevamiento, el 36% de los consumidores de cigarrillos consideran que el precio es “Muy Alto” y el 38% que es “Alto”.

El nivel de personas que consideran que el precio de los cigarrillos es “Alto” o “Muy Alto” es exactamente igual en 2023 que el encontrado en 2008.

A su vez, la percepción sobre el precio difiere en las distintas zonas de Montevideo, y guarda relación con las zonas donde hay mayor consumo de cigarrillos de contrabando.

Del mismo modo, la percepción de que el precio es “Alto” o “Muy Alto” llega al 78% en Montevideo, 72% en el Litoral, 71% en el Centro-Costa y 68% en la frontera con Brasil.

Por otro lado, respecto a los puntos de compra en el que los consumidores adquieren cigarrillos de forma ilegal, el principal señalado fueron las ferias (29%), seguidas por kioscos o almacenes (16%) y puestos ambulantes (10%).

Por su parte, el presidente de la asociación, Gustavo Márquez, explicó a El País que desde la asociación piden que se fiscalice más.

En este sentido, señaló que han concretado entrevistas con el Ministerio de Salud Pública (MSP) y su Comisión Asesora para el Control del Tabaco del MSP, la Intendencia de Montevideo, la Intendencia de Canelones, pero aún faltan “respuestas” por parte del ministerio.

En este sentido, señaló que la ministra de Salud Pública, Karina Rando, le pidió a la comisión asesora que formara un equipo multidisciplinario con la Dirección Nacional de Aduanas, las intendencias, Dirección General Impositiva (DGI), la Policía y el propio ministerio, con el fin de fiscalizar pero ya van seis meses de esto y tampoco “hubo respuestas”.

Quienes compran

En tanto, a la hora de conocer a los segmentos que compran cigarrillos ilegales, el relevamiento señala que son los jóvenes, de entre 18 y 29 años, el grupo que compra más cajillas ilegales (39,2%), seguido por las mujeres (32,8%).

A su vez, del total de personas fumadoras de cigarrillos y electrónicos, el 24% fuma cigarrillos de contrabando y el 4% consume electrónicos.

En tanto, dentro de los consumidores de cigarrillos, tabaco, marihuana y vapeadores la distribución muestra que el 71% consume cigarrillos, el 31% consume tabaco y el 13% consume marihuana.

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

cigarrillosCONTRABANDO

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad