INVESTIGAN

"Si me matan ya sabés quién fue": femicidio de Úrsula conmociona a Argentina

Los familiares y amigos de la joven de 19 años reclaman que la joven había realizado denuncias en reiteradas oportunidades contra su expareja Matías Ezequiel Martínez, quien además es policía.

Úrsula Bahillo. Foto: La Nación | GDA.
Úrsula Bahillo. Foto: La Nación | GDA.

El femicidio de Úrsula Bahillo, una joven de 19 años que fue asesinada de varias puñaladas en una zona rural de Argentina, provocó multitudinarias movilizaciones y conmoción en todo el país. Actualmente se encuentra detenido su expareja, quien es el principal sospechoso de haber cometido el crimen.

Los familiares y amigos de Úrsula reclaman que la joven había realizado denuncias en reiteradas oportunidades contra su expareja Matías Ezequiel Martínez, quien además es policía. Por otra parte aseguran que hubo una inacción en la Jefatura, donde intentó realizar otra denuncia durante el fin de semana.

Durante la mañana de este miércoles se le realizó la autopsia para determinar la causa y detalles de su muerte. Un informe preliminar indicaba que la joven murió por lesión por arma blanca en cuello, región abdominal y dorsal, generando un shock hipovolémico.

“Si me matan ya sabés quién fue”

Ayer martes salieron a la luz algunos chats que Úrsula habría mantenido con amigas y gente que la acompañó para denunciar el caso de violencia de género. “Si me matan ya sabés quién fue”, le dijo a Belén Miranda, quien también estuvo en pareja con el hombre hoy detenido por el crimen.

Según dijo Miranda, Úrsula se comunicó con ella para contarle “lo que estaba pasando, porque necesitaba hablar con alguien”. “Me mostró todos sus moretones, sus golpes y sus pelos porque él se los arrancaba”, le dijo al canal TN.

En las conversaciones y las historia de Instagram, Úrsula daba instrucciones en caso de que le pasara algo. “Si un día no vuelvo hagan mierda todo. Mostrá todo a la policía”, dijo en su momento.







ayer por la noche a la comisaría local de la ciudad bonaerense de Rojas. La víctima avisó que estaba en peligro. Le hizo saber a la Justicia que su vida corría peligro. Su agresor ya tenía antecedentes, pero ninguna advertencia funcionó y otra mujer se suma al triste recuento de femicidios.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados