MEMORIAS DEL EXPRESIDENTE 

¿Qué dijo Obama sobre Putin, Merkel, Sarkozy y otros líderes mundiales?

"Una tierra prometida", el primer volumen de las memorias del exmandatario estadounidense se publica simultáneamente en 25 idiomas en todo el mundo.

Una tierra prometida, el libro de memorias de Barack Obama. Foto: AFP
Una tierra prometida, el libro de memorias de Barack Obama. Foto: AFP

El expresidente de Estados Unidos Barack Obama ofrece, en sus memorias publicadas este martes, retratos divertidos y a veces mordaces de sus antiguos homólogos.

Aquí están las descripciones de algunos de ellos en las páginas de "Una tierra prometida", el primer volumen de sus memorias que se publica simultáneamente en 25 idiomas en todo el mundo. 

Vladimir Putin 
Entonces primer ministro
Vladimir Putin. Foto: Archivo El País

"Físicamente no tenía nada de especial: bajo y fornido (la complexión de un luchador), cabello fino color arena, una nariz prominente y ojos claros y atentos (...) Noté informalidad en sus movimientos, una indiferencia asentada en su voz que indicaba alguien acostumbrado a estar rodeado de subordinados y sumisos. Era un hombre acostumbrado al poder".

Angela Merkel
canciller alemana
Merkel sugirió que la población debía recuperar el coraje que hizo posible la caída del Muro de Berlín. Foto: Reuters

"Los ojos de Merkel eran grandes y de un azul brillante y en ellos se podía ver frustración, diversión o indicios de tristeza. De lo contrario, su apariencia impasible reflejaba su sensibilidad sensata y analítica".

Benjamin Netanyahu
Primer ministro israelí
El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, da una conferencia de prensa en Jerusalén. Foto: AFP.

"Construido como un apoyador de football americano, con una mandíbula cuadrada, rasgos gruesos y una calva sobre la que doblaba mechones de cabello gris, Netanyahu era inteligente, hábil, duro y hablaba con fluidez en hebreo e inglés".

"Netanyahu sabía ser encantador, incluso solícito, cuando eso servía para sus propósitos".

"Pero la imagen que tenía de sí mismo como un gran defensor del pueblo judío contra todas las calamidades le permitía justificar casi cualquier cosa que pudiera mantenerlo en el poder - y, con su conocimiento de la política y los medios estadounidenses, estaba convencido de que podía resistir todas las presiones de un gobierno demócrata como el mío".

Lula Da Silva
Entonces presidente de Brasil
Lula da Silva. Foto: Reuters

"Lo encontré impresionante. Un exlíder sindical canoso y comprometido que había sido encarcelado por protestar contra el gobierno militar anterior y luego elegido en 2002, había iniciado una serie de reformas pragmáticas que dispararon la tasa de crecimiento de Brasil, expandieron su clase media y proporcionaron vivienda y educación a millones de sus ciudadanos más pobres".

"Él también tenía, según trascendidos, los escrúpulos de un jefe político del Tammany Hall (nota de traducción: grupo que ejerce o busca el control político municipal mediante métodos a menudo asociados con la corrupción) y corrían rumores sobre amiguismo del gobierno, acuerdos preferenciales y sobornos que ascendían a miles de millones".

Nicolás Sarkozy
Entonces presidente francés
Foto de archivo de Nicolas Sarkozy. Foto: EFE

"Con su piel oscura, sus rasgos expresivos, vagamente mediterráneos (su padre era húngaro, su abuelo materno era griego), y bajo (medía unos 1,66 metros, pero usaba plantillas en los zapatos para quedar más alto), parecía un personaje de un cuadro de Toulouse-Lautrec".

"Las conversaciones con Sarkozy eran de a ratos divertidas y exasperantes, sus manos en perpetuo movimiento, su pecho abultado como el de un gallo enano, su traductor personal (contrariamente a Merkel, hablaba un inglés limitado) siempre a su lado como reflejo exaltado de cada uno de sus gestos y entonaciones, mientras la conversación pasaba de la adulación a la fanfarronada a la visión genuina, sin desviarse nunca de su interés primario, apenas disfrazado, que era estar en el centro de la acción y atribuirse el mérito de todo lo que valiera la pena atribuirse".

Recep Tayyip Erdogan
Presidente turco, entonces primer ministro
Recep Tayyip Erdogan, presidente de Turquía. Foto: AFP.

"Personalmente, encontré (a Erdogan) cordial y en general receptivo a mis solicitudes. Pero cada vez que lo escuchaba hablar, su alto cuerpo se inclinaba ligeramente, su voz era un 'staccato' contundente que se elevaba una octava en reacción a varios agravios o desaires percibidos. Tuve la fuerte impresión de que su apego a la democracia y al estado de derecho podría durar solo mientras lo mantuviera en el poder".

Manmohan Singh
Por entonces primer ministro indio
India. Foto: AFP.

"Un economista amable y de voz suave de unos 70 años, con una barba blanca y un turbante que eran las marcas de su fe sij, pero que a los ojos de los occidentales le daban el aire de un santo".

"Singh era sabio, reflexivo y escrupulosamente honesto".

Hu Jintao
Entonces presidente chino 
Polución en Pekín. Foto: AFP

"En cualquiera tema, le gustaba leer gruesas pilas de comentarios preparados, deteniéndose de vez en cuando para ver traducciones al inglés que parecían hechas de antemano y, de alguna manera, siempre duraban más que su declaración original (...) Más de una vez estuve tentado a sugerir que podríamos ahorrarnos tiempo simplemente intercambiando papeles y leyéndolos cuando quisiéramos".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error