Lo anunció el presidente electo

La embajada de Brasil se trasladará a Jerusalén

Primer ministro Netanyahu felicitó a Bolsonaro y analiza asistir a la asunción en enero.

Jerusalén es una joya única en el mundo porque reúne escenarios históricos y es ámbito de desarrollo tecnológíco. Foto: AFP
Foto: AFP

El presidente electo de Brasil, Jair Bolsonaro, reafirmó ayer jueves su promesa de campaña de trasladar la embajada de su país en Israel de Tel Aviv a Jerusalén, siguiendo los pasos de Estados Unidos.

"Como he afirmado durante la campaña, pretendemos transferir la embajada de Brasil de Tel Aviv a Jerusalén. Israel es un estado soberano y nosotros lo respetamos", tuiteó Bolsonaro, que asumirá sus funciones el 1º de enero.

En una conferencia de prensa, Bolsonaro dijo: "Respetamos al pueblo de Israel y al pueblo árabe. No queremos crear problemas con nadie. Queremos comerciar con todo el mundo, buscar vías pacíficas de resolver problemas".

Según medios brasileños, el traslado podría provocar represalias comerciales de países árabes, mercados importantes para las carnes brasileñas.

Interrogado sobre el tema en una entrevista publicada el jueves por el diario israelí Israel Hayom, Bolsonaro respondió: "Cuando me preguntaban, durante la campaña, si lo haría cuando fuera presidente, yo respondía Sí, son ustedes los que deciden cuál es la capital de Israel, no las otras naciones".

Se espera un pronunciamiento del gobierno uruguayo en esta jornada. Foto: EFE
Foto: EFE

El primer ministro israelí Benjamin Netanyahu consideró "histórica" la decisión. "Felicito a mi amigo el presidente electo de Brasil Jair Bolsonaro por su intención de desplazar la embajada brasileña a Jerusalén, un paso histórico, justo y emocionante", declaró.

Netanyahu "muy probablemente" asista a la ceremonia de asunción de Bolsonaro en Brasilia, dijo a la AFP una fuente del gobierno israelí.

El Estado hebreo considera toda la ciudad de Jerusalén como su capital, en tanto que los palestinos aspiran a que Jerusalén Este se convierta en la capital de su futuro Estado. Para la comunidad internacional, el estatuto de la Ciudad Santa tiene que negociarse entre las dos partes, y las embajadas no tienen que instalarse allí hasta que no se haya alcanzado un acuerdo.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en diciembre de 2017 reconoció a Jerusalén como capital de Israel. Desde entonces, el presidente palestino, Mahmud Abas, puso fin a todas las relaciones con la administración Trump. Luego de Estados Unidos, mudaron su embajada Guatemala y Paraguay, aunque este último país regresó su delegación a Tel Aviv semanas atrás.

Brasil reconoció a Palestina como Estado en 2010, bajo la presidencia de Lula da Silva. Pero ya en 1975, durante la dictadura, reconoció a la Organización para la Liberación de Palestina (OLP).

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)