ELECCIONES LEGISLATIVAS

¿Quién ganó las elecciones en Argentina? Otra derrota K le hizo perder el control del Senado

Ahora el gobierno encabezado por Alberto Fernández deberá negociar con la oposición; también perdió en la provincia de Buenos Aires.

Alberto Fernández. Foto: AFP
Alberto Fernández. Foto: AFP

Juntos por el Cambio, la principal coalición opositora, aventajó en votos al oficialismo representado por Frente de Todos, en los más importantes distritos del país, aunque por un margen muy estrecho en la decisiva provincia de Buenos Aires, según los primeros datos del escrutinio provisional de las elecciones legislativas de ayer domingo, con 71% de participación.

El gobierno perdió seis bancas, quedándose con 35 senadores, dos por debajo de los 37 necesarios para el quórum reglamentario. Juntos por el Cambio sumó cinco senadores a los 25 que ya tiene.

En la provincia bonaerense, que congrega el 37 % del padrón nacional, la lista de candidatos a diputados que presentó Juntos, la coalición a la que pertenece el ex presidente conservador Mauricio Macri (2015-2019), consiguió el 40,05 % de los sufragios, con el 76,44 % de los votos contabilizados en el recuento provisional. Continúa la lista del oficialista Frente de Todos, encabezada por Victoria Tolosa Paz, con el 38,41 % de los sufragios, seguida por otras propuestas opositoras.

Juntos por el Cambio, con María Eugenia Vidal como cabeza de la lista (la gran ganadora de la contienda) se impuso con amplitud en la Ciudad de Buenos Aires con el 47% de los votos, según los datos del Ministerio del Interior, con el 92% de las mesas escrutadas. En segundo lugar, el Frente de Todos, con Leandro Santoro, obtuvo el 25%, y el partido La Libertad Avanza, de Javier Milei, quedó posicionado en tercer lugar, con 17% de los sufragios y la posibilidad de sumar dos diputados nacionales. En el cuarto puesto quedó posicionado el Frente de Izquierda de los Trabajadores (FIT), con lo que Myriam Bregman logró acceder a la última banca en juego, la número 13. Bregman necesitaba alcanzar el 7% de los sufragios, algo así como 140 mil votos, y lo superó, rozando el 8%.

El factor sorpresa se ubicó por fuera de la disputa entre Juntos por el Cambio y el Frente de Todos. Los dos polos extremos se robustecieron: tanto el espacio representado por Milei como la izquierda crecieron en todas las comunas y sumaron, como mínimo, 1000 votos en cada una. El libertario Javier Milei sorprendió al arco político. Con su eslogan en contra de la “casta política” logró mejorar los resultados que lo habían posicionado como la tercera fuerza en las PASO, donde había obtenido el 13,7% de los sufragios. En la jornada de ayer, con más del 90% de las mesas escrutadas, subió cuatro puntos y alcanzó el 17%.

No solo ingresará él a la Cámara baja, sino también la segunda en su lista, Victoria Villarruel. El candidato libertario festejó su arribo al Congreso en el Luna Park, colmado de militantes jóvenes que celebran el fenómeno de su “rockstar”.

Fuerzas parejas

El resultado de las elecciones no modificará sustancialmente el actual equilibrio de fuerzas de la Cámara de Diputados: las dos principales fuerzas que componen la Cámara de Diputados -el Frente de Todos y Juntos por el Cambio- estarán en una situación de virtual paridad sin que ninguna de ellas alcance la mayoría. Según los datos preliminares, el bloque que comanda Máximo Kirchner alcanzaría las 118 bancas y aventajaría por solo una al principal interbloque opositor, que reuniría 117 escaños.

El Frente de Todos mantendría su condición de primera minoría, con lo que neutralizaría los embates de un sector de Juntos por el Cambio que amenazaba con arrebatarle la presidencia de la Cámara de Diputados -hoy en manos de Sergio Massa- si lograba superar al oficialismo en número.

El oficialismo, si bien podrá mantenerse como primera minoría en el recinto, perderá terreno en la Cámara baja. A partir de ahora, tendrá un panorama complicado a la hora de sancionar las leyes del Poder Ejecutivo. Su lote de diputados se reducirá drásticamente a partir del 10 de diciembre próximo.

Fuerte pugna

El oficialismo necesitaba una docena de diputados para alcanzar el quorum (129 diputados); sin embargo, el mosaico de diputados provinciales que podría aportarle su apoyo anticipó que condicionaría su voto a cambio de concesiones para sus distritos.

En tanto, Juntos por el Cambio logró no solo retener las bancas en juego -60 en total, sino incrementarlas en número: de los actuales 115 miembros sumó dos escaños más y pasará a tener 117. También necesitará de los diputados provinciales si pretende llevar su agenda opositora al Congreso. Por su parte, Avanza Libertad, quedó bastante bien parada.

Alberto Fernandez priorizó acuerdos

El presidente de Argentina, llamó, tras conocerse que la oposición aventajó al oficialismo, a “priorizar los acuerdos nacionales” en la “nueva etapa” que se abre para el país, en la que llegar a un acuerdo con el FMI será el mayor “escollo”.

“Debemos enfrentar este desafío para reparar, en la medida de lo posible, el enorme daño que este endeudamiento ha provocado, y cuyas consecuencias pesarán sobre varias generaciones”, aseveró en un mensaje difundido desde la residencia presidencial.

Convencido de que “es tiempo” de resolver el problema derivado de los 44.000 millones de dólares de deuda contraída por el Gobierno de Mauricio Macri (2015-2019) con el FMI, anunció que enviará al Congreso en diciembre un proyecto de ley con un programa económico plurianual para el desarrollo sustentable.

“Ese programa contemplará los mejores entendimientos que nuestro gobierno haya alcanzado con el staff del FMI en las negociaciones que lidera nuestro ministro de economía, Martín Guzmán, sin renunciar a los principios de crecimiento económico e inclusión social a los que me he referido previamente”, agregó, para destacar que se trata de una “decisión política” que cuenta con el “pleno aval” de la coalición oficialista Frente de Todos.

Descartó realizar ajustes de gasto porque solo profundiza “la desigualdad y la pobreza”, resolver el problema de deuda con el FMI es el “escollo más grande” que enfrenta el país “para continuar en la senda de la recuperación económica y de la construcción de un país con más equidad”.

El presidente reconoció que su Gobierno ha cometido “errores” y su obligación es “aprender de los mismos”, aunque reafirmó que “en esta nueva etapa” honrará el compromiso asumido cuando ganó los comicios de 2019. “Precisamos que la relación entre el Gobierno y el Congreso Nacional, en la Cámara de Diputados y en el Senado, sea fructífera, por el interés general de nuestro país”, remarcó Fernández, cuya gestión ha estado marcada por la gestión de la pandemia y la continuidad de la crisis económica iniciada durante el Gobierno de Macri, con el que se mostró muy crítico en su mensaje.

“Cuando el modelo económico del anterior gobierno reveló ser un fracaso, en lugar de cambiar el rumbo, decidieron tomar esa deuda de 44 mil millones de dólares con un doble propósito: pagar la deuda insostenible que habían tomado con acreedores privados y darle salida a capitales que habían ingresado solo para especular”, sentenció. 

"Dichos y hechos" del uno y otro lado del tablero

ABIERTO AL DIÁLOGO
Alberto Fernández. Foto: AFP
Alberto Fernández
Presidente de Argentina

“Mañana es lunes y la Argentina continúa, dijo el mandatario al ir a votar en la Universidad Católica de Puerto Madero. Ante la pregunta de los periodistas sobre si formaría una mesa de diálogo con la oposición, lanzó sin dudar: “Para nosotros el diálogo nunca fue un problema, siempre estamos abiertos a dialogar. Nos somos nosotros los que no queremos el diálogo”.

es lógico... pero
Cristina Kirchner. Foto: AFP
Cristina Kirchner
Vicepresidenta de Argentina

“Me han indicado reposo. Nada de qué preocuparse, pero el esfuerzo realizado para participar del cierre del Frente de Todos retrasó la evolución del posoperatorio. Por eso, esta noche no podré estar, como hubiera querido y como siempre he hecho, en el búnker. Abrazo fuerte a todos y a todas”, fue el mensaje que dejó Cristina en su cuenta de Twitter.

en la transición
Mauricio Macri. Foto: AFP
Mauricio Macri
Expresidente de Argentina

“Estos dos años que vienen van a ser difíciles, pero Juntos por el Cambio va a actuar con mucha responsabilidad, ayudando a que la transición sea lo más ordenada posible para que se vuelva a poner el país en el rumbo correcto”, dijo al salir de votar de Palermo. Hace apenas dos años, en las elecciones nacionales a presidente, Macri ganó con comodidad, con 65% de los votos.

APRESURADO...
María Eugenia Vidal. Foto: AFP
María Eugenia Vidal
Candidata a diputada Juntos por el Cambio

“Millones de argentinos dijeron basta y derrotaron la tristeza, la frustración, el enojo. Dijeron acá estamos: el triunfo es de ustedes. Hoy ganaste vos que pasaste un año encerrado y tuviste a tus hijos sin ir a la escuela, que fuiste a la Plaza de Mayo a dejar las piedras para honrar a tus seres queridos. No te pudieron derrotar y no pudieron con nosotros”, afirmó.

NO A LOS INMORALES
Javier Milei. Foto: La Nación (GDA)
Javier Milei
Candidata a diputado La Libertad Avanza

“Yo no dialogo con inmorales”, dijo cuando le consultaron si aceptaría participar de una convocatoria por parte del gobierno como la anunciada por Sergio Massa, titular de la Cámara de Diputados. La respuesta fue la misma en relación al PRO. “No necesitamos dialogar nada (...) los valores morales no se negocian”, afirmó rompiendo la veda electoral.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados