PANDEMIA

Coronavirus: tests para todos en la residencia del Papa en el Vaticano

Todos los que viven o trabajan en la "domus Santa Marta" fueron sometidos al test de hisopado de diagnóstico de COVID-19.

Vaticano. Foto: AFP
Vaticano. Foto: AFP

Pese a que ayer trascendió que una persona que vive en la residencia de Santa Marta resultó positiva y se encuentra internada en el hospital Gemelli, aunque no en terapia intensiva, el Vaticano siguió en silencio, sin confirmar ni negar algo más que importante, porque está directamente relacionado con el Papa.

Francisco, de 83 años, como es sabido, vive en la residencia de Santa Marta. Como no podía ser de otra manera, algunos medios italianos salieron el jueves a decir que Jorge Bergoglio fue sometido a un test-diagnóstico de coronavirus al que resultó negativo. Aunque esto tampoco fue confirmado por el Vaticano, desde tiempos inmemoriales reacio a dar noticias sobre la salud de un papa, La Nación pudo saber que es más que verosímil la versión.

De fuentes vaticanas, en efecto, pudo saber que todos los que viven o trabajan en la "domus Santa Marta" fueron sometidos al test de hisopado de diagnóstico de COVID-19.

Santa Marta es el hotel para eclesiásticos del Vaticano donde el exarzobispo de Buenos Aires decidió quedarse a vivir enseguida después de ser electo, el 13 de marzo de 2013, en lugar de hospedarse en el apartamento papal del Palacio Apostólico. Allí, como él mismo confesó, se hubiera sentido demasiado encerrado y hubiera tenido problemas "psiquiátricos".

MÁS

Cuatro casos

Hasta ahora el Vaticano sólo consignó la existencia de cuatro casos positivos de COVID-19: un monseñor oriundo de Bérgamo, la ciudad de Lombardía más castigada por la pandemia; dos funcionarios de los Museos Vaticanos y un empleado del sector de mercadería. Estas personas fueron puestas en aislamiento preventivo antes de resultar positivas y se encuentran en hospitales italianos o en su casa, indicó el Vaticano, que jamás confirmó el quinto caso, relativo a la persona que vive en Santa Marta, ahora también internada, pero no grave.

Desde el estallido de la emergencia y de la implementación de las medidas restrictivas por parte de Italia, el Vaticano se amoldó a la situación. El Papa, que se cree que realizó un primer test-diagnóstico de coronavirus cuando tuvo un resfrío que le impidió participar a fines de febrero del retiro de Cuaresma -tampoco jamás confirmado por el Vaticano-, cambió su estilo de gobierno.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados