TRANSICIÓN EN ESTADOS UNIDOS

Biden avanza en su gabinete y Trump con sus demandas de revisar el resultado electoral

El presidente electo avanza con la formación de su gabinete, mientras que el mandatario saliente gasta sus últimos cartuchos en la batalla legal.

Manifestantes pro-Trump manifestando en Atlanta contra los resultados de las elecciones. Foto: AFP
Manifestantes pro-Trump manifestando en Atlanta contra los resultados de las elecciones. Foto: AFP

Joe Biden y Donald Trump siguen en las mismas. El presidente electo avanza en la formación de su gabinete, mientras el mandatario saliente gasta sus últimos cartuchos en una batalla legal para revertir el resultado electoral que cada vez se le hace más improbable.

Biden, que asumirá el 20 de enero, ya designó a Ron Klain como su jefe de gabinete y a varios de sus futuros asesores.

La composición de su gobierno será más complicada. Sus ministros deberán ser confirmados por el Senado, donde los republicanos conservarán la mayoría a menos que los demócratas logren ganar dos elecciones parciales en enero.

La exembajadora ante la ONU y exasesora de Seguridad Nacional bajo la presidencia de Barack Obama, Susan Rice, podría ocupar el cargo de secretaria de Estado. Esta afroestadounidense de 56 años tiene muy buenas relaciones con Biden. Pero Rice se vio salpicada por la controversia sobre el ataque de 2012 a la misión diplomática de Estados Unidos en Bengasi, Libia, lo que podría complicar su confirmación.

El senador Chris Coons, de 57 años, tiene mayor consenso. Miembro del influyente Comité de Relaciones Exteriores, coopera regularmente con sus colegas republicanos.

También suena para el cargo de Secretario de Estado el senador Chris Murphy, más cercano al ala izquierda del Partido Demócrata, y el diplomático William Burns, número dos en el Departamento de Estado bajo Obama.

Lael Brainard, de 58 años, funcionaria de la Reserva Federal, parece la más indicada para convertirse en secretaria del Tesoro. Única demócrata entre los gobernadores de esta institución, se distinguió por oponerse a la desregulación del sector bancario e insistir en la lucha contra el cambio climático.

Fiel a su imagen de “unificador”, Biden quisiera nombrar a uno o dos republicanos en su equipo, lo que otorga chances para la FED a Meg Whitman, que fue candidata republicana a gobernadora de California en 2010. Mellody Hobson, copresidenta de un fondo de inversión, una de las mujeres negras más influyentes de Wall Street, podría beneficiarse de la aspiración de los legisladores afroestadounidenses de ver a una persona de color a cargo de las finanzas de Estados Unidos.

También están en carrera la expresidenta de la FED Janet Yellen y el afroestadounidense Roger Ferguson, quien por un largo tiempo estuvo a la cabeza de un fondo de pensiones.

Joe Biden, presidente electo de Estados Unidos. Foto: AFP
Joe Biden, presidente electo de Estados Unidos. Foto: AFP

Michele Flournoy, ministra delegada de Defensa con Obama, aparece con ventaja para la secretaría de Defensa. Poseedora de una vasta experiencia en el Pentágono, esta mujer de 59 años es respetada más allá de las filas de los demócratas y podría ser fácilmente confirmada en el Senado. De ser así, se convertiría en la primera mujer en encabezar un departamento cuya jefatura siempre ha sido ejercida por hombres blancos (al igual que el Tesoro).

Doug Jones, de 66 años, no pudo mantener su puesto como senador de Alabama, pero parece estar bien situado para convertirse en el secretario de Justicia. Jones era fiscal federal en 2002, cuando dirigió el proceso a exmiembros del Ku Klux Klan responsables del mortal ataque a una iglesia negra en Birmingham en 1963.

La exfuncionaria del Departamento de Justicia Sally Yates, de 60 años, también compite por este puesto, junto a Tom Pérez, un demócrata que integrara el gobierno de Obama.

Demandas de Trump.

Por su lado, el equipo de Trump sigue con sus reclamos de revisar el resultado electoral. Ayer miércoles propuso un recuento parcial en el estado de Wisconsin.

Los funcionarios electorales de Wisconsin, así como los de Georgia, dijeron que era muy poco probable que los recuentos en esos estados reviertan las derrotas de Trump. Biden ganó en Wisconsin por más de 20.000 votos, un 49,5% ante un 48,8% de Trump.

Donald Trump. Foto: Reuters.
Donald Trump. Foto: Reuters.

Biden ganó el voto popular a nivel nacional por más de 5,6 millones de votos, o 3,6 puntos porcentuales, mientras siguen recontándose aún algunos votos. En el Colegio Electoral, que reúne los resultados estatales y determina al ganador, Biden obtuvo 306 votos frente a los 232 de Trump. Para permanecer en el cargo, Trump tendría que anular los resultados en al menos tres de los estados más disputados de una forma sin precedentes para alcanzar los 270 votos electorales.

La mitad de los republicanos creen que hubo fraude electoral

Cerca de la mitad de los republicanos creen que Donald Trump “ganó legítimamente” las elecciones, y comparte la tesis de que hubo fraude para favorecer a Joe Biden, según un nuevo sondeo de Reuters/Ipsos.

El sondeo fue realizado entre el 13 y 17 de noviembre. En total, un 73% de los encuestados estuvo de acuerdo en que Biden ganó las elecciones, mientras que el 5% cree que Trump ganó. Pero cuando se les preguntó específicamente si Biden había “ganado legítimamente”, los republicanos expresaron sospechas. Un 52% de los republicanos dijo que Trump “ganó legítimamente”.

El sondeo mostró que el número de estadounidenses que sospechan del proceso electoral del país aumentó respecto a hace cuatro años. En total, un 55% de los adultos en Estados Unidos dijo que creía que las elecciones presidenciales del 3 de noviembre eran “legítimas y precisas”, lo que representa una baja de 7 puntos respecto a una encuesta similar que se realizó poco después de las elecciones de 2016 cuando ganó Trump.

Nancy Pelosi seguirá al frente de la cámara baja

Los legisladores demócratas reeligieron ayer miércoles a la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, de 80 años, para conducir al partido en la era Joe Biden y liderar su estrecha mayoría en la rama baja del Congreso. Pelosi, la principal enemiga del presidente saliente Donald Trump en el Congreso, preside la Cámara de Representantes desde 2003. Si bien en filas demócratas hubo propuestas para remplazar a los líderes del partido en la Cámara, también el número 2 Steny Hoyer y el número 3 James Clyburn están en camino de ser renovados en sus cargos. En el Senado, los republicanos son mayoría.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados