Publicidad

Berlusconi absuelto por sus fiestas “bunga bunga”

El actual senador, de 86 años, había sido acusado por la fiscalía de Milán del delito de corrupción por haber comprado el silencio de los participantes a sus polémicas fiestas en 2010.

Compartir esta noticia
Silvio Berlusconi, exprimer ministro de Italia
Silvio Berlusconi, exprimer ministro de Italia.
Foto: Archivo

Un tribunal italiano absolvió ayer miércoles al exprimer ministro Silvio Berlusconi de las acusaciones de soborno de testigos para que mintieran sobre sus fiestas sexualesbunga bunga”, poniendo fin a un escándalo de varios años.

El actual senador, de 86 años, había sido acusado por la fiscalía de Milán del delito de corrupción por haber comprado el silencio de los participantes a sus polémicas fiestas en 2010.

“Finalmente he sido absuelto tras más de 11 años de sufrimientos, calumnias y daños políticos incalculables”, reaccionó con un tuit Berlusconi.

“Esto porque he tenido la suerte de ser juzgado por magistrados que han sabido mantenerse independientes, imparciales y correctos ante las acusaciones infundadas que me atribuían”, agregó.

Veintiocho personas estaban imputadas por perjurio en el juicio, entre ellas varias modelos latinoamericanas, las cuales también fueron exculpadas.

Uno de los abogados de Berlusconi, Federico Cecconi, recordó que se trata de la tercera absolución por ese caso para su cliente. “Tres sobre tres, ya basta”, añadió.

Berlusconi, que no compareció ayer, ya había sido absuelto de las acusaciones de manipulación de testigos en 2021 en Siena y en 2022 en Roma.

El ex primer ministro -cuyo partido Forza Italia es un socio de la coalición gobernante de la primera ministra Giorgia Meloni- ha enfrentado innumerables juicios en las últimas décadas y ha ganado casi todos.

“Se trata de una excelente noticia, que pone fin a un largo proceso judicial que ha tenido importantes repercusiones en la vida política e institucional italiana”, dijo ayer Meloni.

Pese a los numerosos escándalos, procesos abiertos y sentencias condenatorias en primer grado, la única condena en firme que ha recibido Berlusconi en todos estos años fue en 2012 por fraude fiscal con su poderoso grupo Mediaset.

Ruby

El proceso de las fiestas es conocido como Ruby, en alusión a la marroquí Karima El-Mahroug “Ruby Rubacuore” (rompecorazones), como entonces apodó la prensa a la muchacha con quien Berlusconi mantuvo relaciones sexuales cuando ella era menor de edad. El primer proceso Ruby, le valió a Berlusconi una condena a siete años en junio de 2013 por prostitución de menor y abuso de poder en primera instancia. Pero fue absuelto definitivamente en marzo de 2015 por la Corte de Casación.

En el caso conocido como Ruby-bis fueron juzgados varios amigos y colaboradores cercanos a Berlusconi, tras ser acusados de haberle proporcionado jóvenes prostitutas para sus veladas.

Los magistrados, convencidos de que Berlusconi había pagado millones de euros a numerosas personas por su silencio, abrieron una nueva investigación en 2017, que determinó ayer miércoles con su absolución en primer grado.

Para la fiscalía, el silencio de esas jóvenes le costó al magnate unos diez millones de euros (casi lo mismo en dólares) entre 2011 y 2015, incluido los siete millones para Ruby.

La defensa de Berlusconi afirma que el dinero entregado era una compensación por los daños a la reputación de las personas implicadas en el caso e insistió en que fue juzgado por su “generosidad”.

Durante su requisitoria, la fiscal Tiziana Siciliano describió en cambio a Berlusconi como una suerte de “sultán” que solía “animar sus veladas con un grupo de odaliscas, esclavas sexuales a sueldo, contratadas para entretener”.

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

Silvio Berlusconiitalia

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad