CAMPAÑA "VIVIR SIN MIEDO"

Papeleta del “Sí” a la reforma constitucional está en todas las listas blancas

La reforma constitucional se vota al mismo tiempo que la elección nacional. Al no existir una papeleta por el “No”, quienes no coloquen la hoja por el “Sí” en el sobre de votación, estarán votando de forma negativa indirectamente.

Papeleta por el "Sí" a la reforma constitucional que impulsa el senador Jorge Larrañaga. Foto: Leonardo Mainé
Para que la reforma impulsada por Larrañaga sea aprobada, necesita el 50% más uno de los votos válidos. Foto: Leonardo Mainé

Fueron tres minutos esperando un ómnibus en Plaza Cagancha, y en los puestos de reparto de listas blancas, en esos 180 segundos y poco, pasaron 13 personas pidiendo la papeleta del “Sí” a la reforma constitucional en materia de seguridad pública -Vivir Sin Miedo-. Lo novedoso es que ninguno de esos puestos era de la lista 2004 de Jorge Larrañaga, principal impulsor del plebiscito.

La observación realizada por el periodista de El País no tiene valor estadístico, pero sí refleja una alta demanda por la papeleta en los primeros días que los militantes salieron a repartirla.

En pocos metros de la céntrica plaza se ubicaron puestos de distribución de las principales listas del Partido Nacional. El sector Aire Fresco, identificado con la lista 404, el Espacio 40, la lista 880 de Juan Sartori y la lista 71 del Herrerismo, anexaron la papeleta del “Sí” a su hoja de votación.

Previamente a la impresión de las hojas, el sector Alianza Nacional, liderado por Larrañaga, y la lista 252 de Carlos Iafigliola iban a ser los únicos que ensobrasen (anexen) la lista del “Sí” a sus planchas para el Parlamento.

Esta práctica es clave para los impulsores de la consulta popular.

La reforma constitucional se vota al mismo tiempo que la elección nacional. Al no existir una papeleta por el “No”, quienes no coloquen la hoja por el “Sí” en el sobre de votación, estarán votando de forma negativa indirectamente.

Es decir: el plebiscito solo recibirá voluntades positivas y para lograr su aprobación tendrá que obtener el 50% más un voto de los emitidos.

En las experiencias previas de plebiscitos, cuando una consulta de este tipo tiene poco apoyo de estructuras partidarias que “ensobren” la papeleta, el resultado es negativo.

El Frente Amplio, Cabildo Abierto, el Partido Independiente y el Partido de la Gente anunciaron que no apoyarían la reforma. Por ese motivo no repartirán la papeleta del “Sí”.

Jorge Larrañaga. Foto: Fernando Ponzetto
Jorge Larrañaga, impulsor de la reforma constitucional. Foto: Fernando Ponzetto

En el caso del Partido Colorado la gran mayoría no está de acuerdo con la propuesta, sin embargo su candidato, Ernesto Talvi, dijo que dejaba “en libertad de acción” a las diferentes agrupaciones en el caso que quisieran repartir la papeleta.

Es así que algunas agrupaciones repartirán la hoja del “Sí” para que la reforma alcance los votos necesarios.

La situación es distinta en el Partido Nacional. El candidato presidencial Luis Lacalle Pou no está de acuerdo con la reforma. Por eso no firmó para impulsarla, como tampoco sus sectores juntaron firmas para la campaña “Vivir sin miedo”.

Sin embargo, para esta etapa de consulta oficialmente las tres listas al Senado del sector “Todos” (Aire Fresco, Espacio 40 y Herrerismo) anunciaron que tendrían a disposición de la ciudadanía la papeleta del “Sí”.

Esto no implicaba la idea de “ensobrar”. Es decir que solo la repartirán si la persona que se acerca la solicita. Tampoco la incluirán doblada adentro de su plancha al parlamento como sí lo hace Alianza Nacional.

Sin embargo, en la recorrida que hizo El País ayer jueves por el centro de Montevideo corroboró que la mayoría de los puestos de distribución de las listas blancas sí ensobran y anexan la papeleta del “Sí” a sus hojas de votación parlamentarias.

Es más. En uno de los quioscos de la lista de Juan Sartori se habían quedado sin papeletas para impulsar la reforma y recurrieron al puesto de la lista 404 para pedirle “algunas” -dijo el joven que las pedía en presencia de El País- para poder seguir repartiendo.

Del otro lado de la avenida 18 de Julio, sobre la Plaza Cagancha, el puesto de Alianza Nacional de la lista 2004, recibía varios pedidos solo de la hoja de votación del “Sí”. “Llévela completa y así la puede ver. Después si quiere se queda solo con el Sí”, decía la mujer que las repartía.

En una conferencia de prensa el lunes pasado el diputado de Alianza Nacional, Jorge Gandini, explicó que la papeleta estaba siendo muy demandada. “Está saliendo como pan caliente”, remarcó.

“Hay algunos que no se animan a decir porque son frenteamplistas y ya la quieren tener. Defendemos el Sí de la reforma convencidos que este es el principal problema del país”, dijo el legislador blanco.

Larrañaga, en tanto, dijo que será la expresión política más votada. “Exactamente hoy, si vamos en términos de estudios de opinión pública, la aceptación de la reforma duplica al Frente Amplio”, declaró.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)