PARLAMENTO

Cabildo Abierto traerá discusión de ley de medios a la Rendición de Cuentas

El proyecto de Rendición de Cuentas comenzará a discutirse el miércoles 1º de setiembre en el Senado, con algunos temas que los cabildantes entienden que no fueron zanjados aún.

Cámara de Diputados. Foto: Darwin Borrelli
Cámara de Diputados. Foto: Darwin Borrelli

El presidente Luis Lacalle Pou lo repitió más de una vez en los últimos días en relación a distintos temas: la coalición que lidera es, precisamente, un grupo integrado por cinco partidos que deben ser escuchados por el gobierno y por el Partido Nacional. Eso no significa, se sabe, que se concedan todos los reclamos, pero tampoco que se eviten negociaciones que en algunos casos parecen eternas, como varias que tienen de protagonista a Cabildo Abierto, el partido liderado por el senador Guido Manini Ríos.

Así ocurrirá ahora tras la superación del primer capítulo de la discusión del proyecto de Rendición de Cuentas que terminó de votarse el viernes pasado en la Cámara de Diputados, y que comenzará a discutirse el miércoles 1º de setiembre en el Senado, con algunos temas que los cabildantes entienden que no fueron zanjados aún.

Pero también habrá otro asunto por fuera de esto, que se venía tratando en el proyecto de la nueva Ley de Medios, y que los senadores de Cabildo plantearán discutir en el marco de la Rendición: que los cableoperadores queden explícitamente habilitados a “brindar servicios de banda ancha y acceso a internet mediante el empleo de redes propias”, de acuerdo un borrador que ya tienen preparado los cabildantes, al que accedió El País (ver nota aparte).

Se trata de una de las disposiciones que se han debatido hasta el cansancio en la comisión de Industria de Diputados -donde la nueva norma sobre medios se viene discutiendo hace más de un año- junto con otros artículos que plantean, por ejemplo, ampliar la cantidad de licencias para brindar servicios de comunicación que puede tener una persona física o jurídica, a cuatro en el caso de Montevideo, y seis si es en el interior.

Como esta discusión está “trabada” en estos puntos y otros desde hace varias semanas -desde abril de 2020, si se toma en cuenta la fecha en que ingresó el proyecto- los cabildantes decidieron entonces que al menos la disposición sobre los cableoperadores se incluya en la Rendición.

Según supo El País, el primero en proponer informalmente este tema fue el diputado Sebastián Cal, pero los legisladores blancos se opusieron, por lo que la tarea de negociar esta posibilidad recaerá ahora en los senadores de Cabildo.

Dos discusiones

De todos los asuntos que fueron discutidos durante un mes y medio en Diputados, que tuvieron altos niveles de tensión en las últimas horas de la discusión en el plenario, Cabildo Abierto ya tiene dos temas en la mira para seguir tratando en el Senado. No obstante, no será fácil, porque en el Partido Nacional, “a priori”, no hay buena disposición para volver a discutir los temas “que se cerraron” en la cámara baja, señalaron fuentes parlamentarias. Pero los cabildantes lo harán igual.

Uno de esos asuntos es el artículo que propone desarmar la Dirección General de Comercio del Ministerio de Economía para crear en su lugar una Dirección Nacional de Zonas Francas. Los cabildantes ya han pedido mayor información al Poder Ejecutivo, pero todavía no han tenido respuesta, según dijo a El País el diputado Álvaro Perrone, para quien las 11 zonas francas que hay en el país y que nuclean a 15 mil personas no son suficiente argumento como para justificar la creación de la nueva dirección.

“En este plazo vamos a seguir las discusiones con el Ejecutivo, a ver de qué se trata y por qué es tan importante el desarme de la Dirección de Comercio”, dijo el legislador.

El otro tema que sigue preocupando a Cabildo es la eliminación de la obligación de Ancap de mezclar 5% de biodiesel para el gasoil, un mecanismo propuesto por el ministro de Industria, Omar Paganini, para poder reducir el precio del combustible, y que también fue aprobado en Diputados.

Esto también pasará a discutirse en la Cámara de Senadores porque el temor es que, como consecuencia de esa decisión, el Estado se exponga a la posibilidad de juicios por parte de la planta de Cousa, con la que ALUR tiene contrato hasta 2028, y es clave en la producción del biodiesel. “Hay que buscar una salida para que el Estado después no se coma juicios, como por ejemplo ocurrió con Pluna”, ejemplificó Perrone.

Blancos buscarán acuerdo general con CA

Para destrabar las negociaciones que la coalición tiene trancadas en el Parlamento por la postura de Cabildo Abierto -tanto por oponerse a proyectos como a la hora de promover iniciativas que no reúnen consenso- en el Partido Nacional depositan sus fichas en la mesa coordinadora creada a fines de julio.

La idea de los blancos es que en ese ámbito, del que además de los coordinadores de bancada de todos los socios también participa el secretario de Presidencia, Álvaro Delgado, se llegue a un acuerdo macro en torno a varias de las leyes que no han tenido avance en el último tiempo. Entre ellas se encuentra la nueva ley forestal -que procura limitar la cantidad de tierra dedicada a la forestación-, que es promovida por los cabildantes en alianza con el Frente Amplio, y que el presidente Lacalle Pou ya anunció que vetaría si el Parlamento termina aprobándola.

La mesa coordinadora, que volverá a sesionar en los próximos días, también será la instancia para avanzar en la propia ley de medios, así como en la Rendición de Cuentas, y para discutir una de las últimas iniciativas que presentó Manini Ríos: una ley que habilite a los imputados y condenados mayores de 65 años que se encuentren en la cárcel a que continúen en prisión domiciliaria. Esta propuesta se formuló sobre una fundamentación sanitaria, ya que “busca proteger a la población de mayor riesgo ante la posibilidad de surgimiento de un brote de COVID-19”, de acuerdo al texto del proyecto, que también hace referencia al “grave problema la superpoblación carcelaria”.

Lo que quiere cabildo con las empresas de cable

El objetivo de Cabildo Abierto en la habilitación a los cableoperadores para que también puedan ofrecer internet es que el texto deje por fuera de este beneficio a empresas grandes de televisión satelital, como Direct Tv. Porque de no establecerlo por escrito eso que quieren evitar ocurriría por la vía de los hechos, ya que la nueva ley de medios plantea derogar la norma vigente en su totalidad.

Y como la ley actual establece a texto expreso que “las personas físicas o jurídicas que presten servicios de comunicación audiovisual (...) no podrán, a su vez, prestar servicios de telecomunicaciones de telefonía o de transmisión de datos”, al quedar esto sin efecto todos los actores del mercado quedarían habilitados a brindar ambos servicios en simultáneo. Cabildo también busca que la autorización para las empresas de cable sea sin perjuicio de los acuerdos que estas tengan con “otros prestadores en igual área de cobertura a la de sus respectivas licencias para abonados”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados