EN PUNTA GORDA

Murió el acusado por crimen de “Plef”

El pasado jueves falleció el principal investigado por la muerte del artista plástico Felipe Cabral.

Casa donde asesinaron a Felipe Cabral. Foto: El País
La casa donde asesinaron a Felipe Cabral. Foto: El País

El principal investigado por la muerte del artista plástico Felipe Cabral, “Plef”, falleció de muerte natural el pasado jueves, según dijeron fuentes de la investigación. Se trataba de un hombre de 77 años, jubilado tras desempeñarse como funcionario administrativo de la Cámara de Senadores.

El crimen ocurrió el 16 de febrero pasado en la entrada de una residencia desocupada de en la Rambla República de México y Belastiquí, en el barrio Punta Gorda. Hasta ese lugar llegó el artista a sacarle fotos a un grafitti que había pintado.

En determinado momento se sentó bajo un árbol, en un muro lindero con la casa del investigado. Allí recibió un tiro en el parietal izquierdo, justo del lado en que está la casa del hombre ahora fallecido.

No hubo forma de probar la autoría del disparo y nunca se encontró el arma utilizada. De todas maneras, se pudo probar que el tiro podía tener un único origen, pero no se supo si fue desde adentro de la casa o desde afuera. Sin embargo, no se pudo establecer los movimientos que hizo el joven previo a recibir el disparo, según explicó la fiscal Mirta Morales.

El 22 de febrero la justicia imputó al hombre tráfico de armas debido a que tenía pistolas y escopetas sin registrar. Aquella audiencia de formalización se produjo en un marco extraño debido a la enfermedad terminal que padecía el imputado, quien debía sacarse y ponerse una nariz ortopédica.

La investigación policial implicó un análisis minucioso de todos los posibles ángulos de tiro. Se rastrearon las imágenes de las cámaras de seguridad del barrio. Pero ninguna de ellas aportó una toma contundente que permitiera imputar a alguien.

Días atrás la fiscal confirmó que la investigación sobre el caso nunca se detuvo y que se seguían procesando datos e informaciones. De hecho, el trabajo de la Fiscalía no se centraba únicamente en uno de los integrantes de la casa contigua, según se pudo saber.

El artista asesinado, hijo del músico “Chichito” Cabral, era un militante político y social que fue reconocido con murales callejeros por sus compañeros de diversas organizaciones de izquierda.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados