JUSTICIA

Ministerio de Vivienda: fallo a favor tras multa de $ 4 millones

La Justicia aceptó como condena que el Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial subsidie el alquiler a una familia demandante.

Fachada del Ministerio de Vivienda. Foto: Estefanía Leal
Fachada del Ministerio de Vivienda. Foto: Estefanía Leal

El conflicto judicial que mantienen el Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial (MVOT) y una familia que presentó un recurso de amparo para acceder a una casa luego de recibir una orden de desalojo de un asentamiento, tuvo este lunes un nuevo capítulo.

La cartera liderada por la ministra Irene Moreira, que estaba dispuesta a agotar todas las vías jurídicas para no pagar una multa de $ 4 millones por demorarse en cumplir con la sentencia inicial de condena, obtuvo un segundo fallo favorable en menos de dos semanas.

El 2 de junio, la sentencia de un Tribunal de Apelaciones de Familia hizo lugar a la recusación planteada por la cartera contra el juez Daniel Erseguer, quien la había condenado a pagar esa cifra por considerar que el subsidio del alquiler a la familia demandante no era forma de cumplir con la sentencia, por lo que la el ministerio continuaba en omisión. El juez había adelantado su opinión contraria al MVOT cuando no correspondía que lo hiciera, ya que la cartera estaba en plazo para presentar descargos, según consideraron los magistrados del Tribunal.

Y ahora, una vez recusado Erserguer, el caso cayó en manos de la jueza Ana Bueno, quien falló este lunes que el MVOT sí cumplió con la condena original -del 6 de abril- al proponer un subsidio por $ 16.162,32 mensuales, y aceptó dar trámite a la apelación contra el monto de la multa, algo a lo que también Erserguer se había opuesto.

La jueza Bueno entendió -basada en el artículos del Código Civil y del Código General del Proceso- que la condena de “brindar una solución habitacional” implica una “obligación de hacer” y no necesariamente “dar” materialmente una vivienda, tal como estableció en la sentencia a la que accedió El País.

Pero además tampoco consideró que fuera responsabilidad del MVOT asumir los costos de la mudanza de la familia que vive en el asentamiento Nuevo Comienzo, ni hacerse cargo de los gastos del eventual intermediario contratado para obtener la casa. Así lo había ordenado Erserguer, para quien “dirigirse a una inmobiliaria como intermediaria entre las partes habitualmente requiere gastos conexos como ser generalmente el pago de un mes de alquiler por concepto de contrato”.

Dos familias del asentamiento Nuevo Comienzo esperan que el MVOT les entregue una casa. Foto: Estefanía Leal
Pobladores del asentamiento Nuevo Comienzo. Foto: Estefanía Leal (Archivo El País)

Por el contrario, Bueno sostuvo que la familia “deberá hacerse cargo de todos los gastos devenidos de la mudanza” y su logística, e incluso “cualquier otro gasto conexo”, aunque sí estableció algunas exigencias al ministerio.

“Es dignificante que la familia pueda elegir el hogar donde habitar, el barrio donde hacerlo y de este modo elegir una vivienda que cumpla con los estándares establecidos en la sentencia”, definió, basándose en el Pacto de Derechos Económicos, Sociales y Culturales de la ONU de 1991, y que Uruguay ratificó. En ese sentido, Bueno dejó constancia de que los demandantes deben contar con “protección jurídica” respecto a la casa que obtengan, lo que debe impedir que sean desalojados. Y además señaló que la vivienda debe estar cerca de servicios esenciales, tener espacio interno suficiente, no puede tener humedad y debe estar provista de elementos para rechazar el frío, el calor y la lluvia, entre otros requisitos.

“Se mantendrá el subsidio mientras subsistan las condiciones de vulnerabilidad social, lo que implica un seguimiento por parte del ministerio”, recordó la magistrada.

Pago de multa.

Lo que todavía resta por definir todavía es el valor de la multa que deberá pagar el MVOT, aunque fuentes judiciales adelantaron a El País que por lógica será un monto menor a los $ 4 millones que había determinado Erserguer. La ley dispone que las sentencias de amparo deben cumplirse con una demora máxima de 24 horas. Ahora, según el último fallo, el plazo de incumplimiento del MVOT dejó de correr, y en todo caso lo que podría sancionarse con multa es el tiempo transcurrido entre el 6 de abril (fecha de la condena) y el 3 de mayo, cuando se propuso el subsidio.

El otro caso sobre el que se espera resolución

El abogado Juan Ceretta, a cargo de la defensa de los otros dos grupos familiares del asentamiento Nuevo Comienzo que también presentaron un recurso de amparo en marzo, espera por otro fallo de la Justicia, que definirá si la cartera cumplió o no con la condena. De las tres familias que demandaron con éxito al ministerio, solo una recibió una casa. Luego el MVOT se quedó sin ”stock”. En los otros dos casos ofreció el subsidio de un alquiler, lo que fue rechazado por Ceretta, quien solicitó entonces a la Justicia que intime y multe a la cartera por incumplimiento.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados