Temas del día:

Publicidad

El olor corporal puede cambiar en la menopausia y convertirse en una incomodidad para algunas mujeres

La caída de estrógeno puede desencadenar sofocos y sudores nocturnos, lo que significa que simplemente sudas más y puede generar más olor.

Mal olor
Mal olor.
Foto: Freepik.

¿Qué es ese olor? Sí, el olor corporal puede cambiar en la menopausia. Un síntoma un poco bizarro pero fácil de controlar. Tal vez el más fácil.

Si estás en la perimenopausia quizás ya empezaste a sentir que tu cuerpo huele distinto. Que el desodorante 24h que usaste por años ya no tiene el mismo efecto y que tus axilas están raras, medio pegajosas y pesadas. Aunque sea rarísimo, es normal.

Los desequilibrios hormonales y el olor corporal van de la mano. La caída de estrógeno puede desencadenar sofocos y sudores nocturnos, lo que significa que simplemente sudas más, lo que a su vez puede generar más olor.

Pero, ¿sabés por qué con el sudor viene el mal olor? El sudor en sí mismo no tiene olor, es totalmente inodoro. El tema es cuando se combina con bacterias en la piel, ahí que las cosas empiezan a apestar.

También existe una diferencia entre el sudor provocado por una actividad física o calor y el sudor de ansiedad. El sudor de ansiedad es producido por las glándulas apocrinas, que se encuentran en las áreas de la axila y la ingle, y es un sudor graso que a las bacterias les encanta y por eso puede ser más maloliente.

La buena noticia: como pasa con muchos de los síntomas de esta etapa, cuando las hormonas se vuelven a estabilizar después de la menopausia, el olor corporal también vuelve a la normalidad. Pero, hasta entonces, hay maneras de sentirse más fresca:

  • Toallitas húmedas: son geniales para refrescarte rápidamente. Preferentemente las que tienen el pH balanceado, con Aloe vera.
  • Consumí Zinc y Magnesio: el zinc se encuentra en las ostras, el tofu, el pollo, el yogur y los hongos. Los alimentos ricos en magnesio incluyen espinacas, semillas de calabaza, habas, atún, arroz integral y almendras.
  • Ropas: preferí telas naturales como el algodón, la lana y la seda que permiten que la piel respire. Para hacer ejercicio, las telas sintéticas como el poliéster o el nailon alejan el sudor de la piel para que se evapore más rápido.
  • Comé más verdes: agregar espinaca, acelga y otras verduras a tu dieta aumentará tu consumo de clorofila que tiene algunas propiedades desodorantes.

Equipo No pausa

Miriam y Milagros, de No Pausa

No Pausa, es un emprendimiento web surgió luego de que la periodista Miriam De Paoli se encontrara con los primeros síntomas de la menopausia. Ante la falta de información y sus dudas decidió llenar el vacío formando un equipo, creando un sitio y comunidad que sirviera para hablar de un tema que aún es tabú.

Podés sumarte a la comunidad de No Pausa a través de sus redes sociales y su sitio web.

Temas relacionados

No pausamenopausia

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad