Bienestar

Lore Nutri: ¿Cómo congelar correctamente frutas y verduras?

Lorena Balerio nos comparte consejos para aprovechar al máximo el freezer pero también las cualidades de los alimentos que congelamos.

congelar alimentos

En el plan de reducir la movilidad y salir menos por compras, no es mala idea comprar más de lo que se necesita de algunos vegetales y stockearse, usando el método de congelar. Este es un gran aliado en todo momento, sobre todo cuando tenemos buena oferta y precios bajos, para prever épocas donde escasea (sé que a muchos les vendrá a la memoria cuando el morrón llego a estar a más de 300 pesos el kilo).

Frutas y verduras, al igual que carnes, pescados y mariscos, se pueden congelar. La clave es saber sacarle el máximo provecho y desterrar algunos falsos conceptos sobre el tema.

“Si congelo no va a ser lo mismo que el alimento fresco”. Este siempre ha sido un tema de polémica en cuanto a lo que refiere a la calidad nutricional. Es importante resaltar que el proceso de congelación no altera las cualidades de los alimentos. En el caso de las verduras congeladas, la proporción de vitaminas que éstas tienen después de cocidas, es similar a la que puedan tener las verduras frescas tras ser cocinadas. Es más, en muchos hogares tenerlos congelados puede ser una estrategia excelente para disponer siempre de alimentos saludables a mano.

¿Cualquier verdura se puede congelar?

Lamentablemente no porque algunas texturas se arruinan por completo. Es el caso de verduras que tienen mucha agua o que se suelen comer crudas como lechuga, rúcula, tomate, pepino, papa o apio.

Los que sí toleran bien son: el ajo, la cebolla, puerro, morrones (limpios, sin semillas y troceados), el zapallito, la calabaza, acelgas y espinacas, berenjenas, repollos, coles y zanahoria.

¿Cómo congelar?

Lo primero es asegurarte que la verdura que vas a congelar está en perfecto estado: limpia, sin golpes, ni partes machucadas.

Luego cortar y trozar las verduras. Primero que nada por logística de espacio; cortándolos evitarás que ocupen más espacio del que deberían.

Segundo por practicidad, para poder racionar en porciones de acuerdo al uso que le den en casa. Es muy común, sobre todo con las carnes, congelar sin percatarnos del tamaño o volumen y al descongelar la cantidad excede a lo que pensás cocinar en el momento.

Un gran mito es sobre si se puede congelar un alimento que se descongeló, y acá la respuesta: Siempre que descongelamos no se puede volver a congelar un producto salvo que se haya sido cocido. Por ejemplo: si tenías acelga congelada, hiciste una pascualina y te sobró, si se puede ser congelada la pascualina, pero si me sobro espinaca y no la utilicé no puedo volver a congelarla.

Escaldar, un paso previo fundamental

Estarás pensando, ¿qué es escaldar? Te diré que es algo que has hecho, incluso sin saber el nombre, en el caso de los tomates para sacarles más fácil la cáscara o con las espinacas para mantener su color natural. Escaldar consiste en “sumergir por un instante algo en agua hirviendo” y en nuestro caso para congelar es fundamental para fijar nutrientes y evitar posibles contaminaciones.

Con el escaldado se inactivan las enzimas que podrían seguir actuando a temperaturas de congelación, y que generan olores y sabores feos, así como colores pardos indeseados.

¿Cómo escaldar? Como te dije es muy sencillo se sumergen las verduras ya limpias y cortadas en agua hirviendo de 1 a 3 minutos (Siendo menor el tiempo en verduras más delicadas y blandas) y luego pasarlos a agua muy fría para frenar la cocción. Incluso se puede usar agua con cubos de hielo, en especial si haces tandas de alimentos a medida que se va templando el agua pierde efectividad el proceso. Después, secarlas y escurrir para empezar a envasar.

Nutritips: es muy importante secar bien las verduras. Si las congelamos y están húmedas, el efecto del congelador puede quemarlas. Al momento de usar las verduras congeladas te aconsejo que las cocines y no las consumas en crudo principalmente porque su textura y sabor, a pesar de estar correctamente congelados, se verán disminuido.

¿Se puede congelar en cualquier recipiente?

Lo ideal sería usar el envasado al vacío, para eliminar el aire que queda dentro de la bolsa y prevenir oxidación pero no todos tenemos las maquinas envasadoras así que las bolsas herméticas son una buena solución.

Una opción que ocupa más espacio son los tuppers. Regla de oro para estos recipientes es dejar un dedo de margen entre la verdura y la tapa, porque algunas verduras que aumentan su tamaño al congelarse.

El papel film es la opción más sencilla, pero no nos asegura realmente que no va a entrarle nada a nuestro alimento, ni que no sufrirá quemaduras del congelador salvo que lo usemos en cantidades abundantes. Si es buena opción cuando congelamos en el corto plazo, o sea a unos pocos días.

¿Y las frutas?

A diferencia de las verduras, no se les hace escaldado porque se ablandan y esto altera sus propiedades sensoriales

Existen excepciones que aguantan bien el congelado, como los frutos rojos o del bosque (frutillas, frambuesas, arándanos). También los cítricos, si se pelan y se desgajan, aguantan moderadamente bien pero no serán lo mismo que en fresco.

Algunas como la banana en trozos se puede guardar y usar para algún smoothie, pero la mayoría de las frutas si queremos consumirlas frescas, no es buena idea congelarlas. La mayoría aprovecharemos en compotas o repostería.

Acá les dejo el paso a paso que hago cuando es temporada de frutillas.

¿Cuánto duran en el freezer?

Que un producto esté congelado no significa que se quede de por vida su período máximo oscila entre los ocho meses y el año, siendo de 3 meses en casos de sopas, caldos y los cítricos antes nombrados.

Al momento de congelar acostúmbrate a anotar en el pack la fecha de congelación para luego seguir la regla de todo freezer y despensa: “primero que entra, primero que sale”.

Si bien congelar lo hacemos todos, espero que esta mini guía te ayude a empezar a hacerlo de la manera correcta para aprovechar al máximo sus cualidades.

conocé a nuestra columnista
Lorena Balerio
Lorena Balerio
Licenciada en Nutrición.Dicta charlas y talleres y promueve la alimentación real y saludable. Consultas personalizadas a domicilio y online

Podés seguirla en su redes sociales Instagram y Facebook.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados