Negocios

Inswitch, la fintech uruguaya que tiene la tecnología para hacer un WeChat en Latinoamérica

La empresa invirtió US$ 10 millones para cambiar su modelo de negocios a fintech as a service; el objetivo de este año es crecer un 40% en ingresos.

Executive chairman y CEO de Inswitch, Ronald Albarenga
Ronald Alvarenga. El salvadoreño asumió como executive chairman y CEO de Inswitch en 2020. (Foto: Francisco Flores)

El 2020 fue el año de la pandemia. De su mano, el de la digitalización y la aceleración de los pagos online. En ese contexto, la fintech uruguaya Inswitch —creada en 2001 y especializada en tecnologías financieras integradas, principalmente soluciones de pago digitales— invirtió cerca de US$ 10 millones para reformular su modelo de negocio. Así, pasó de ser proveedor de software a uno de servicios (fintech as a service), comenzó a ofrecer sus productos en la nube y a demanda y escalar a nivel global.

El flamante executive chairman y CEO, Ronald Alvarenga, informó que la mayor parte del desembolso fue en Uruguay para tecnología, desarrollo, seguridad y captación de talento (este año creció el equipo). Otro tanto fue en la apertura de oficinas en Brasil hace cuatro meses, México hace un mes y en 15 mercados de África. También, al proceso de iniciar operaciones en Colombia, Perú, República Dominicana y Asia.

La incorporación de este ejecutivo salvadoreño aportará sus muchos años de experiencia en banca tradicional, empresas de telecomunicación y fintechs, tiene como tarea desarrollar la propuesta de valor enfocada al servicio y catapultar la empresa a nivel global.

En Inswitch su expertise se volcará en ofrecer soluciones financieras fáciles de implementar. «Por ejemplo, si alguien quiere lanzar un banco digital, tenemos todas las herramientas tecnológicas listas para usar, la infraestructura, las integraciones, conocemos los métodos de pago en cada país y a través de una API integrar y procesar pagos interbancarios, a centros de pagos físicos y tarjetas de crédito», detalló.

Executive chairman y CEO de Inswitch, Ronald Albarenga
Alvarenga. Llega con gran experiencia en banca tradicionales, empresas de telecomunicaciones y fintech. (Foto: Francisco Flores)

Con el nuevo modelo de negocio, por otra parte, la empresa amplió su cartera de clientes, principalmente nuevos rubros que aceleraron sus procesos de digitalización como tiendas de e-commerce, transporte compartido, bancos no tradicionales, empresas de distribución de consumo masivo.

«Hoy, un 80% de los nuevos clientes adquieren este nuevo formato de servicios. Por ejemplo, firmamos contrato con una empresa de distribución de bebidas global para hacer la implementación de estos productos en diferentes países para proveer de una herramienta de cobro digital», ilustró Alvarenga. La meta es cerrar 2021 con un crecimiento de ingresos de 40%.

Evolución fintech

Pese a la avanzada fintech, Alvarenga asegura que en América Latina el futuro es combinar banca tradicional y tecnológicas. Por ello, si bien Inswitch ofrece el abanico necesario para crear un servicio de pago al estilo WeChat (red social China) «existen trabas regulatorias para que se implementen».

«En este continente el componente de los bancos es muy fuerte. En Asia las empresas de tecnología aprovecharon muy bien para posicionarse sin necesidad de las tarjetas; en esta región el modelo es más de interconexión entre modelos tradicionales y modelos nuevos. En nuestro portafolio tenemos bancos tradicionales que lanzan bancos digitales en un esfuerzo de time to market, porque la pandemia aceleró todo y, si los bancos no reaccionan a tiempo, entran otros jugadores a suplir esa falta de oferta», remarcó.

Asegura que hace tres años se consideraba a las fintech enemigas, pero ya no tanto: «La fortaleza radica en entender qué rol jugará cada uno. En EE.UU., la relación con el consumidor final ya la manejan Amazon, Facebook, Apple; tienen la gran masa de usuarios y siguen incorporando más productos financieros. Si un banco no se reinventa, quedará relegado a ser proveedor de licencias bancarias y manejar la regulación con el banco central».

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados